jueves, febrero 26, 2009

Cae 16% rentabilidad operativa de La Cómer

ESA

La difícil situación financiera por la que atraviesa Controladora Comercial Mexicana le ha restado competitividad. Esto aunado a la debilidad en el consumo llevó a que su utilidad de operación y el EBITDA del cuarto trimestre de 2008 disminuyeran 25% y 16%, respectivamente, comparado con el mismo lapso de un año antes.

La compañía adelantó sólo cifras operativas y no está en posibilidades de dar más información, ya que aun no se han determinado las reclamaciones de sus contrapartes de instrumentos derivados. Además, aún no ha recibido respuesta a su propuesta de reestructura que hizo a todos sus acreedores el 3 de diciembre de 2008.

En un escueto comunicado señala que la información financiera con que cuenta, es insuficiente para reportar al mercado (cifras completas) y considera que no se encuentra en condiciones de proporcionar la información trimestral correspondiente al cuarto trimestre del ejercicio social concluido el 31 de diciembre de 2008. Así, estima que en un plazo de 20 días hábiles estará en condiciones de proporcionar la información trimestral para su divulgación.

Pese haberse quedado con los vales de despensa del Gobierno del Distrito Federal (GDF) en diciembre pasado; el entorno de debilidad del consumo, mayor competencia y un deterioro en su oferta de precios, afectaron su operación

Según las cifras adelantadas, la compañía alcanzó ventas netas de 14,413 millones de pesos, las cuales fueron 5% superiores a las obtenidas en los últimos tres meses del 2007. Este avance estuvo determinado principalmente por una expansión de alrededor de 5% en su piso de ventas en los últimos 12 meses y el contrato de los vales de despensa que le asignó el GDF a finales del 2008.

En ventas a mismas tiendas (VMT) se asume que Comercial Mexicana presentó un desempeño flat (sin variación) con relación al cuarto trimestre del 2007. En general, la empresa al igual que el resto del sector no ha escapado a la debilidad del consumo, además de verse afectada su posición competitiva ante los problemas financieros por los que atraviesa.

La utilidad operativa y el EBITDA ascendieron a 731 millones y 1,007 millones de pesos, 25% y 16% inferiores a los del cuarto trimestre de 2007.

A nivel neto, la compañía no dio información por lo antes expuesto. Sin considerar derivados, algunos analistas calculan que la utilidad neta de Comercial Mexicana sería de aproximadamente 850 millones de pesos, 25% por debajo de la obtenida en el trimestre octubre-diciembre de 2007. Sin embargo, incluyendo los quebrantos por derivados y devaluación del tipo de cambio, las pérdidas netas de la compañía ascenderían a más de 10,000 millones de pesos, cifra sin precedentes en la historia de la compañía.

Comercial Mexicana es una de las más grandes compañías de autoservicio en México con un total de 217 tiendas en diferentes formatos y 73 restaurantes en 42 ciudades del país.

De crisis, acoples y desacoples

John Saxe-Fernández

Existe suficiente evidencia para plantear, como hace Jorge Beinstein, de la Universidad de Buenos Aires, en un compacto y bien sustentado estudio (alainet.org/active/28980), que la radicalización de la recesión en centro y periferia capitalista vira, con intensidad que alarma, de un "acople recesivo" a un "acople depresivo global", en el que Estados Unidos es también el motor de la crisis.

A un cabal listado de los renglones económicos y sociales clave que retratan la ruina calamitosa de la economía de Estados Unidos, "que seguramente arrastrará el conjunto del sistema global", Beinstein agrega el desplome de 14 billones (trillions) de dólares de la "riqueza neta" (el valor de propiedades, acciones etc., menos deudas) en 2009 respecto al valor promedio de 2007, equivalente al producto nacional bruto (PNB) de Estados Unidos del año pasado. A esto adosa el abrupto ascenso de desempleados oficiales, crónicos y precarios, que en diciembre de 2008 llegó a casi 22 millones: "un salto al vacío de más de 8 millones de personas" en 19 meses. Si, como plantea el autor, la lluvia de billones de dólares, euros, etc. arrojados sobre sus mercados no consigue frenar la aceleración de la caída económica, entonces su aserto de que en "2009 se producirá la gran depresión, mucho más grande que la de los años 1930", pasa de "catastrofista" a un juicio "realista". Los masivos rescates, subsidios y estímulos hasta ahora se ven trabados ante la deflación que se generaliza junto a la sobre-capacidad global en los polos asiáticos, europeos y "emergentes". Por doquier estallan burbujas y se colapsan manufacturas: producción, precios y ganancias van al precipicio deflacionario.

En Estados Unidos se cerró casi el 50 por ciento de la industria del acero y a fines de 2008 ya la sobrecapacidad global afligía a sectores con gran impacto en los encadenamientos productivos y el empleo: en un mundo capaz de producir 90 millones de vehículos al año, se fabricaron 66 millones, con todos los inventarios abarrotados. En 2009 la tendencia se agrava e incluye los semiconductores, con una producción mensual de 9 mil 260 "wafers" frente a un potencial instalado de 14 mil 930 unidades, y mientras la capacidad de producción mundial de petróleo es de 89 millones de barriles diarios, el procesamiento de crudo este año no rebasará los 83.8 millones (Businessweek, 16-II-09).

La atención en Asia, reflejada en la gira de Clinton, es por el impacto y sinergia global del "frenazo" de esas economías. Esa región, "que esperaba estar desacoplada del trauma económico de Occidente", dijo The Economist el 31 de enero, "se encuentra tan golpeada como cualquier otra y en algunos casos más". El desplome de Estados Unidos, el consumidor/deudor de última instancia, y de la industria mundial debilita el cemento del acople. Asia se recuperó de otras recesiones con las exportaciones: una vía ahora cerrada por el derrumbe de Estados Unidos y Europa. Frente al desplome en Asia –y en el mundo–, la demanda doméstica y regional se presenta como salvavidas de urgencia mayor.

