martes, noviembre 24, 2009

Noticias MVS del 24 de noviembre con Carmen Aristegui



Noticias MVS con Carmen Aristegui

Plaza Pública con Miguel Ángel Granados Chapa · 24 de noviembre de 2009








Descargar Plaza Pública del 24 de noviembre

Llamarada de petate el regaño calderonista a los empresarios

Álvaro Cepeda Neri

Durante el estira y afloja para dictaminar y enmendar los ingresos federales que se sacarán mayormente de los trabajadores públicos y privados, el señor Calderón repitió la dosis de regaños a los empresarios que evaden, con miles de trampas de sus contadores, el pago de impuestos.

Hace tiempo, un sábado por la mañana el inquilino de Los Pinos (que no paga luz, teléfono, comida, choferes, celulares y hace fiestas con cargo a los dineros del pueblo) dictó durísima filípica a los dueños de la riqueza, banqueros, inversionistas y, en suma, a todo el sector empresarial. Fue un discurso característico de una cruda o de otra manera no se explica cómo Calderón, panista proclive a los ricos, asumía la personalidad de su rival López Obrador con un discurso fulminante contra los económicamente poderosos.

Los que tuvieron conocimiento de esa andanada antiempresarial, no daban crédito y que Calderón no estaba en sus cinco sentidos, ya que fueron los empresarios y más los de tendencia derechista, religiosa y antilaica, quienes aportaron sumas millonarias a su campaña (como las de la familia de Mouriño y éste, cuando quiso cobrar facturas se “accidentó”).

Desde ese sábado no volvió Calderón a alzar la voz contra sus aliados y beneficiarios. Pero, como los empresarios y socios criticaron la propuesta calderonista para obtener multimillonario presupuesto de gastos, entonces el panista los acusó de no pagar impuestos.

Los dimes y diretes no duraron. El regaño fue una llamarada de petate. Y es que los empresarios regresaron a las componendas, con el apoyo-complicidad de diputados y senadores, con las estrategias de abstenerse, abandonar las sesiones o uno que otro votar en contra para que, finalmente, Calderón tenga billones de pesos extraídos de los bolsillos de los mexicanos, de las utilidades cada vez mas magras de Pemex.

Calderón y los empresarios se reconciliaron para repartirse el botín, mientras uno de ellos, al que hizo millonario su papá, Miguelito Alemán Jr. anda diciendo que les preocupa la explosiva situación social.

Como dice la letra de la canción: “duró lo que dura una flor” y tal vez menos, pues en cuestión de días Calderón y los empresarios chocaron las manos, se dieron besos (no como los de Gorvachov y Breznev, los ex presidentes de la mitad de Alemania y la antigua URSS, que acostumbran boca a boca), y acordaron la paz de su mutua complicidad.

Después de todo los legisladores federales, con berrinches teatrales los más, aprobaron cobrar más impuestos y aumentar los vigentes a los mexicanos que cumplen al pie de la letra los requerimientos fiscales, los cautivos a quienes sus patrones les descuentan los impuestos y otros más que no pueden o no quieren eludir sus obligaciones.

Esto mientras los multimillonarios, los millonarios y los ricos (como Televisa, TV-Azteca, Roberto Hernández ex casi dueño de Banamex y otros) seguirán cubriendo, cuando mucho, el uno por ciento de lo que deberían pagar. Somos la nación donde los pobres pagan y la oligarquía se enriquece a manos llenas.

Aristegui: Andrés Pastrana ex presidente de Colombia


http://www.youtube.com/watch?v=Z8VPQWULYhA


http://www.youtube.com/watch?v=X5fBLvxJLB8

Panorama económico de México

Cae un 6,2% el PBI en el tercer trimestre del año: El Producto Bruto Interno (PBI) de México cayó 6,2 por ciento en el tercer trimestre del año comparado con el monto reportado en igual periodo del año anterior.

En un comunicado, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) informó que este retroceso se originó del comportamiento a la baja de sus tres grupos de actividades (primarias, secundarias y terciarias).

Las actividades primarias (agricultura, ganadería, aprovechamiento forestal, pesca y caza) reportaron una disminución de 1,1 por ciento en el trimestre julio-septiembre, comparadas con igual periodo de 2008, debido al desempeño a la baja de la agricultura.

Las actividades secundarias (minería, electricidad, agua y suministro de gas, construcción e industrias manufactureras) registraron una caída de 6,6 por ciento en el tercer trimestre, derivada de las disminuciones en dos de sus cuatro sectores.

El sector de industrias manufactureras retrocedió 9,9 por ciento, mientras que el petrolero bajó 3,7 por ciento en el trimestre de referencia.

En cambio, los crecimientos fueron para construcción 6,6 por ciento; electricidad, agua y suministro de gas por ductos al consumidor final 2,4 por ciento; minería 2 por ciento, y minería no petrolera 29 por ciento,

Las actividades terciarias (comercio, servicios inmobiliarios, transportes, correos y almacenamiento) retrocedieron 6,5 por ciento en el periodo julio-septiembre a tasa anual, debido al decremento de 16,3 por ciento en el comercio, y de 7,2 en servicios de transportes, correo y almacenamiento.

Las cifras desestacionalizadas (promedio) del PBI global indicaron que el producto generado en el tercer trimestre del año aumentó 2,93 por ciento a tasa anual.

Durante el periodo enero-septiembre la economía mexicana registró un retroceso anualizado de 8,1 por ciento.

Logra Pemex la producción de crudo más alta en cinco meses

La producción de crudo de Petróleos Mexicanos en octubre tanto en sus campos terrestres como en los marinos alcanzó los dos millones 602.000 barriles diarios, la más alta de los últimos cinco meses, informó la empresa estatal.

Pemex agregó que la producción promedio de enero a octubre de 2009 se ubicó en 2 millones 607.000 barriles por día.

En un comunicado, Pemex agregó que el volumen de crudo producido de enero a octubre, un millón 532.000 barriles correspondieron a crudo pesado (maya) lo que representó el 59 por ciento del total; de crudo ligero (istmo) fueron 811.000 barriles y de crudo superligero (olmeca) 264.000 barriles.

La petrolera dijo que poco más de dos millones de barriles de crudo, equivalente a 77 por ciento, fue producido en las regiones marinas del Golfo de México; 495.000 barriles, 19 por ciento, en la región sur, y 94.000 barriles, 4 por ciento, se obtuvieron de la región norte.

Las exportaciones de petróleo crudo en el mismo lapso, promediaron un millón 220.000 barriles al día, volumen que representó 47 por ciento de la producción total, con un valor total de 20.231 millones de dólares.

En octubre, el volumen exportado de petróleo crudo, en sus tres calidades, fue superior en 110.000 barriles con respecto al que se reportó en septiembre de 2009.

De enero a octubre, Pemex colocó un promedio de un millón 90.000 barriles diarios de crudo en el continente americano; 100.000 en el mercado europeo y 30.000 en el Lejano Oriente.

El precio promedio de exportación en los 10 meses de referencia se ubicó en 54,5 dólares por barril.

Respecto al gas natural, Pemex extrajo de sus campos un volumen promedio diario de 7.051 millones de pies cúbicos, alcanzando en octubre el volumen más alto del presente año con 7.170 millones de pies cúbicos al día.

Las regiones marinas de Pemex produjeron 2.937 millones de pies cúbicos de gas por día, seguidas de la Región Norte con 2.529 millones y de la Región Sur 1.585 millones de pies cúbicos diarios.

Gobierno de Obama desnuda red de corrupción en CFE

Apro

El gobierno estadunidense de Barack Obama, a través del Departamento de Justicia, dio a conocer el encausamiento de dos empresarios, un estadunidense y un mexicano, acusados de encabezar una red de corrupción en la Comisión Federal de Electricidad (CFE), cuyo objetivo era "amarrar" contratos con la paraestatal mexicana.

El empresario estadunidense John Joseph O'Shea y el mexicano Fernando Maya Basurto fueron acusados formalmente ante la Corte federal del distrito sur de Texas (Houston) por los delitos de conspirar para sobornar a funcionarios de la CFE, falsificación de documentos y lavado de dinero procedente de la firma de los contratos "amarrados" con el sector eléctrico mexicano, entre otros cargos criminales.

El subprocurador de Justicia de la División Criminal de Estados Unidos, Lanny A. Breuer, señaló que O'Shea, quien fue arrestado el pasado 18 de noviembre, era el "cerebro" de la red de "corrupción de funcionarios del gobierno de México para asegurar contratos con la CFE".

Exvicepresidente de Operaciones de la Unidad de Servicios de la empresa ABB de origen suizo, O'Shea, de 57 años, fue formalmente acusado el 16 de noviembre de 18 cargos ante un Gran Jurado en el distrito sur de Texas.

Los delitos que le imputa el Departamento de Justicia a este empresario --quien en 2004 fundó su empresa O'Shea Energy Services (OES)-- son los de conspiración y violación del Acta de Prácticas de Corrupción Extranjeras; lavado de dinero a escala internacional, y falsificación de documentos que forman parte de una investigación federal.

El expediente criminal contra O'Shea sostiene que éste, cuando fungía como vicepresidente de ABB, arregló y autorizó "pagos a múltiples funcionarios de la CFE a cambio de contratos lucrativos".

La empresa suiza, a través de su subsidiaria con sede en Sugar Land, Texas, donde trabajaba O'Shea, se comprometió a proveer a la CFE de productos y servicios para una red de generación, transmisión y distribución de energía eléctrica.

Sin embargo, la investigación contra O'Shea y Maya Basurto aún no revela los nombres de los funcionarios del gobierno mexicano ni de la CFE que fueron sobornados por los dos acusados.

El expediente criminal detalla que O'Shea contrató los servicios de Fernando Maya Basurto, de 47 años, para que fuera representante de ventas en México de ABB, a cambio de un porcentaje de las ganancias que generarían los negocios para prestar servicios al gobierno mexicano y a la CFE.

Sin especificar los detalles de los contratos que firmó ABB u OSE --firma de consultaría para servicios en la industria de energía eléctrica--, el encausamiento establece que, gracias a los oficios de Maya Basurto, O'Shea obtuvo "contratos múltiples por bienes y servicios con la CFE".

El caso Evergreen

Uno de los datos que aporta la investigación es el caso del acuerdo que la CFE otorgó a O'Shea en diciembre de 1997, conocido como "Sitracen", por medio del que se actualizaría la red de servicios de energía eléctrica de México.

Este contrato en particular le generó unos 44 millones de dólares en ganancias a la empresa ABB.

Otro contrato multianual conseguido por medio de sobornos fue el que la CFE entregó a ABB en octubre de 2003. A través de él, la firma suiza se comprometió a dar mantenimiento y actualizar los servicios definidos en el trato de Sitracen.

Al acuerdo alcanzado en 2003 se le conoce como Contrato Evergreen ("siempre verde").

Bajo el compromiso Evergreen, O'Shea y Maya Basurto aceptaron como condición que darían "10% de las ganancias" como soborno a funcionarios de la CFE.

El Departamento de Justicia estadunidense sostiene que el Contrato Evergreen generó ganancias por más de 37 millones de dólares, con lo cual se concluye que los funcionarios corruptos de la CFE recibieron más de 3.5 millones de dólares en sobornos.

Otro apartado del ilegal compromiso señalaba que O'Shea percibiría 1% de las ganancias del acuerdo de trabajo otorgado a ABB.

Y para garantizar la firma de contratos y esconder las evidencias del cohecho, el gobierno de Barack Obama sostiene, a través del Departamento de Justicia, que O'Shea, Maya Basurto y otros falsificaron recibos de compañías mexicanas con el fin de sustentar la legalidad de las transferencias electrónicas de dinero a escala internacional, buscando mostrar que se trataba de "pagos legítimos por la prestación de servicios y mantenimiento" a la paraestatal mexicana.

El expediente destaca que para los pagos de soborno a funcionarios de la CFE se usaron unas 600 cuentas bancarias.

O'Shea también "hacía supuestos pagos por comisión a Maya Basurto y sus familiares, dinero que después era transferido a las cuentas de funcionarios de la CFE".

La investigación indica que, en relación con el Contrato Evergreen, O'Shea autorizó el pago de sobornos por más de 900 mil dólares a funcionarios de la CFE antes que la ABB, en su sede en Suiza, advirtiera la red de corrupción y ordenara detener las transferencias de dinero.

El subprocurador Breuer destacó que la corporación Suiza, de manera voluntaria, reveló al Departamento de Justicia y a la Securities Exchange Comisión (SEC) –ente similar a la mexicana Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV)-- toda la información referente a los contratos que concedió la CFE por medio de sobornos.

De ser declarado culpable por los delitos de falsificación de documentos y conspiración, O'Shea podría recibir una sentencia máxima de cinco años de cárcel y una multa de 250 mil dólares.

Por los otros doce cargos por violación al Acta de Prácticas de Corrupción Extranjera recibiría otra sentencia de cinco años de prisión y una multa hasta 100 mil dólares.

Finalmente, por los cuatro delitos de lavado de dinero a escala internacional que también se le achacan a O'Shea, éste podría ser sentenciado a 20 años de cárcel y multado con hasta medio millón de dólares.

Por su parte Basurto, quien fue detenido el 25 de abril pasado en Dallas, Texas, se declaró culpable el 16 de noviembre ante la juez federal de distrito, Lynn Hughes.

El socio mexicano de O'Shea admitió su responsabilidad en el delito de conspiración para sobornar a funcionarios de la CFE y aceptó proporcionar información al Departamento de Justicia y a la SEC, a cambio de recibir una condena menos severa.

Decálogo vs. Decálogo

Francisco Rodríguez

CADA UNO HA
presentado su visión para el futuro del país en respectivos diez puntos.

El de Felipe Calderón es archiconocido debido a la enorme difusión y publicidad que se le dio en su momento… aunque en menos de tres meses ya se haya olvidado:

1) Frenar la pobreza. 2) Cobertura universal de salud. 3) Educación de calidad. 4) Reforma profunda de las finanzas públicas. 5) Reformas al sector energético. 6) Reforma al sector de las telecomunicaciones. 7) Reforma laboral. 8) Reforma regulatoria de fondo. 9) Profundizar y ampliar la lucha frontal contra el crimen y por la seguridad de los ciudadanos. 10) Reforma política a fondo.

El de Andrés Manuel López Obrador, como es costumbre, no ha recibido la atención de los medios, pero aún así se transmite a través de blogs y trabajos de analistas no alineados:


1) Rescatar al Estado y ponerlo al servicio del pueblo y de la nación. 2) Democratizar los medios masivos de comunicación. 3) Crear una nueva economía. 4) Combatir las prácticas monopólicas. 5) Abolir los privilegios fiscales. 6) Ejercer la política como imperativo ético y llevar a la práctica la austeridad republicana. 7) Fortalecer al sector energético. 8) Alcanzar la soberanía alimentaria. 9) Establecer el Estado de bienestar. 10) Promover una nueva corriente de pensamiento.

El decálogo de Felipe Calderón abortó –perdone usted el uso de este término, ahora tan demonizado-- en cuanto el mismísimo ocupante de Los Pinos envió al Congreso sus iniciativas de presupuestos de ingresos y egresos para el 2010. Más de lo mismo. Y exagerado, además. Ninguna reforma. Los mismos causantes al fisco. Más gravámenes para éstos. Más pobres. Menores oportunidades de acceso a la salud. Los mismos privilegiados –más, todavía--, del sector telecomunicaciones, a quienes hasta se exenta de pagar impuestos…

El decálogo de Andrés Manuel López Obrador, pareciera igual de difícil de cumplir si, para empezar, habrá de ser sometido al abundamiento encargado a un puñado de intelectuales orgánicos al lopezobradarismo. ¿Hasta ahí va a llegar? ¿Quedará plasmado en un bonito documento? Y después, ¿qué? ¿A esperar tres años? ¿Y si otra vez hay defraudación de la voluntad popular?

Dice el colega José Antonio Sallard: “El decálogo obradorista se fundamenta en su convicción de que es mucho el atraso y el deterioro de la vida pública del país. Para él, si no hay una renovación tajante y se mantiene el mismo régimen de opresión, corrupción y privilegios, no vamos a poder revertir la decadencia ni lograr el renacimiento de México.

“Me parece que López Obrador expone con certeza el qué, pero no el cómo llegar a los objetivos expuestos. ¿Buen camino? ¿Regresen a sus ciudades, barrios, colonias, comunidades y pueblos, convencidos de que las cosas van a cambiar porque tenemos la razón y estamos trabajando sinceramente por una causa justa? Sus palabras no parecen suficientes para los miles de seguidores que acudieron, una vez más, a escuchar a su líder.