Al calor de la crisis muta la ecuación mundial de poder, con un deterioro hegemónico de Estados Unidos. Los nacionalismos económicos de vieja raigambre (tipo "buy american") y el proteccionismo regional en curso, se acentúan en el corto y mediano plazos como respuestas al "acople depresivo global". Se trata de "desacoples" comerciales, monetarios y de seguridad: aunque la proyección de fuerza militar estadunidense es colosal, se hunde en Irak/Afganistán; existe un "empate" estratégico/nuclear con Rusia y aumenta la capacidad balística-satelital y naval de Asia y Europa.

Del Bravo a la Patagonia la reactivación de la Cuarta Flota, los Comandos Norte y Sur, las bases militares y los diseños del Foreign Relations Council (TLCAN-Aspan/Plan Colombia-Mérida) indican que Estados Unidos va por una "integración vertical del hemisferio", anulando nuestra unidad regional. La alternativa al diseño imperial (Unasur/ALBA/ Banco del Sur) es crucial para la vigencia histórica de América Latina en el emergente orden mundial.

Respaldan PRI y PRD crear la Guardia Nacional para enfrentar al narco

Notimex

La bancada del PRI en la Cámara de Diputados presentó su propuesta para la creación y activación de la Guardia Nacional para enfrentar a la delincuencia organizada y los cárteles de la droga.

Durante la sesión ordinaria de este jueves en San Lázaro, se presentó formalmente la iniciativa que fue respaldada por la bancada del Partido de la Revolución Democrática (PRD) al reconocer en voz del diputado federal Alfonso Suárez del Real que es una figura ya contemplada en la Constitución desde hace 152 años.

En tribuna, el diputado federal del Partido Revolucionario Institucional (PRI) Roberto Badillo Martínez presentó la iniciativa al argumentar que México vive la peor crisis de inseguridad y la falta de policías es un problema que se arrastra desde hace décadas.

Ante ello propuso una reforma constitucional para crear y activar a la Guardia Nacional, que estaría conformada por militares con alta capacitación y adiestramiento en labores de inteligencia para combatir a la delincuencia organizada y al narcotráfico.

La iniciativa fue turnada a la Comisión de Puntos Constitucionales para su análisis.

Desarticulación geopolítica mundial, anticipan analistas europeos

Pulso crítico / J. Enrique Olivera Arce

“Está tan mal todo, que cualquier crítica no se equivoca. Todo lo que digamos que está mal es un acierto político, ético y filosófico.”

Marco Rascón


Estudiosos agrupados en torno al LEAP/Europe2020 y especializados en el seguimiento del comportamiento de la crisis sistémica global, manejan la idea de que la debacle económica tarde o temprano traerá aparejado el descalabro político generalizado y la desarticulación geopolítica mundial, “...ante la incapacidad de los dirigentes mundiales para percibir la magnitud de la crisis y su obstinación con que desde hace más de un año están tratando las consecuencias en lugar de atacar las raíces de sus causas.”

“Se está gestando una secuencia de desarticulación estratégica que afectará directamente a los grandes actores globales como Estados y la UE. Unos de estos actores verán cuestionada su integridad territorial y su tejido socioeconómico tanto como la estructura misma de su poder político y su influencia en el mundo”, afirman los analistas del grupo citado.

Atrapados como están en la tarea de conciliar las contradicciones existentes entre los intereses sistémicos del gran capital y las crecientes necesidades de una población que retrocede en sus niveles de vida y bienestar, los principales actores del sistema global han comenzado a divergir aceleradamente, independientemente lo que digan los comunicados del G7, G20 y otros foros internacionales, afirman los especialistas europeos, fundamentando la previsión anunciada, y divulgada esta por conducto del “Global Europe Anticipation Bulletin”.

Tal idea podría estar a prueba y confirmación en los esfuerzos que la administración de Barack Obama por sacar adelante un proyecto de rescate y reconstrucción -acotado por la oposición republicana-, que pretende en paralelo paliar los efectos de la crisis al interior de USA, sin menoscabo de su poder hegemónico e influencia en el resto del planeta. Del resultado de estos esfuerzos, en mayor medida, depende tanto la estabilidad política en el llamado primer mundo y en los países emergentes de Asia y América Latina, así como una correlación de fuerzas que propicie el equilibrio y estabilidad geopolítica mundial, como se desprende de los análisis del LEAP/Europe2020.

México como presunto país emergente, no está exento de ser arrastrado por el derrumbe de las economías primer mundistas. El sólo hecho de tener como principal cliente para su mercado de exportaciones, si no el único, a los Estados Unidos, da la medida del riesgo. El haber asumido el gobierno salinista que estábamos preparados para participar en el tratado de libre comercio de América del Norte (TLCAN), pasando por alto la obvia asimetría guardada con relación a las economías de USA y Canadá, no solo fue medida política equivocada y demagógica -aplaudida en su momento por el priísmo en el poder-, también desmanteló y desarmó al país haciéndolo dependiente de una economía exportadora, en detrimento del mercado interno.

Con el agregado de la también equivoca e inconsecuente disposición de Felipe Calderón, de abrir las puertas de par en par a la importación de alimentos, abandonando a su suerte a la factura nacional; condenando a las mayorías, ancladas a un régimen salarial económica y socialmente insuficiente, a sujetarse en la satisfacción de sus necesidades alimentarias a la paridad cambiaria del peso frente al dólar,

Hoy pagamos las consecuencias. Con la diferencia de que si en los países del primer mundo el descalabro de la clase gobernante es aún previsión de lo posible, en México es ya realidad inobjetable. El desbarajuste existente en los círculos políticos de primer nivel; la creciente violencia e inseguridad en el seno de la sociedad, y la ya nada velada inconformidad del poder fáctico de los varones del dinero para con la conducción calderonista del país, nos coloca en los términos previstos por los analistas europeos.