“Convicción, sí. Organización, también. Lucha pacífica, desde luego. Pero si todo queda en una simple estrategia mediática, en llamados que se diluyen en el vacío, entonces los resultados pueden ser absolutamente opuestos a lo esperado. La desesperación y el hambre pueden llevar al estallido social y a la primacía de las posiciones más radicales. La resistencia civil pacífica, definitivamente, es otra cosa. Ya no digamos la huelga general y la revocación de mandato. ¿Qué sigue, ciudadano Andrés Manuel?”

Y sí, ¿qué sigue? ¿Esperar a que el decálogo de FCH acabe por no llevarnos a ninguna parte? ¿Esperar tres laaaargos años para ver si AMLO puede poner en práctica el suyo?

Índice Flamígero: Zócalo lleno, eso sí. El arrastre popular de López Obrador es inocultable, aún para los medios que prefieren ignorar a muchos miles de mexicanos que ya no sólo están en contra, sino muy enojados contra el status quo.

Tensión en el Bosque de Zacacuautla

Alberto Híjar

La Delegación de Zacacuautla ha reunido a todas las instancias legales para detener sin éxito la destrucción del bosque y con él, del manantial. No es que no sean atendidos porque cuando ha sido necesario, han llevado contingentes con cartulinas y han gritado su disgusto lo mismo en Pachuca que en Tulancingo y en Acaxochitlán. En el año que lleva al frente la Delegación actual, el pequeño pueblo con 2500 habitantes en todos sus cinco barrios, se ha transformado al decidir la defensa de la propiedad comunitaria más querida. Dos años atrás, La Cooperativa El Ocotenco decidió entregar toda su energía a la defensa del bosque, el agua y los derechos.

Pero Pedro y Margarita Canales atacan por todos los frentes. Recientemente, mandaron a los funestos Negros a asaltar la pequeña farmacia del pueblo y ante la presencia de distinguidos universitarios y periodistas en el bosque para ver al camión cargado de los añosos árboles derribados, atacaron con violencia no respondida sino con credenciales y llamados a la calma. Una menuda compañerita defeña se puso al frente y otras mujeres del pueblo hicieron una valla frente a los compañeros amenazados. Cundió el terror porque en ese anochecer del 14 al 15 de noviembre, la oscuridad fue total por la falta de electricidad y teléfono de por sí de difícil uso.

Siguen en pie las órdenes de aprehensión contra los Delegados y tres de sus colaboradores. Deben ir los que no están ocultos a solventar los trámites judiciales asistidos por una defensora de oficio y los abogados municipales. No hay de otra. El clamor nacional e internacional está en alerta ante el peligro y se ha dispuesto la presencia constante de organizaciones en Zacacuautla para impedir los ataques de Los Negros contratados por los Canales como grupo de choque. Nada de esto prosperaría sin la complicidad gubernamental evidente en la conclusión de la corretiza popular al camión cargado de los troncos derribados a la mala que para entrar a la carretera, necesitaba una liberación legal de su carga, documento que ya los esperaba al salir del camino planeado en el terreno en disputa legal que impide su explotación. Pero ni esto ni pruebas fehacientes de la falsedad del título de propiedad de Los Canales, ni las promesas del Secretario de Gobierno, SEMARNAT, el Municipio y dos diputados locales, han detenido la destrucción y el vandalismo contra los defensores del bosque, el agua, el pueblo.

El terror organizado contra la heroica Delegación se orienta ahora al control de la asamblea de diciembre donde habrá de rendir su informe la Delegada primera para dar paso a la elección del relevo. Se prevé toda clase de sobornos, amenazas y chantajes canalescos y negruzcos para garantizar el triunfo de algún pelele incondicional de los criminales impunes hasta ahora. Pero el pueblo resiste pese a todo en su contra.

Presupuesto para gobernadores como señores feudales

Eduardo Ibarra Aguirre

De un tiempo a esta parte, los gobernadores de las 31 entidades federativas, con relativa independencia de su procedencia partidista, son denominados señores feudales en virtud de los poderes que ejercen más allá de los establecidos en las constituciones de los estados y la ley de leyes del país, y la influencia que tienen en las decisiones que toman sus partidos y el gobierno federal.

El Presupuesto de Egresos de la Federación para 2010, aprobado al igual que la Ley de Ingresos fuera de los tiempos legislativos que establece la Constitución y la Ley de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, fortalece la peligrosa tendencia de los gobernadores a convertir en feudos las entidades que mal o bien gobiernan, con la indiferencia de una opinión pública saturada de preocupaciones y ocupaciones que considera más relevantes.

La correlación de fuerzas legislativas en San Lázaro, con un Partido Revolucionario Institucional como decisivo, producto del 5 de julio pasado, somete al gobierno de Felipe de Jesús Calderón Hinojosa a candados en el ejercicio del gasto al imponerle nuevos controles, como presentar informes trimestrales sobre su aplicación, evitar subejercicios, aceptar la opinión de los gobernadores sobre política social y aplicar un programa de austeridad en la alta burocracia.

También impide que el titular del Ejecutivo federal pueda disponer de las reservas del Instituto Mexicano del Seguro Social para inversión en infraestructura, además de que la secretaría que encabeza Agustín Carstens Carstens y que ejercerá un presupuesto de 34 mil 618 millones de pesos en 2010, no pueda recortar transferencias federales a estados, municipios y delegaciones del Distrito Federal con el manido pretexto del incumplimiento de requisitos de información y tiempo en la realización de obras y desarrollo de programas.

Lo anterior pareciera hacer realidad, finalmente, la máxima: el presidente propone y el Congreso dispone, que presumía como merito propio Ernesto Zedillo Ponce de León , y no como producto neto de las coordenadas políticas construidas en las urnas en julio 1997.

Todo lo contrario. Mientras en San Lázaro fue sometido el cada vez más aislado e irascible Calderón Hinojosa, los gobernadores resultaron los grandes ganadores con el Presupuesto de Egresos de la Federación , sobre todo los que despachan en los 10 estados que el próximo año elegirán sustituto y más específicamente los que tienen alianzas con Enrique Peña Nieto con vistas al 1 de julio de 2012. Los tres partidos mayoritarios se distribuyeron proporcionalmente una bolsa total de 86 mil 626 millones de pesos que les fueron reasignados por Luis Videgaray Caso , hombre clave del gobernador mexiquense en el tianguis de fin de semana. Los señores feudales sólo serán supervisados por la Auditoría Superior de la Federación.

Se negoció y aprobó desde la perspectiva de la inmediatez, de la coyuntura electoral y el relevo en Los Pinos. La gran ausente fue la deliberación, tanto que la mencionada comisión, bajo las directrices del Ejecutivo del estado de México, sesionó sólo en dos ocasiones.

El desaseo fue tan notable, también por el limitado manejo de Videgaray Caso, que desde Ottawa, Canadá, el presidente del Senado acusó al gobernador que provoca suspiros de las féminas –dicen sus compañeros de sector y de partido--, de tener secuestrado al Congreso al haber asumido la negociación del presupuesto y convertirla en “botín de corsarios”. Carlos Navarrete Ruiz lo denominó “espectáculo grotesco” y aseguró que los gobernadores ya no acuden a Hacienda ni a la sede del Revolucionario, sino que “en fila van a Toluca”.

El reparto proporcional de la mencionada bolsa sustituirá a los verbos rijosos.

El desastre en el orden del caos

A Puerta Cerrada / Marcela Gómez Zalce

• Y ahoraaaaaa… el tubazo de Fitch
• Una deuda muy cara


Jamás se ha visto el don de mentir con tanta audacia, mi estimado, como en los políticos. Y sigue el (des)gobierno sumando delicadas y malas noticias, ahora con la crónica anunciada de una calificación negativa que ya se esperaba hace algunas lunas; lo interesante fueron las razones del cordial tubazo… que ayer el presumido equipo económico trataba entre matizar y subestimar encabezado por el mismo Agustín Carstens, quien descartaba un “desastre” por lo ocurrido. Lo que desencadenó entre el estupefacto respetable un escalofriante dêja vú con aquella declaración de que a México sólo le daría un “catarrito”.

Chingón.

Agustín tiene razón en afirmar que no sería un desastre, porque la realidad muestra ya una descomunal catástrofe gracias al pésimo e ineficiente manejo de la crisis económica (que vino de fuera) pero que desde ya avisa, da señales, aclara, expone, revela y pronostica que en 2010 será todavía peor. Está anunciado en todos los despachos y en las prospectivas de los expertos con los datos adicionales sobre la caída anunciada en la producción de petróleo.

La pregunta para cuando el destino nos alcance, no… no… my friend, mejor aún, nos rebase (y no precisamente por la izquierda), es ¿cómo le van a hacer estos disfuncionales en el poder (del no poder) para enfrentar la segunda revelación de otro tsunami económico?

Porque el misil de la agencia Fitch Ratings señaló a rajatabla que rebajó la calificación de la deuda de México porque las recientes alzas tributarias no fueron suficientes para enfrentar el (hoyo negro) deterioro fiscal en las cuentas públicas, acotando que esta debilidad limita el margen de maniobra fiscal de cara choques (¡!) futuros en los ingresos petroleros. La limitada habilidad de México de implementar una creíble política fiscal anticíclica este año (aquí voló lo que quedó de la dentadura del cacareado equipo económico), en contraste con lo observado con sus pares de calificación de deuda también eleva la debilidad estructural fiscal del país. Se espera que la deuda general del gobierno de México alcance el 37% del PIB en 2009.

Bastante severo, claro y alarmante el análisis, ¿no le parece?

Y eso sin mencionar que las esquirlas del peligroso misil pegan también en la línea de flotación de otras deudas. Y con todo que algunos aplaudieron que con esto la incertidumbre llega a su fin, habría que sopesar el peso del fin de la incertidumbre que podría mutar en la incertidumbre sin fin.

Y así, sin mucho empacho, Carstens anunciaba que México necesitará unos 8 mil millones de dólares en financiamiento externo, y nuevamente emerge la duda de cuánto nos costará ese chistecito como país, porque básicamente la mala calificación advierte que este (des)gobierno puede entrar en serias dificultades para hacer frente a tanto préstamo, a líneas de crédito y a atractivos compromiso financieros, y 8 mmdd sólo para el 2010 suena volátilmente interesante. Eso sumado a la sordera del responsable de Hacienda que en su gira por Nueva York declaraba que el hecho que se haya respondido fiscalmente a la crisis (con otra crisis) no significa que no estemos preocupados por el crecimiento, uno se cuestiona, mi estimado, a cuál crecimiento se estará refiriendo, porque los números de hoy son, parafraseándolo… un desastre.

Que se agrega a los otros desastres desarrollados en tres años. El desastre del 1 de diciembre del 2006 seguido por otro desastre de la mal llamada guerra contra el narcotráfico, el desastre en el manejo de la crisis de la tortilla, el desastre en el manejo de la (in)comunicación presidencial, el desastre en la conformación del gabinete, el desastre electoral para el PAN en el pasado mes de julio, el desastre del cacareado “presidente del empleo”, el desastre de la confrontación del (des)gobierno con los empresarios, el desastre en conflictos como el minero (donde ya anunció ¡Carlos Pavón! que va a derrocar a Napoleón Gómez Urrutia) y del SME… En resumen, lo que hay son bastantes desastres.

Y muchos bastante anunciaditos por tirios y troyanos.

El quid es que el país no da para tres años más de desastres. El engendro fiscal y el PEF dejaron claro que con todo y las constantes expresiones de inconformidad social se mantuvieron los privilegios para una selecta cúpula de intocables en medio de lo que será un lúgubre y accidentado 2010.

La cándida pregunta es… ¿quién(es) se benefician con el desastre de este ordenado caos?

Tras el asalto especulativo y la "investigación a fondo", sólo queda un nuevo saqueo a los mexicanos

Carlos Fernández-Vega / México SA

En octubre del año pasado, cuando en este país no pasaba nada porque "la crisis es externa" (Calderón dixit), se realizó un brutal ataque especulativo en contra del tipo de cambio peso-dólar. El día 10 de ese mes, el Banco de México "inyectó", en sólo 65 minutos, 6 mil 400 millones de dólares en reservas internacionales, y el monto fue de 9 mil millones en tres días. Ante tal embate, el secretario Carstens reconoció que el asalto "tuvo relación con operaciones especulativas de un grupo de empresas nacionales para obtener utilidades". Para redondear, estimó que el impacto "sería mayor, pero no mucho más" de los mil millones de dólares que Comercial Mexicana reconoció haber destinado a operaciones de derivados cambiarios, y aseguraba que el gobierno actuaría "con energía para evitar la repetición de ese tipo de acciones".

En aquel entonces comentamos en este espacio que los responsables de devorar 6 mil 400 millones de dólares en sólo 65 minutos difícilmente serían obreros o campesinos; tampoco micro, pequeñas y medianas empresas, ni siquiera la mayoría de las grandes; mucho menos "emprendedores" y/o "changarreros"; de allí que no había más que fijar los ojos en el privilegiado núcleo de especuladores parapetado en los grupos financieros (bancos, casas de bolsa, casas de cambio, aseguradoras, afianzadoras y empresas de factoraje) y los megaconsorcios –asociados a éstos– que controlan la actividad económico-financiera del país, y que por casualidad han sido los grandes beneficiarios del "México moderno" presumido desde que la tecnocracia y el neoliberalismo sentaron sus reales en Los Pinos.

Fue tal la exigencia de conocer los nombres, que el secretario de Hacienda a punto estuvo de revelarlos (más allá del originalmente divulgado, es decir, Comercial Mexicana, que fue el único que pronunció), pero en Los Pinos le ordenaron meter el freno de lengua. No sólo eso: el inquilino de la residencia oficial le quitó el balón al doctor "catarrito" y se la pasó a Guillermo Babatz, presidente de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, quien oficialmente sería el encargado de investigar quiénes fueron los responsables del ataque especulativo, con la Comercial Mexicana a la cabeza del inventario. Así, el joven funcionario declaró: "sabemos qué tenemos que buscar y en dónde", pero no dio nombres. ¿"En serio no lo sabe?", preguntaron los colegas. "Lo prohíbe la ley", respondió.

Pues bien, valga el recuento, porque ayer (13 meses después del citado ataque, con una devaluación peso-dólar cercana a 35 por ciento en el periodo y siempre en el entendido de que conocía qué y en dónde "tenemos que buscar"), la referida "investigación" rindió frutos y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores difundió sus resultados, aunque ni lejanamente los esperados, pues el informe en ningún momento aborda el ataque especulativo, sino se limita a "imponer una multa por un monto de aproximadamente 49 millones de pesos a Comercial Mexicana y a (dos de) sus directivos, por infringir diversos preceptos de la Ley del Mercado de Valores" (sanción que se redujo a 39.2 millones, "al aplicar el descuento del 20 por ciento previsto en la ley por pronto pago", de acuerdo con oportuno y clarificador comunicado de la propia empresa infractora, divulgado por medio de la Bolsa Mexicana de Valores).

Del asalto a las reservas internacionales, nada. De los responsables, ni una coma. Vamos, la autoridad "investigadora" ni siquiera tuvo la ocurrencia de mencionar que en este caso, como en el asesinato de Colosio, sólo hubo un tirador. Seis mil 400 millones de dólares devorados en sólo 65 minutos (sin sumar el derroche de reservas internacionales que siguió y siguió), más una "investigación a fondo" que se prolongó por 13 meses, para que al final de cuenta la Comisión Nacional Bancaria y de Valores simplemente aplique una multa por 49 millones de pesos (menos descuento por pronto pago), pero no por el asunto cambiario, sino "por infringir diversos preceptos de la Ley del Mercado de Valores", cuando la especulación cambiaria de Comercial Mexicana le costó al país (según reconoció Carstens poco más de un año atrás) alrededor de mil millones de dólares. Lo anterior, sin considerar que la supuesta "investigación" permitiría conocer a los responsables, con nombre, apellidos y montos, porque "sabemos qué tenemos que buscar y en dónde" (Babatz dixit).