Las medidas anticíclicas adoptadas, extemporáneas, dispersas y reactivas frente a la coyuntura, e indudablemente insuficientes, están atascadas y sujetas a un diálogo de sordos en la cúpula de la partidocracia; antes que poner en primer plano la urgencia y consecuente atención a la evolución de la crisis sistémica global en la que estamos inmersos, el interés y acento están puestos en las elecciones de julio próximo como preámbulo de las venideras en el 2012. Esto, en un escenario de doble poder, que confronta mediática y de facto al gobierno federal con los gobernadores. La consecuencia política de tal irresponsable desapego, está a la vuelta de la esquina. El comportamiento de la ciudadanía en las urnas, y antes, la respuesta del gran capital afectado en sus intereses, darán la medida de la profundidad del resquebrajamiento del sistema político nacional, así como de sus consecuencias en el ámbito de la relación geopolítica de México con el resto del mundo.

Y aún así, frente a este escenario, reduciendo la percepción de la crisis a su fase financiera embrionaria, a quien alcanza a percibir los alcances de la compleja problemática sistémica del capitalismo en su conjunto, le tildan de “catastrofista” y “enemigo de México”.

Comunicado del SUTUACM

EN DEFENSA

DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA,

LA INVESTIGACIÓN Y POR SALARIOS JUSTOS

¡SINDICATOS UNIVERSITARIOS UNIDOS!


EL Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, SUTUACM, manifiesta su total solidaridad y nos pronunciamos por la pronta solución a las demandas de los sindicatos en huelga:

Sindicato de Académicos del Colegio de Posgraduados, el Sindicato de Trabajadores Académicos de la Universidad de Chapingo y el Sindicato de Trabajadores de la Universidad Autónoma de Chapingo.

En estos momentos estamos emplazando a huelga por las continuas violaciones al

C. C. T., por la revisión del Contrato Colectivo de Trabajo

y en demanda de un justo aumento salarial para todos los trabajadores de la UACM, académicos y administrativos.

Como organización sindical estamos haciendo todo lo posible por no llegar a este último recurso, pero si estalla la huelga responsabilizamos, desde hoy, a las autoridades de esta casa de estudios por no hacer un mayor esfuerzo y dar pronta solución a nuestras justas demandas, tanto en prestaciones como en aumento salarial y por el respeto irrestricto al C. C. T.

Miles de estudiantes esperan acuerdos y una inmediata solución.

Ante el reiterado argumento de la insuficiencia presupuestaria, solicitamos enérgicamente al Gobierno del Distrito Federal destinar mayores recursos a la educación pública, particularmente en beneficio de los programas de educación superior.

SINDICATO UNICO DE TRABAJADORES DE LA UNIVERSIDAD

AUTÓNOMA DE LA CIUDAD DE MÉXICO.

Por una educación científica, crítica, humanista y popular.

Responsables de la publicación: Gabriela Barrueta Ruiz, Secretaria General

y Andrea Fernández, Secretaria de Comunicación y Rel. Exteriores, SUTUACM

Crisis y sueldos

Carlos Fernández-Vega

- Crisis y sueldos
- Ley y cara dura
- Clase política y saqueo


En estos tiempos de crisis aguda, que provoca el desplome de prácticamente todo, ¿qué aumenta 46 por ciento o más en este heroico país? Muy pocas cosas. Por ejemplo, los precios de los alimentos, la inflación, el tipo de cambio peso-dólar, la tasa oficial de desempleo abierto, el número de discursos del inquilino de Los Pinos… y el ingreso de los consejeros electorales del IFE, que ya supera los 333 mil pesos mensuales por cabeza.

Así es. En este México lindo y querido, en el que los recursos públicos brillan por su ausencia (versión oficial), en el que el dinero "no alcanza para nada" (ídem), en el que la cancelación de puestos de trabajo es feroz, y en el que por cada minuto de "gobierno" calderonista han quedado desempleados 855 mexicanos (hasta enero pasado), los consejeros electorales dan una muestra de sensibilidad política al incrementarse 46 por ciento sus de por sí elevadas percepciones hasta hacerlas llegar a 333 mil 179.81 pesos mensuales, llevando hasta el exceso la barbarie que en igual sentido y por idéntica ruta han cometido un buen número de presidentes municipales, diputados, senadores y demás fauna de la clase política nacional, sin olvidar a los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, ante quienes el "grupo jerárquico" del IFE ya puede presumir igualdad de ingreso, o, en el peor de los casos, que ya merito.

No saben contar los votos, se hacen bolas con las actas, no les cuadra el PREP, fingen demencia ante las violaciones legales del duopolio televisivo, se doblan ante los poderes fácticos, entre otras gracias, pero a la hora de cuidar sus intereses y de elevar su ingreso hasta el Nirvana referido, los consejeros electorales son ágiles y cumplidores, pues aseguran sin sonrojarse que lo hacen porque "así lo marca la ley; es una decisión abierta, transparente y apegada a la Constitución". Que ganarían más en la iniciativa privada, arguyen. Podría ser, pero ¿no lo sabían cuando se lanzaron en pos del hueso? ¿Querían ser consejeros o ganar dinero a manos llenas?

En aras de la igualdad y el equilibrio que debe imperar en la nación, cada uno de los susodichos consejeros obtendrá lo mismo que en otras latitudes de este mismo país ganan mensualmente 6 mil 170 trabajadores de salario mínimo, que deben repartir sus 54 enormes pesos diarios entre su normalmente abundante familia y cubrir todas las necesidades "normales", como también lo establece la Constitución, aunque en este caso la violación legal a todas luces es brutal (el 123 señala textualmente: “los salarios mínimos generales deberán ser suficientes para satisfacer las necesidades normales de un jefe de familia, en el orden material, social y cultural, y para proveer a la educación obligatoria de los hijos…”, lo que no pasa de ser un cuento).

La Constitución también garantiza el derecho a la vivienda, a la salud, al empleo, a la educación, etcétera, y hay que ver cuál es el déficit en estos renglones. Que no salgan los consejeros electorales con el clásico “nosotros no fuimos… fue la Constitución”. En un ejercicio ético –si saben de qué se trata– fácilmente el "grupo jerárquico" del IFE podría declinar tal "exigencia" legal, porque, además, los resultados por él ofrecidos son desastrosos. Si nos atenemos a lo que decide la Constitución, entonces México sería un país del primer mundo.