Entonces, ¿dónde quedó "el grupo de empresas nacionales (que especularon con el tipo de cambio) para obtener utilidades"? (Carstens dixit). ¿Y el compromiso de una "investigación a fondo"? Pues donde siempre, porque es tradición que un puñado de poderosos empresarios ponga a parir al país; que el gobierno se niegue a identificar a los especuladores y que ambos, puntualmente, pasen la factura a los mexicanos, que ni siquiera tienen el derecho de conocer los nombres de quienes, una vez más, los saquearon.

Bien, pero ¿qué "investigó" la CNBV, con su "decisión inquebrantable de sancionar, en el marco de sus atribuciones, cualquier infracción a la normatividad aplicable, así como de impulsar una revelación adecuada y oportuna de las emisoras"? Cualquier cosa, menos la comprometida en aquel octubre de 2008. Según su versión, ese mes la Comisión Nacional Bancaria y de Valores "comenzó una investigación con el fin de determinar si Comercial Mexicana cumplió con los requerimientos de revelación de información que dicta la normatividad aplicable con respecto a sus operaciones con derivados. Una vez concluida su investigación, esta comisión determinó que, si bien no existió dolo o mala fe por parte de Comerci o sus directivos, sí existieron incumplimientos a diversos preceptos de la Ley del Mercado de Valores relativos a la revelación de información, que ameritaron sanciones administrativas y la imposición de multas por aproximadamente 49 millones de pesos (a la empresa 25 millones), a su director general (Carlos González Zabalegui, 21 millones) y a su director de administración y finanzas (Francisco Martínez de la Vega, 3 millones, más la remoción por años de su cargo), las más altas impuestas (todas con descuento por pronto pago) por la institución gubernamental a consecuencia de infracciones" a la legislación vigente.

Las rebanadas del pastel

Y colorín colorado, este cuento no se ha acabado. Con la bendición oficial, los especuladores tienen vía libre.

Testimonio de trabajadores de Luz y Fuerza


http://www.youtube.com/watch?v=lw_Xxv7WyA8

En huelga de hambre trabajadoras mexicanas del sector eléctrico

PL

Empleadas de la extinta empresa eléctrica mexicana Luz y Fuerza del Centro (LyFC) están hoy en huelga de hambre, para protestar por el cierre de la compañía que dejó sin empleo a más de 40 mil trabajadores.

Una de las manifestantes, Mónica Jiménez Acosta, dijo a Prensa Latina que asumieron esa decisión para expresar públicamente la voluntad de luchar por "tiempo indefinido" en aras de rescatar sus derechos laborales.

"No podemos dejar que las conquistas ganadas por nuestros padres y abuelos durante décadas de trabajo en Luz y Fuerza ahora se pierdan de la noche a la mañana", aseguró la dirigente sindical.

Desde el medio día de ayer las mujeres se instalaron en casas de campañas frente a la sede en esta capital de la Comisión Federal de Electricidad, la entidad designada para asumir los servicios de LyFC.

Mediante decreto presidencial, el pasado 11 de octubre se dictó la extinción de esa paraestatal, que según el gobierno generaba pérdidas equivalentes a cerca del uno por ciento del Producto Interno Bruto Nacional.

"Mujeres semeistas (en alusión al Sindicato Mexicano de Electricistas, SME) en pie de lucha" es uno de los carteles colocados entre las casas de campaña, junto a otros letreros de condena por la clausura de Ly FC, que operaba desde 1914.

Las trabajadoras iniciaron el ayuno con el respaldo de otros afiliados al SME, quienes desfilaron desde la sede del sindicato hasta el edificio de la Comisión Federal de Electricidad, ubicada en una de las zonas más céntricas de esta ciudad capital.

El secretario general del SME, Martín Esparza, reiteró el pasado domingo que la desaparición de LyFC constituye un golpe y una humillación a los trabajadores, y no descansarán hasta que la compañía sea restituida.

lma/fa/mjm

¿Cuánto se necesita para que RMX funcione?


Respuesta a las preguntas sobre la cantidad de dinero que RMX necesita para estar en línea y con actualizaciones diarias.

Vamos por conceptos a describir el monto en pesos mexicanos que invertimos mes tras mes para poder operar:

Pago simbólico para administrador de RMX: 2,000.00

- Las funciones del administrador son las de atender día y noche el blog, las direcciones de e-mail del blog, controlar y operar los dominios, hosting, alojamiento externo y sitios adicionales para la difusión del blog (Hi5, Facebook, Twitter, etc.). Por eso le llamamos simbólico porque si se tuviera que dar un pago, dada la carga de trabajo, tendríamos que pagar más de lo que se paga ahora.

Gastos para colaboradores RMX: 1,500.00

- Esto incluye tanto pago simbólico a colaboradores, que de acuerdo a su contribución al blog se ganan cierto apoyo y en otros casos es para cubrir gastos de alimentación, pasajes, incluso para ayudar en su pago de luz, teléfono, internet, etc. (El actual beneficiado es BZ).

Gastos para colaboradores RLATAM: 1,000.00

- Lo mismo que arriba pero aplica para el apoyo de RLATAM. (La actual beneficiada es Mónica Solís)

Conexión a internet, con televisión paga, más línea telefónica: 700.00

- El paquete es el del llamado Triple Play y corresponde nada más el que es empleado por el administrador(a) de RMX. Los demás colaboradores cada quien con sus propios medios pagan su acceso a internet.

Recibo de luz: 250.00

- Cada bimestre se paga luz y en promedio cada recibo llega de 500.00 pesos, corresponde a lo que se consume en el CIR y en el lugar donde opera el actual administrador(a).

Alojamiento externo de archivos (respaldos) en MU y RS: 320.00

- Se paga mes con mes la membresía y acceso premium a sitios de alojamiento externo que nos permiten respaldar información que podría ser en cualquier momento eliminada o censurada pero que requiere conservarse para su difusión.

Software, licencias y actualizaciones de programas: 550.00

- Es tan solo un promedio y una estimación ya que se gasta más en realidad en este concepto. Se compran licencias originales de software básico para las laptop y pc's que tenemos en RMX y lo mismo se compran actualizaciones originales, igual de programas avanzados para el diseño y programación del sitio y del blog.

Renta del local del CIR: 500.00

- Dicho monto es la renta que se da cada mes en el actual local del CIR, es un cuarto donde se capacita a diferentes personas para que se sumen lo más pronto al blog RMX o puedan abrir su propio blog informativo, por la capacitación no se cobra. Actualmente el monto de la renta sale del bolsillo del fundador de RMX Sam García

Si hicieron bien cuentas al mes Revoluciones requiere de 6,820 para operar en condiciones mínimas. No se incluye el costo por mantenimiento del equipo de cómputo porque ese trabajo Sam García lo cubre, es decir, es gratis. Además de que el Hosting y Dominio no entran dentro de la estimación mensual ya que son un pago único (anual) y que se cubre siempre a finales de noviembre (ya sea renovación o compra de algún servicio adicional con el proveedor de Hosting). Tampoco se incluyen gastos por la compra de hojas, cartuchos de impresora, CD y DVD vírgenes y demás material que se usa para difundir el contenido de RMX fuera de la red de redes.

Para los amigos del extranjero Revoluciones necesita de unos 500 dólares a 600 dólares mensuales para operar al 100%. Los recursos hasta ahora obtenidos para poder operar salen principalmente del trabajo personal de Sam García y una mínima cantidad se obtiene de aportaciones anónimas, principalmente de personas que están fuera del país.

Debido a la crisis económica que se vive en el país y dadas las condiciones actuales en que se encuentran los que hacemos actualmente posible la existencia de Revoluciones, estamos evaluando el cierre temporal o definitivo del blog Revoluciones por falta de apoyo y recursos materiales. Operaremos hasta donde las circunstancias nos lo permitan, por lo pronto anunciamos que no se pudo pagar puntualmente la renovación del dominio .org y tenemos hasta el 23 de diciembre para respaldar los archivos que más se puedan o quizás renovar pero cubriendo una cuota adicional por rebasar la fecha límite. En los próximos días estaremos dando a conocer una o más posibilidades de lo que se viene para Revoluciones.

Por su atención gracias y hasta ahora antes del medio día del martes 24 de noviembre de 2009 las arcas de Revoluciones están en ceros. Si pueden donar algo se los vamos a agradecer, sino también con el simple hecho de que nos lean nos ayudan bastante.

La contrarrevolución mexicana

Edgar González Ruiz

Católica, conservadora y acaudalada, la contrarrevolución mexicana se opuso a Francisco I Madero, apoyó a Victoriano Huerta y organizó las llamadas guerras cristeras: la primera, de 1926 a 1929, y la segunda, de 1934 a 1940, contra el gobierno de Lázaro Cárdenas, para, finalmente, hallar cierta afinidad con la política de Manuel Ávila Camacho, quien comienza a dar marcha atrás a las conquistas revolucionarias.

Tanto el Partido Acción Nacional (PAN) –creado en 1939 como expresión de la derecha anticardenista y profranquista– como los grupos político religiosos que lo han nutrido, como la Asociación Católica de la Juventud Mexicana (ACJM), la Unión Nacional de Padres de Familia, los Caballeros de Colón, y muchos otros, sin olvidar la Unión Nacional Sinarquista, nacen de esa tradición que se opone al Estado laico y al bienestar de la mayoría, en aras de los grandes intereses económicos.

Cronista acucioso de la gesta revolucionaria, el periodista Alfonso Taracena hizo una crónica día por día de la Revolución y la contrarrevolución mexicana, que abarca hasta 1940 y de la cual vale la pena recordar algunos pasajes, ahora que vivimos bajo un gobierno nacido de la contrarrevolución.

El 19 de enero de 1913, Taracena comentaba que, como parte de los preparativos del cuartelazo contra Madero, en el templo de La Profesa se reunía el embajador estadunidense Henry Lane Wilson con varios políticos y militares mexicanos, incluidos Victoriano Huerta y el arzobispo José Mora y del Río, “para buscar la forma de acabar con el gobierno de Madero”.

En aquellos turbulentos días, Huerta solía sacar de su pecho un escapulario y besarlo como prueba de su fidelidad a la palabra dada. Luego del asesinato de Madero y Pino Suárez, el chacal tomaría posesión invocando a dios, y se calificaría a sí mismo como “extraordinariamente religioso”, por lo que el día de su muerte, ocurrida el 13 de enero de 1916 en El Paso, Texas, se diría “en paz con dios” y hasta pretendería “perdonar” a quienes se opusieron a él.

Desde luego, Huerta contó con el apoyo de la jerarquía católica y de grupos políticos afines a ella, en una situación que no volvería a repetirse sino hasta la llegada del PAN al poder, en 2000, que tuvo como preludio el amasiato del clero y la derecha con Salinas (1988-1994).

La institución del divorcio, aprobada por Venustiano Carranza en 1914, así como la Constitución de 1917, que establecía límites precisos a la injerencia política del clero y a su acumulación de bienes, desataron la ira de la jerarquía católica, que con el apoyo de sectores fanatizados, sobre todo en regiones como los Altos de Jalisco, se dedicaron a perpetrar masacres, al pillaje, incluyendo el asalto y quema de trenes de pasajeros, a las mutilaciones y asesinatos de agraristas y maestros rurales, a incendiar escuelas, etcétera.

Entre otros episodios que relata Taracena acerca de la barbarie cristera, se cuenta el asalto de 34 turistas en las Grutas de Cacahuamilpa, el 5 de agosto de 1928; al día siguiente, “a las tres de la mañana bajan de la sierra los cristeros con sus víctimas. Una señora, ante los horrores cometidos con sus tres hijas, se vuelve loca”.

A esas bandas de asesinos rinden homenaje la jerarquía católica y gobiernos panistas como el de Jalisco, encabezado por Emilio González Márquez, que hace un año desató un escándalo al hacer una donación millonaria, con recursos del erario, a fin de que la Arquidiócesis de Jalisco construyera un santuario dedicado a esos personajes.

El 23 de septiembre de 1927, Taracena detallaba las actividades de Concepción Acevedo de la Llata, la famosa madre Conchita, quien sería acusada de inspirar en José de León Toral el proyecto de asesinar a Obregón, que llevaría a cabo el 17 de julio de 1928. En su convento ubicado en Zaragoza 68, Conchita catequizó a un militar exzapatista, convirtiéndolo en cristero, auspició la formación de bandas armadas de militantes de la ACJM, apoyaba las actividades de Miguel Agustín Pro, y de otros personajes vinculados al movimiento cristero.

Taracena se refirió también a varios jerarcas católicos, como el obispo Manríquez y Zárate, quienes hacían colectas para comprar armas y proyectiles “destinados a matar al prójimo”.

Si bien la guerra cristera terminó en 1929 con un statu quo, entre el gobierno y el clero, la derecha católica siguió organizando grupos políticos y militares como reacción contra el gobierno cardenista, quien implantó la educación socialista (y como parte de ella la educación mixta, de niños y niñas) e intensificó el reparto agrario y otras políticas sociales. En el contexto del ascenso de corrientes derechistas totalitarias, como el nazismo, el fascismo y el franquismo, surgieron grupos como los Tecos en Guadalajara, hacia 1934, con signos profascistas, así como la Unión Nacional Sinarquista, en León, Guanajuato, en 1937, y el PAN, en la ciudad de México, dos años después.

Por su parte, aunque sin el apoyo formal de la jerarquía católica, durante el sexenio de Lázaro Cárdenas surgieron nuevos grupos cristeros, que se identificaban ideológicamente con el bando franquista de la guerra civil española, y que ahora combatían con saña la educación socialista y en particular la educación mixta, motivo por el que fueron quemados vivos o mutilados o asesinados, decenas de maestros y maestras rurales en poblados de Jalisco, Aguascalientes, Zacatecas, Veracruz y otros estados.

Los afanes contrarrevolucionarios de Ávila Camacho fueron capaces de apaciguar, hasta cierto punto, la agresividad contrarrevolucionaria, pero la derecha católica seguiría organizándose en las décadas siguientes, en grupos públicos y secretos, hasta tomar el poder en 2000.

Las mujeres en la Revolución Mexicana


http://www.youtube.com/watch?v=zatQbW_e-kA

Los electricistas contra todo un sistema de poder

Héctor Gómora (Cortesía de Rebelión)

En perfecta congruencia con los anti-humanos principios del modelo neoliberal que lo engendró, el “gobierno” de México (su dudosa legitimidad me lleva a entrecomillarlo), ha lanzado un golpe significativo contra la industria eléctrica mexicana, al decretar la desaparición de Luz y Fuerza del Centro (LFC), una institución del Estado que es emblemática no sólo de la propiedad de la nación sobre sus energéticos, sino también de presencia sindical.

Desde hace años se esperaba una acción de esta envergadura en el ramo eléctrico. Los sucesivos gobiernos neoliberales han venido trabajando pacientemente para desmantelar las instituciones nacionales vinculadas con las dos grandes ramas energéticas: petróleo y electricidad. Son muchas ya las acciones, más o menos solapadas, que se han efectuado para entregar progresivamente su control a los grandes capitales, tanto extranjeros como nacionales. Se han creado formas de asociación de muy dudosa legalidad, como los Contratos de Servicios Múltiples, para ir incorporando al capital privado en la generación de energía eléctrica y en la extracción y refinación del petróleo, ramas señaladas como estratégicas y exclusivas del Estado por la Constitución. Y una de las principales líneas tácticas ha sido el progresivo desmantelamiento de las empresas estatales encargadas de esas ramas económicas.

A Petróleos Mexicanos se le ha estrangulado económicamente al imponerle un régimen fiscal que le quita todas sus ganancias, de modo que se le impide crecer… para luego declarar que es una empresa insuficiente y que es necesario meter al capital privado. También se ha estrangulado económicamente al sector eléctrico, recortándole recursos y también introduciendo paulatinamente a capitales privados que van tomando parte en la generación de electricidad.

Así pues, el decreto de extinción de LFC es el más reciente capítulo en la ofensiva paulatina, paciente, pero hasta ahora efectiva, para entregar el enorme negocio de los energéticos a los voraces grandes capitales.

En su decreto de extinción, el gobierno presentó a LFC como un organismo ineficiente, que costaba al pueblo de México mucho más de lo que redituaba. Además culpó a los trabajadores de la grave situación financiera, acusándolos de tener privilegios que contribuían al deterioro financiero. Como era de esperarse, los medios cerraron filas y retomaron esas ideas cerrándose completamente a las voces de muchos expertos que las refutaban de manera contundente: LFC tenía efectivamente un grave deterioro económico, pero en el cual pesaban más otros factores, como las altas tarifas con las que debía comprar la electricidad a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), cuotas que fijaban las autoridades y no los trabajadores. Sobre esa compra de energía, también se ha argumentado que LFC debía desaparecer porque no tenía sentido mantener una empresa que no generaba electricidad sino que se dedicaba a comprarla; sin embargo esa idea no toma en consideración que si LFC no podía generar por sí sola toda la electricidad necesaria era precisamente por la descapitalización debida a las altas tarifas y por el deterioro sufrido a causa de recortes presupuestales. Huelga decir que todas esas acciones no las decidían los trabajadores.