No son precisamente representativos de la alta calidad moral requerida en estos casos para criticar el elevadísimo cuan injustificable ingreso del "grupo jerárquico" del IFE, pero hasta los propios legisladores –que de este tema saben un rato– se ruborizaron al conocer la citada información. Así, la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados envió una carta a los consejeros electorales del IFE, por medio de la cual "les solicita reconsiderar el aumento salarial que se otorgaron, por imprudente, insensible y con una falta de solidaridad hacia la población afectada por la crisis económica" (es decir, la mayoría de los mexicanos).

Bien por el exhorto, pero diputados y senadores anualmente hacen lo mismo –y si es posible en un periodo menor, también–, aunque cierto es que no en la proporción de los consejeros electorales. Habría que recordar cómo la jerarquía en el Senado de la República corrió enloquecida a Palacio Legislativo de San Lázaro para que, también en tiempos de crisis, los diputados fueran tan amables y gentiles de recortarles el presupuesto para su nuevo edificio, como si ello marcara la diferencia entre un Congreso de excelencia y al servicio de los ciudadanos y el que realmente tienen los mexicanos.

Por la misma senda han transitado, transitan, presidentes municipales de localidades depauperadas, en las que se autorizan sueldos de 400 mil pesos mensuales, por mucho que en esas comunidades miserables no exista agua potable, alcantarillado, alumbrado público o, lo más elemental, empleo. Incluso, este país de pobres que votó por un partido de ricos tuvo el privilegio, el lujo, de contar con un presidente municipal panista que se autodesignó esos emolumentos, al tiempo que era integrante destacado de la farándula nacional y filmaba películas de aventuras con su nombre artístico de Johnny Rivers.

Qué decir del señor de Los Pinos, que en plena crisis duplica el de por sí grueso presupuesto para atender su costosísimo aparato propagandístico que no convence a nadie; qué de los senadores que corretean a los diputados para que no les quiten el juguete del nuevo edificio; qué de éstos, "ocultando" incrementos salariales con "comisiones", dineros para "atención ciudadana" y "asistencia legislativa", mientras se reparten "presupuestos sobrantes del ejercicio". Y lo señores ministros de la SCJN, y los del Trife, y los gobernadores, y los diputados locales, y, en fin, la clase política en su conjunto.

Lo importante, les recomendará algún asesor a los consejeros electorales, es aguantar vara; que soporten la andanada, que finjan demencia frente a las críticas y que esperen el siguiente escándalo en otras áreas de la vida política y económica del país, que se dan seguido, para que los reflectores se alejen. ¡Y a gozar la chuleta!

Las rebanadas del pastel

Cese la política del saqueo y, probablemente, algún día este país saldrá del hoyo… Y el famélico bailarín se mantiene en lo suyo: ayer, 15.08 pesos por dólar.

El bofetón de Calderón a… Carstens

Marcela Gómez Zalce

• En el ife no tienen madre
• El desafío en Ciudad Juárez


La mentira, mi estimado, es para resistir el pasado, mientras la verdad es para enfrentar el futuro. Nada como amanecer con la cínica novedad de que en tiempos de volatilidad económica y de una peligrosa crisis, cuyas secuelas aún distan de tocar fondo, los pasados de lanza de los consejeros del ife (con minúsculas) se aumenten en un 100% el sueldo (pagado con nuestros impuestos), documentando la puntualidad de la célebre frase… no tienen madre, los que se dicen árbitros del proceso electoral. Leonardo y sus lacras vividoras agravian a millones de familias con sus actos justificando, quizá, que su aumento salarial era el punto final dentro de las acciones anticrisis de este (des)gobierno.

Es imperdonable e inaceptable que esto suceda. ¿Quién les informó que los ciudadanos queremos pagarles más por su excelso trabajo en donde brilla la opacidad, las sospechosistas licitaciones, la corrupción y las conductas típicas de una bola de inútiles y personajes rastreros comprometidos con lo$ intereses de los poderes fácticos…?

El tacto para anunciar sus descaros, my friend, no puede ser más desafortunado, lamentable y grotesco. México, aunque no lo parezca, es botón internacional de contradicciones, inconsistencias e incongruencias en medio de un tsunami financiero en el que además se está ocultando la severidad de la crisis, se está jugando a la simulación avalada y peor aún, ordenada por un cada vez más enojado, irritado e irascible Felipe Calderón… quien no sólo está evadiendo la realidad sino que ha perdido totalmente el equilibrio (y la bici no tuvo la culpa) y la mesura en la toma de decisiones sobre las políticas de Estado.

¿Listo para la historia del peligroso catastrofismo? Ahí le va.

El estupendo desmadre en el interior del gabinete de seguridad desarticulado, disfuncional y atomizado frente al poder real de una bastante bien organizada delincuencia parece juego de estimulación temprana frente a la otra crisis, que fragmenta aún más al tan presumido equipo económico. La crisis de las sátrapas del Gymboree, dentro de la crisis económica… dentro de las crisis política, social y de seguridad.

Y está enclavada en el pleito por el poder (de no poder). Turns out que en una de las sugestivas reuniones para conocer el tamaño del hoyo negro de la situación económica nacional, Agustín Carstens se atrevió (holy shit!) a poner los puntos sobre las íes cuando la agenda de preocupación de estos tapados (se entiende que del cerebro) estaba concentrada en la política cambiaria, léase en cómo controlar el tipo de cambio… coqueteando con peligrosas ideas de (no se me vaya a la lámpara) fijarlo por decreto y al diablo con la autonomía del Banco Central.

Es evidente que este camino está atiborrado de monumentales obstáculos y minas jurídicas… pero la sola posibilidad de que el escenario se analice con seriedad en Los Pinos es catastrófica. Luego entonces Agustín, con cara de what?! y una taquicardia marca ACME, comenzó a delinear el contexto sobre el tamaño del déficit cuando expire la simpática cobertura del petróleo en el último trimestre de este año, la caída en las remesas y el PIB, el desempleo, la reducción en el precio del barril, de las exportaciones, de las remesas, la nula posibilidad de que la chequera alcance para estabilizar el peso frente al dólar, etcétera... o sea, my friend, el manual del catastrofismo puro cuando Felipe, con su colérico estilo le espetó… ¡¡ya cállate Agustín!!