Como también es costumbre, el sistema ha lanzado paralelamente una estrategia que podríamos llamar “de animadversión”, buscando ganarse a quienes están acostumbrados a pensar con el hígado. Para ello se ha hablado mucho en los medios de “privilegios”, cuando que podrían verse también como conquistas de los trabajadores mismos, y que si otros gremios no tienen es porque no han luchado por ellas. También se ha dado mucha difusión a las desagradables experiencias que muchos hemos sufrido en relación con la energía eléctrica en el centro del país, donde operaba LFC: apagones que tardaban días en repararse, malos tratos en las oficinas, cobros exorbitantes y muchos etcéteras. Al respecto es lamentable que queramos sentarnos a pensar por nosotros mismos y advertir que las personas con quienes tratamos no son quienes tomas las decisiones, sino sólo quienes las ejecutan.

Creemos además que los retrasos de servicio obedecen siempre a la flojera de los trabajadores, cuando que también muchas veces se deben a que la falta de recursos (recuérdese la descapitalización de la empresa) no permite un mantenimiento adecuado, ni disponer de refacciones, ni del equipo material y humano necesario para dar un buen servicio. Desde luego, muchas veces sí se trata de una falta de ética laboral por parte de los trabajadores, pero sería indecente afirmar, sólo al buen tun-tún, sin bases, que es el factor de más peso. No es serio formarse un juicio de esta problemática sólo con base en un anecdotario del tipo “a mí una vez me pasó que…” En nuestro país la falta de ética laboral es algo lamentablemente muy extendido, y no por eso vamos a aplaudir que de un plumazo se desaparezca una empresa, lanzando a la calle a sus empleados (en el caso de LFC, alrededor de 40 mil nada más).

También en abierto menosprecio por la inteligencia de la gente, se han venido sucediendo grandes apagones, casualmente al tiempo que surgió el conflicto. Tampoco esto es nuevo. Durante el gobierno de Zedillo también los hubo cuando estaba en plena campaña mediática en contra de la eficiencia del servicio público de electricidad. Desde luego, actualmente se acusa a los trabajadores de LFC de estar saboteando las líneas, mientras que éstos responden que en realidad se debe en parte a la falta de mantenimiento por escasez de recursos y a la falta de personal luego de que el gobierno sacara a todos los trabajadores apoyándose en el ejército, lo cual se está volviendo ya un distintivo del actual inquilino de Los Pinos.

La difícil elección de las estrategias

Sin embargo, el que los argumentos del gobierno sean deleznables no cambia el hecho de que éste tiene a los medios de su lado, y la experiencia histórica permite suponer que esa campaña de desprestigio está permeando en una parte significativa de la sociedad, y es en ella donde los trabajadores tienen la única fuerza para resistir y salir victoriosos.

Es necesario entender un hecho fundamental que no parece estar aún lo suficientemente claro en nuestra sociedad: nos gobierna un sistema de poder donde el gobierno es sólo el ejecutor, pues con él están organizados las cúpulas de casi todos los sindicatos, del ejército, del clero y de TODOS los partidos políticos con registro, así como la industria del periodismo y los intelectuales orgánicos; todos ellos aglutinados alrededor del elemento más importante: las grandes élites financieras y empresariales, donde está el verdadero poder. Así pues, las instituciones son parte del sistema y eso explica que cada vez que un movimiento ha intentado usar las vías institucionales no logra sus objetivos plenamente. Los intentos por llevar a los tribunales a los autores intelectuales de masacre como las de Acteal, Aguas Blancas o El Bosque, a los bandidos del Fobaproa y cientos de etcéteras han terminado en nada. Es lógico entonces que el discurso oficialista siempre invoque las instituciones, que éstas sean usadas para canalizar los descontentos; de esa manera tiene asegurada su victoria, y si algún movimiento se resiste a caer en esa trampa se le construye en los medios una imagen de intransigencia, de desprecio a las reglas de una sociedad democrática, moderna, tolerante y demás florituras que son fácilmente desarrolladas.

Sin embargo, la historia –la maestra suprema- nos dice que muchos de los movimientos sociales que han trascendido, que han logrado cambios significativos son precisamente los que no se dejaron enredar por el discurso de respeto a las instituciones; son movimientos a los que en su momento se les cubrió de vituperios. La historia muestra que cuando un gobierno autoritario y despótico pide respeto a las instituciones lo que está haciendo es tender una trampa para ver si el oponente cae.

Sin embargo esa maniobra es altamente efectiva, y muchos movimientos, por no entender que se enfrentan a todo un sistema y/o por temor a ser linchados en los medios, acuden por ejemplo ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (cuyo presidente es nombrado por el Congreso), la Suprema Corte de Justicia (cuyos miembros también son nombrados por el Congreso), la Procuraduría General de la República (cuyo patrón es el Gobierno Federal) u organismos similares pidiendo justicia, la cual nunca llega. Es sólo cosa de ver la historia para comprobar este dicho.

Sin embargo, los movimientos que se han rehusado a someterse a las reglas del sistema, aunque tienen un paso adelante por ello, frecuentemente caen en otro error táctico, que es el recurrir a medidas directas supuestamente “de presión”, como bloqueo de vías públicas, plantones e innumerables marchas. Si uno se despoja de prejuicios y mira la realidad, se encuentra con que los principales resultados de esas tácticas son echarse en contra a la gente y dar elementos a los medios para su linchamiento, y al gobierno para su represión. Son contados los casos en donde se puede ejercer presión de esa manera… y no indefinidamente. Los maestros de Oaxaca, por ejemplo, lograron por algún tiempo oponer resistencia al gobierno mediante su ocupación del centro de la ciudad, pero no se notaron avances en el proceso de integrarse y hacer alianzas operativas con otros sectores de la sociedad, de manera que el movimiento creciera y fuera difícil de agredir. El sistema de poder, por su parte, avanzó en su linchamiento mediático y preparó la ofensiva que resultó en una represión salvaje, cobarde y brutal que le aseguró a Vicente Fox su pensión como expresidente.

Otro aspecto que se desprende de aquí es el del llamado diálogo. También mirando la historia se aprecia que el gobierno suele recurrir a esa otra trampa: invitar al movimiento a entablar pláticas con el discurso engañoso de estar abierto a las inconformidades. Sin embargo, ese diálogo siempre es parte de una estrategia de ataque. Cuando se realizaron las llamadas “pláticas de paz” entre el Ejército Zapatista de Liberación Nacional y el gobierno, muchas voces honestas pero equivocadas celebraron esperanzadas el que se hubiera “obligado” al gobierno a negociar, y se ignoró a gente como Tomás Mojarro, quien desde el principio dijo que ésas no eran pláticas de paz, sino una maniobra de guerra para ganar tiempo, y que el gobierno no cumpliría nada de lo que se acordara. Huelga decir que el tiempo le dio la razón: el gobierno, mientras “dialogaba”, siguió militarizando y entrenando paramilitares (que luego ejecutarían la Masacre de Acteal, entre otros crímenes) y no cumplió jamás los Acuerdos de San Andrés Larráinzar.

¿Significa esto que el diálogo es inútil? No, pero hay que tener siempre a la mano una tarjetita con esta idea: el diálogo sólo funciona cuando existe un equilibrio de fuerzas, de modo que se convierte en negociación. Esto por la sencilla razón de que no se está tratando con un aliado, sino con un enemigo histórico. A una reunión de ésas no se puede llegar debilitado esperando que el otro se toque el corazón. Es un enemigo. La razón por la cual las pláticas de París entre los emisarios de Estados Unidos y del Vietcong funcionaron fue que los segundos tenían una forma de presión: los miles de mariners que estaban enviado de regreso en bolsas de plástico. Si no hay fuerzas más o menos equilibradas, el fuerte sólo está simulando y ganando un tiempo que el otro está perdiendo.