Desde entonces el secretario de Hacienda está en la congeladora mediática, obligado a evitar informar la complejidad de la situación, los posibles planteamientos, algunas soluciones y la gravedad del contexto… que de lo contrario, lo hará cómplice de la peligrosa debacle nacional.

Eso sin agregarle al volátil calderón en materia de economía, el jaloneo por la posición de Guillermo Ortiz, la muerte en vida de Luis Téllez —cuyo nombre para sucederlo es el de Alonso García Tamés— que, coincidencias, aspiraba a la SHyCP, el (literal) affaire Carpinteyro, el master mind detrás del balconeo telefónico íntimo, porque falta el de lo$ negocio$ y el político, los desacuerdos en la política cambiaria y las diferencias entre Hacienda y BdM… que, coincidencias que no existen, salió ayer a poner algunos de esos puntos sobre las íes.

El resultado, my friend, es predecible. La catástrofe económica está anunciada y el organizado crimen envía señales en Ciudad Juárez, con todo y operativos militares de que el que se ríe se lleva, y el que se lleva… se aguanta.

¡¡Así o más claro?!

"Punto final"

Teodoro Rentería Arróyave

El tema de la inseguridad pública cada día es más preocupante: una escolta muerto, dos lesionado y un ex militar herido y detenido, es el saldo hasta el momento del frustrado atentado en contra del gobernador de Chihuahua José Reyes Baeza Terrazas, ocurrido el domingo por la noche en la capital del estado.

No sólo eso ha ocurrido: en Ciudad Juárez el presidente municipal, José Reyes Ferriz y su familia han sido amenazados de muerte mediante cartulinas colocadas en la vía pública, además en esas dos ciudades en las últimas veinticuatro horas se cometieron doce asesinatos.

Seguramente, como lo pide la oposición, ha llegado el momento de reforzar las medidas de seguridad y fundamentalmente replantear la estrategia anticrimen ante la falta de resultados.

Sobre esa misma línea la oposición en la Cámara de Diputados propone, apropiadamente, modificar los operativos federales en el sentido de ahondar en la inteligencia nacional, en una palaba, modificar a fondo el Centro de Investigación y Seguridad Nacional CISEN.

El asunto es tal naturaleza que ya provoca acciones desproporcionadas; algunos políticos han empezado a armarse; el senador de todos los colores, tricolor, amarillo y ahora morado, Ricardo Monreal ante la prensa mostró su licencia de portación de armas tramitada ante la Secretaria de la Defensa Nacional que le permite traer consigo una pistola Pietro Bereta.

Si esta actitud es con el fin de presionar o exhibir al Ejecutivo Federal, desde luego que es una acción equivocada por la señal que envía a la sociedad que puede interpretarse en la tendencia absurda y contraria al régimen de derecho de “hacerse justicia con propia mano”.

Otro desmesura corrió a cargo del presidente del Senado, el panista Gustavo Madero, quien sin recato alguno afirmó que existe el peligro de perder la gobernabilidad en el estado; la reacción no se hizo esperar puesto que llueve sobre mojado ya que también fue autor de esas otras frases fallidas y majaderas: la de ordenar en un restaurante en Chihuahua “huevos a la gobernante”, seguido de la explicación: “o sea, los huevos tibios”, luego burlón parodió la frase institucional del gobierno: “Tierra de Encuentro” porque “en las calles de Juárez te encuentras un cadáver aquí, y un cadáver allá”.

Dejen de estigmatizar a Chihuahua y hablen más de lo bueno que tiene el estado, respondió el gobernador José Reyes Baeza y textual reprendió: “Siguen hablando de lo malo y siguen estigmatizando a Chihuahua en el contexto nacional, la recomendación respetuosa que yo les haría es que hablen más de lo bueno que tiene Chihuahua y dejemos un poco de estar estigmatizando con ese discurso".

Afortunadamente ya se ha empezado a hablar con la verdad; el propio secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, afirmó que la violencia promovida por el crimen organizado se ha expandido en el país por las omisiones de gobiernos anteriores, incluido el sexenio de Vicente Fox, por lo que la administración actual ha sumado al Ejército para contenerla y reprimirla. “Evidentemente hubo omisiones en el pasado incluido, evidentemente (sic), con Vicente Fox, por lo que ésta es una tarea que nos debe comprometer a todos" concluyó.

Finalmente el propio presidente, Felipe Calderón Hinojosa, anunció que la República y su gobierno han tomado la determinación de poner “punto final a las acciones criminales en los lugares en donde se han implantado en la vida nacional al amparo de la impunidad y la complicidad”.

Desde luego no precisó cuál será la nueva estrategia, pero que ha llegado el momento de reforzar las medidas de seguridad y fundamentalmente replantear la estrategia anticrimen ante la falta de resultados, son acciones inmediatas, fundamentales e imprescindibles.

Crisis de los ricos, vía crucis de los pobres

Jorge Majfud

Las teorías de la evolución después de Darwin asumen una dinámica de divergencias. Dos especies pueden derivar de una en común; cada tanto, estas variaciones pueden desaparecer de forma gradual o abrupta, pero nunca dos especies terminan confluyendo en una. No existe mestizaje sino dentro de la misma especie. A la larga, una gallina y un hombre son parientes lejanos, descendientes de algún reptil y cada uno significa una respuesta exitosa de la vida en su lucha por la sobrevivencia.

Es decir, la diversidad es la forma en que la vida se expande y se adapta a los diversos medios y condiciones. Diversidad y vida son sinónimos para la biósfera. Los procesos vitales tienden a la diversidad pero al mismo tiempo son la expresión de una unidad, la biósfera, Gaia, la exuberancia de la vida en lucha permanente por sobrevivir a su propio milagro en ambientes hostiles.

Por la misma razón la diversidad cultural es una condición para la vida de la humanidad. Es decir, y aunque podría ser una razón suficiente, la diversidad no se limita sólo a evitarnos el aburrimiento de la monotonía sino que, además, es parte de nuestra sobrevivencia vital como humanidad.

No obstante, hemos sido los humanos la única especie que ha sustituido la natural y discreta pérdida de especies por una artificial y amenazante exterminación, por la depredación industrial y por la contaminación del consumismo. Aquellos que sostenemos un posible aunque no inevitable “progreso de la historia” basado en el conocimiento y el ejercicio de la igual-libertad, podemos ver que la humanidad, tantas veces puesta en peligro de extinción por sí misma, ha logrado algunos avances que le ha permitido sobrevivir y convivir con su creciente fuerza muscular. Y aún así, nada bueno hemos agregado al resto de la naturaleza. En muchos aspectos, quizás en ese natural proceso de prueba y error, hemos retrocedido o nuestros errores se han vuelto exponencialmente peligrosos.

El consumismo es uno de esos errores. Ese apetito insaciable nada o poco tiene que ver con el progreso hacia una posible y todavía improbable era sin-hambre, post-escasez, sino con la más primitiva era de la gula y la codicia. No digamos con un instinto animal, porque ni los leones monopolizan la sabana ni practican el exterminio sistemático de sus victimas, y porque hasta los cerdos se sacian alguna vez.

La cultura del consumismo ha errado en varios aspectos. Primero, ha contradicho la condición antes señalada, pasando por encima de las diversidades culturales, sustituyéndolas por sus baratijas universales o creando una pseudo diversidad donde un obrero japonés o una oficinista alemana pueden disfrutar dos días de una artesanía peruana hecha en China o cinco días de las más hermosas cortinas venecianas importadas de Taiwán antes que se rompan por el uso. Segundo, porque también ha amenazado el equilibrio ecológico con sus extracciones ilimitadas y sus devoluciones en forma de basuras inmortales.

Ejemplos concretos podemos observarlos a nuestro alrededor. Podríamos decir que es una suerte que un obrero pueda disfrutar de las comodidades que antes les estaban reservadas sólo a las clases altas, las clases improductivas, las clases consumidoras. No obstante, ese consumo —inducido por la presión cultural e ideológica— se ha convertido muchas veces en la finalidad del trabajador y en un instrumento de la economía. Lo que por lógica significa que el individuo-herramienta se ha convertido en un medio de la economía como individuo-consumidor.

En casi todos los países desarrollados o en vías de ese “modelo de desarrollo”, los muebles que invaden los mercados están pensados para durar pocos años. O pocos meses. Son bonitos, tienen buena vista como casi todo en la cultura del consumo, pero si los miramos fijamente se rayan, pierden un tornillo o quedan en falsa escuadra. Ahora resulta un exotismo aquella preocupación de mi familia de carpinteros por mejorar el diseño de una silla para que durase cien años. Pero los nuevos muebles descartables no nos preocupan mayormente porque sabemos que han costado poco dinero y que, en dos o tres años vamos a comprar otros nuevos, lo que de paso da más interés y variación en la decoración de nuestras casas y oficinas y sobre todo estimulan la economía del mundo. Según la teoría en curso, lo que tiramos aquí ayuda al desarrollo industrial en algún país pobre. Por eso somos buenos, porque somos consumidores.

No obstante, esos muebles, aún los más baratos, han consumido árboles, han quemado combustible en su largo viaje desde China o desde Malasia. La lógica de “tírelo después de usar”, que es lo más razonable para una jeringa de plástico, se convierte en una ley necesaria para estimular la economía y mantener el PBI en perpetuo crecimiento, con sus respectivas crisis y fobias cuando su caída provoca una recesión del dos por ciento. Para salir de ella hay que aumentar la droga. Sólo Estados Unidos, por ejemplo, destina billones de dólares para que sus habitantes vuelvan a consumir, a gastar, para salir de la locura de la recesión y así el mundo pueda seguir girando, consumiendo y desechando.

Pero esos desechos, por baratos que sean —el consumismo está basado en mercaderías baratas, desechables, que hace casi inaccesible el reciclaje de productos duraderos— poseen trozos de madera, plástico, baterías, caños de hierro, tornillos, vidrio y más plástico. En Estados Unidos todo eso y algo más va a la basura —aún en este tiempo llamado “de gran crisis” por razones equívocas— y en los países pobres, los pobres van en busca de esa basura. A la larga, quien termina consumiendo toda la basura es la naturaleza mientras la humanidad sigue poniendo en suspenso sus cambios de hábitos para salir de la recesión primero y para sostener el crecimiento de la economía después.

Pero ¿qué significa “crecimiento de la economía”, ese dos o tres por ciento que obsesiona al mundo entero, de Norte a Sur y de Este a Oeste?

El mundo está convencido de que se encuentra en una terrible crisis. Pero el mundo siempre estuvo en crisis. Ahora es definida como crisis mundial porque (1) procede y afecta la economía de los más ricos; (2) el paradigma simplificado del desarrollo ha irradiado su histeria al resto del mundo, restándole legitimidad. Pero en Estados Unidos las personas siguen inundando las tiendas y los restaurantes y sus recortes no llegan nunca al hambre, aun en la gravedad de millones de trabajadores sin trabajo. En nuestros países periféricos una crisis significa niños en la calle pidiendo limosna. En Estados Unidos suele significar consumidores consumiendo un poco menos mientras esperan el próximo cheque del gobierno.

Para salir de esa “crisis”, los especialistas se exprimen el cerebro y la solución es siempre la misma: aumentar el consumo. Irónicamente, aumentar el consumo prestándole a la gente común su propio dinero a través de los grandes bancos privados que reciben la ayuda salvadora del gobierno. No se trata solo de salvar algunos bancos, sino, sobre todo, de salvar una ideología y una cultura que no sobreviven por sí solas sino en base a frecuentes inyecciones ad hoc: estímulos financieros, guerras que impulsan la industria y controlan la participación popular, drogas y diversiones que estimulan, tranquilizan y anestesian en nombre del bien común.