Perspectivas

En resumen, lanzarse a una lucha contra el sistema de poder requiere tener muy claras las estrategias. Se tiene que determinar si se usará la vía de las instituciones, con los riesgos que ello implica, o si se usarán métodos distintos, en cuyo caso se debe tratar de no caer en la táctica marcha-mitin-plantón-paro escalonado (para usar una expresión de Mojarro), porque la única forma en que eso podría funcionar sería que se sumaran diferentes sectores sociales; que no sea sólo el movimiento y algunos aliados, sino una parte significativa de la sociedad. Para ello es necesario un trabajo muy fuerte de comunicación para combatir la campaña de desprestigio; pero además de informar hay que procurar que esa información sea seguida por el establecimiento de alianzas con otros sindicatos, organizaciones vecinales, facciones políticas independientes, estudiantes, maestros, amas de casa y varios etcéteras. Si el movimiento crece se vuele fuerte.

Los electricistas y gente que de buena fe los apoya deben tratar de no caer en el error de pensar que obstruyendo la vida de los demás se los van a ganar a su causa. La gente puede ser generosa y decir “hoy por ti, mañana por mí”, pero para ello tienen que saber por qué es necesario hacerlo, y no lo sabrán si se les impide llegar al trabajo. De lo contrario hasta podrían ver con buenos ojos cuando las bestias de la Policía Federal Preventiva lleguen golpeando, matando y violando, que en la jerga del gobierno y sus voceros se dice “restaurar el Estado de derecho”.

Todas estas ideas las dejó como herencia el movimiento de 1968, del cual el sistema (apoyado incluso por miembros de ese movimiento que se han pasado de su lado) pretende que sólo recordemos la Masacre de Tlatelolco, y no sus brigadas móviles y su estrategia de buscar alianzas con otros sectores que son aliados potenciales.

Los electricistas han aceptado para su lucha la vía institucional al promover un amparo, que han ganado en su primera instancia e impide a la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje dar la estocada final oficializando la desaparición de LFC. Sin embargo, esto sólo constituye una pausa; no ha revertido nada. Incluso el gobierno, a través del Secretario del Trabajo, ha hecho declaraciones de evidente desprecio a la resolución judicial y ha afirmado que nada cambia. Desde luego una parte de este discurso tiene fines intimidatorios, pero la historia muestra que efectivamente el gobierno puede hacer un papalote con la ley, moviéndose con el maquiavélico principio de que la ley es cumplida o no según convenga.

Debe reiterarse que los argumentos en el sentido de que el decreto gubernamental viola toda una avalancha de preceptos legales parecen contundentes; sin embargo, no sería ni con mucho la primera vez que un caso bien fundamentado termina por deshacerse cuando un juez o grupo de ellos resulta tener, casualmente, una opinión muy distinta. Eso porque se trata de todo un sistema de poder. Y si la vía legal resulta ser adversa a los trabajadores de LFC, recurrir luego a estrategias extra-institucionales tendrá como segura respuesta una campaña de desprestigio cuyo centro será la fórmula “como las instituciones no les dieron la razón las rechazan, y eso no es democrático, ni cívico, etc.” Indudablemente será de una lucha muy difícil, pues el gobierno se muestra decidido a no dar marcha atrás, y vistas las cosas desde acá, una lucha contra él en su cancha y con sus reglas no parece tener muchas perspectivas. Sin embargo, querer paralizar todo sin la consciente colaboración de la gente, además de ser un objetivo poco factible de lograr, no parece tampoco una vía al triunfo.

Es necesario incorporar a la sociedad, y eso es siempre una labor pesada, que requiere mucho trabajo, pero optar por las vías más fáciles resultará en una lamentable derrota. Y para probarlo ahí están los maestros de Oaxaca (y muchos otros), los estudiantes de la huelga de 1999-2000, los trabajadores de Ruta 100, las organizaciones de El Barzón y muchos etcéteras pasados y recientes.

Quienes tenemos acceso a medios como Internet debemos hacer nuestra parte divulgando, propiciando formas de difusión e intercambio de ideas para la resistencia. La distancia no es pretexto para no hacer nada. Y desde luego, esta actividad debe hacerse principalmente afuera. No se debe caer en el error de muchos intelectuales que escriben sólo para medios donde los leen quienes comparten su visión. Eso puede ser útil si se discuten y desmantelan los mitos de las tácticas equivocadas; pero para avanzar en la concientización social es necesario salir a compartir nuestra visión con quienes no la conocen y probablemente hasta la rechacen en un principio. Hay que mostrar las muchas cosas que omiten los medios (des)informativos y demostrar que otras visiones de la realidad no sólo existen, sino que tienen bases sólidas. Se trata pues de convencer, y eso lleva tiempo. El sistema de poder en México continúa, a contracorriente de lo que sucede en buena parte de Latinoamérica y el mundo, profundizando el neoliberalismo depredador, así que el tiempo sigue corriendo en contra. Los electricistas son sólo el caso actual, pero tenemos años presenciado estos ataques contra la columna vertebral de la nación, y estos continuarán.

Desde hace años debimos haber salido de nuestra torre de cristal para empezar a compartir ideas con la gente. Si no hemos empezado, hagámoslo ya. Es en la sociedad donde está la fuerza para el cambio, no en los lacayos, jilgueros y verdugos del sistema.

Colombia

Iván Lira

El abuso del poder contra la empobrecida población

Álvaro Cepeda Neri

El investigador barcelonés Teun A. van Dijk, autor de varios libros de análisis político, entre ellos el más reciente: Discurso y poder en Gedisa editorial, expresa que el poder de los órganos legislativo y ejecutivo (que en nuestro país son el Congreso General y la Presidencia de nuestra cada vez menos República y muy elementalmente democracia) no se ejerce “en la sociedad de manera general sino, más específicamente, para el abuso del poder, es decir, para los usos ilegítimos del poder de grupo y el poder de élite que conducen a la desigualdad y la injusticia sociales”.

Y este abuso se basa en manipular a la opinión pública a través de mentiras, como es ahora el caso del calderonismo y sus apoyos con el PAN a los que ha de adicionarse el colaboracionismo del PRI (una fracción de éste que controlan la señora Paredes y los más connotados salinistas, como Francisco Rojas).

Eso que establece la Constitución de que todos sus ciudadanos hemos de contribuir al sostenimiento de las finanzas públicas, no quiere decir que 100 millones de mexicanos (divididos entre quienes padecen hambruna, miserables, pobres y clase media empobrecida a los que se suman millones de desempleados), cooperen igual que los 400 dueños de la riqueza nacional y que son los ricos, millonarios y multimillonarios.

Lo que pasa es que la oligarquía y la plutocracia (los 5 mil políticos: legisladores, gobernadores, presidentes municipales, élite burocrática en cargos muy bien retribuidos y altos funcionarios judiciales) se han unido para sacar dinero a como dé lugar y al precio mismo de que, cuando menos la parte más consciente, menos manipulada y más decidida (las minorías resueltas) estén pensando en rebelarse.

La reciente aprobación de más impuestos y aumentos a los vigentes, es una prueba de que el abuso del poder está incontenible, a la luz de que la presidencia de Los Pinos está quebrada, que Pemex va que vuela a la quiebra y que el gasto para pagar a la élite gobernante es superior al gasto social.

Está en marcha la reducción de los subsidios para invertirlos en la educación pública, desde la enseñanza elemental hasta la superior. La gratuidad y el carácter laico de la misma están siendo aniquiladas, para favorecer la educación privada y favorecer que sólo los que tengan dinero sostengan la preparación de sus hijos.

El abuso del poder de 400 familias se ha impuesto a más de 100 millones de mexicanos que, supuestamente, tienen representantes en el Congreso General, pero realmente carecen de quienes defiendan sus intereses, orillándolo a tal empobrecimiento que la situación social es explosiva por todo el país y la élite económica y política parece no darse cuenta o no importarles.

Los impuestos para el año 2010, se van contra los trabajadores y los cautivos de la empobrecida clase media. Ricos, millonarios y multimillonarios, con sus 430 grandes empresas encabezadas por Televisa y TV-Azteca seguirán sin pagar al 100 por ciento. Es el abuso del poder. Y éste es un volcán a punto de estallar.

Presidente del revés

¡Gana USD con Neobux, prueba la nueva sección de ENCUESTAS!