¿Realmente habremos salido de la crisis cuando el mundo retome un crecimiento del cinco por ciento mediante el estímulo del consumo en los países ricos? No estaremos preparando la próxima crisis, una crisis real —humana y ecológica— y no una crisis artificial como la que tenemos hoy? ¿Realmente nos daremos cuenta que ésta no es realmente una crisis sino sólo una advertencia, es decir, una oportunidad para cambiar nuestros hábitos?

Cada día es una crisis porque cada día elegimos un camino. Pero hay crisis que son una larga una via crusis y otras que son críticas porque, tanto para oprimidos como para opresores significa una doble posibilidad: la confirmación de un sistema o su aniquilación. Hasta ahora ha sido lo primero por faltas de alternativas a lo segundo. Pero nunca hay que subestimar a la historia. Nadie hubiese previsto jamás una alternativa al feudalismo medieval o al sistema de esclavitud. O casi nadie. La historia de los últimos milenios demuestra que los utópicos solían preverlo con exagerada precisión. Pero como hoy, los utópicos siempre han tenido mala fama. Porque es la burla y el desprestigio la forma que cada sistema dominante ha tenido siempre para evitar la proliferación de gente con demasiada imaginación.

Téllez, "el que llama paga"

Jenaro Villamil

En menos de un mes el sector de las telecomunicaciones se ha visto envuelto en un enredo que tiene tintes lo mismo de telecomedia que de escándalo de espionaje, al estilo Juan Orol, con no pocos ingredientes de vendetta.

La historia de estos sucesos no comenzó a escribirse el 1 de febrero –fecha en que se oficializó la renuncia de la subsecretaria Purificación Carpinteyro--, sino el 4 de noviembre de 2008, día del fatídico avionazo que le costó la vida al secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño, y al exsubprocurador José Luis Santiago Vasconcelos.

Como en las famosas cajas chinas, la disputa de poder entre Carpinteyro y Téllez está cubierta por otra caja, que es una disputa mayor por el sector de las telecomunicaciones, cuyos actores principales son empresas con gran poder de presión y amplias ramificaciones políticas: Televisa y las empresas cableras, por un lado, Telmex y su poderío en telefonía fija y móvil, Telefónica con el exsecretario de Hacienda, Francisco Gil Díaz, al frente, así como una variedad de jugadores intermedios (MVS, Axtel, TV Azteca, Iusacell, Nextel, etcétera) e inversiones que superan los 20 mil millones de pesos anuales.

En esta disputa cada actor defiende su territorio como si fuera de su propiedad y no una concesión. Las televisoras han presionado para evitar una tercera cadena y frenar el ingreso de Telmex al triple play. Telmex prefiere invertir en el extranjero en tanto no le cumplan lo prometido en el Acuerdo de Convergencia y la gran mayoría de las empresas siente un clima de incertidumbre jurídica y falta de liderazgo.

Pero un contexto político mucho más delicado ha agudizado este pleito por el control de las telecomunicaciones y los medios electrónicos. Este contexto está relacionado con el papel que protagonizó el secretario Luis Téllez desde que el 5 de noviembre de 2008 empeñó su cargo, su palabra y, quizá, su prestigio para explicarle a la nación que el avionazo fue el resultado de un lamentable accidente, cuyos responsables fueron los pilotos (sin posibilidad alguna de defenderse) y descartando otros posibles factores.

Antes de este suceso, el papel de Téllez en el gabinete calderonista era más bien gris. Se quejaba en privado por su falta de interlocución con Calderón. Los panistas lo veían con desconfianza por su participación protagónica en los sexenios de Salinas y Zedillo. Su vínculo con Carlyle y la familia Bush pudo beneficiarle antes de la derrota de los republicanos en Estados Unidos. Sus relaciones con Televisa ya estaban deterioradas, a pesar de haber sido consejero de Cablevisión.

Si algo revelan las grabaciones difundidas el 13 de febrero es que hasta octubre del año pasado, el titular de Comunicaciones y Transportes no tenía interlocución directa con Calderón, estaba ansioso porque no lo invitaban a los eventos en Los Pinos y necesitaba maniobrar con su asesor jurídico Juan Velázquez para evitar que en el equipo presidencial se enteraran que posiblemente él violó el amparo que había ganado Telcel en su litigio por "El que llama paga" con Axtel, empresa vinculada a Lorenzo Zambrano, uno de los respaldos más fuertes de Téllez en el gobierno federal.

Desde el 4 de noviembre la ecuación cambió. Téllez ocupó un lugar privilegiado en "el afecto presidencial", han insistido diversos observadores. De ser un expriista incorporado al gabinete (como en el caso de Javier Lozano), Téllez se transformó en una pieza clave para enfrentar la más grave crisis al interior del equipo de gobierno calderonista.

¿A quiénes afectó este protagonismo? ¿Qué tuvo que aceptar Téllez a cambio? ¿Qué secretos existen en los sucesos de noviembre de 2008 que anteceden a la fiebre de "filtraciones" y llamadas telefónicas de un funcionario que nunca se ha caracterizado por su discreción o su temperancia? ¿Se trata de un ajuste de cuentas o de una advertencia? ¿Es Téllez el único destinatario de esta embestida o es un mensaje también para Calderón?

Estas preguntas están en el ambiente político. Por esta razón, Téllez intentó "vacunarse" este martes reconociendo que se darán a conocer nuevas llamadas interceptadas y, de antemano, pidió disculpas a todos aquellos que pudieran sentirse ofendidos por su falta de elegancia al expresarse en privado. E insistió en el tema del chantaje y de la extorsión.

"Como lo ha observado la opinión pública, estoy siendo víctima de una extorsión como secretario de Comunicaciones y Transportes y como ciudadano. Lo he dicho, no he incurrido en acciones ilegales. Me he conducido en todo momento de acuerdo a mis atribuciones, es decir, dentro de la ley. Reconozco que he utilizado lenguaje altisonante, como lo hacen muchos en conversaciones privadas", afirmó durante su participación en la Expo Comm 2009 que inició este 24 de febrero.

"Sé que más grabaciones pueden venir como se amenaza, pero también reflejan actos indebidos", advirtió Téllez.

Por lo visto, la telenovela no ha finalizado. La SCT ha orientado sus baterías en contra de Purificación Carpinteyro, quien pasó de subsecretaria consentida de Los Pinos a ciudadana denunciada en la PGR. El presidente de la Cofetel, Héctor Osuna, cuya mala relación con Téllez siempre ha sido pública, se desmarcó y hoy le dio un espaldarazo al titular de la SCT.

Ellos pueden ser los personajes menores de un pleito de ramificaciones más complejas. Si así fuera, conviene no sólo admitir que vendrá un mayor escándalo, sino una presión muy fuerte en un sector que genera no sólo las mayores inversiones, sino las interceptaciones más delicadas. "El que llama paga o al que pegan, llama".

El gobierno de Felipe Calderón afronta duro trance

Salomón Cuenca Sánchez - Miguel Gallardo Rodríguez (Cortesía de XINHUA)

El presidente de México, Felipe Calderón, atraviesa uno de los momentos más difíciles de su gobierno debido al narcotráfico que lo acecha y una economía que se deteriora a causa de la desaceleración global.

Aunque la mayoría de los sectores aplauden al mandatario por encarar con firmeza los desafíos que más apremian al país --a decir el hampa y la recesión--, los acontecimientos más recientes no alientan el optimismo.

La escalada de violencia vinculada al narcotráfico y que es ajena a las atribulaciones económicas en la nación ha dejado en lo que va del año al menos 1.000 muertos, incluidos militares y policías. El año pasado, las muertes totalizaron 6.000.

En el ámbito económico, el producto interno bruto se achica por la recesión; el peso se deprecia frente al dólar; hay volatilidad bursátil, y aumentan los despidos y las carestías que afectan a las familias en el país..

El jefe de estado está conciente que las dificultades económicas y de seguridad que atribulan a los mexicanos pasarán la factura a su Partido Acción Nacional (PAN, de derecha) en los comicios de medio término del 5 de julio.

Diversos políticos de todas las corrientes aseguran que México siempre ha superado otras crisis, pero coinciden en que la actual tiene circunstancias peligrosas como la recesión y un narcotráfico desafiante que amenaza la seguridad nacional.

El momento histórico de México no sólo es de la mayor preocupación e interés para el mandatario en lo particular sino para cada habitante del país en lo general, a decir de los expertos.

Calderón dijo este 24 de febrero que "la república y el gobierno han tomado la determinación de poner punto final" a la violencia "y fortalecer la autoridad del estado" en particular en las zonas más asoladas por los asesinatos y ataques a autoridades.

En una velada crítica a sus predecesores, el jefe de estado reiteró que el narcotráfico y el crimen organizado en general crecieron en México al amparo de años de impunidad y complicidad de autoridades.

El mandatario dispuso una depuración de las fuerzas del orden debido a que la implicación de policías y autoridades civiles con el hampa resta eficacia a las acciones contra el narcotráfico en el país.

La magnitud de los desafíos que afronta Calderón empequeñecen el conflicto que jamás pudo zanjar con un sector de la izquierda dura que lo desconoce como mandatario tras su controversial victoria en los comicios presidenciales de 2006.

El prestigioso analista político Raimundo Riva Palacio dijo que el gobierno exhibe nerviosismo por la cercanía de las elecciones legislativas y las dificultades económicas y de seguridad en el país.

Optimistas y "catastrofistas"

México se haya dividido en "optimistas" y "catastrofistas" tras una colisión entre los pronósticos opuestos sobre el devenir nacional que ha hecho el gobierno, por un lado, y empresarios y expertos, por el otro.

El término "catastrofistas" (agoreros del desastre) lo inventó la prensa para realzar las insólitas críticas del mandatario al segundo hombre más rico del mundo, el mexicano Carlos Slim, quién había hecho un sombrío panorama económico global y local.

Felipe Calderón aseguró que la economía nacional se reactivará antes de fin de año y censuró que expertos y algunos grandes empresarios crean más en la crisis que en la recuperación.

Analistas independientes consideraron muy optimista el pronóstico del mandatario y afirmaron que la recesión del país se prolongará al menos hasta mediados de 2010.

El jefe de estado, del Partido Acción Nacional (PAN, conservador), es neoliberalista y conservador. Dio inicio el 1 de diciembre a su tercer año en la presidencia y le restan otros tres en el cargo que se ven muy largos y sinuosos.

Los augurios y las estadísticas actuales no favorecen la promesa de Calderón cuando era candidato de que sería "el presidente del empleo" en México, la segunda mayor economía de América Latina después de Brasil.

El sector industrial de México cerró 2008 con una contracción de 1,3 por ciento respecto de 2007 y en diciembre registró la peor caída del año de 6,7 por ciento en comparación con igual mes del año anterior.

Fuga de capitales, la no aplicación inmediata de medidas internas contra la crisis y la falta de reactivación en Estados Unidos han comenzado a escarbar la recesión en México, cuya economía se achicará este año entre 0,8 y 1,8 por ciento.

En enero, hubo al menos 150.000 despidos y el desempleo alcanzó su nivel más alto de 5 por ciento; el peso se ha depreciado al menos 32 por ciento frente al dólar desde finales de agosto de 2008 y la inflación avanzó 0,17 por ciento en febrero.

Una interrogante es los efectos adicionales que tendrán en la economía de México las intenciones del mandatario de Estados Unidos, Barack Obama, de cambiar algunas reglas del tratado de libre comercio entre ambas naciones.

Además de lo que haga por él mismo para su reactivación, México es altamente dependiente de la recuperación en Estados Unidos, su mayor socio comercial y con el que sostiene el 85 por ciento de su intercambio exterior.

Ofensiva gobierno-narcos

Desde el inicio de su gobierno en diciembre de 2006, Calderón movilizó 40.000 soldados a la lucha antinarcóticos en el país, pero el narcotráfico también paso a la ofensiva con ataques selectivos cada vez más frecuentes contra las autoridades.

El 2 de febrero, un general y dos militares (asesores locales de seguridad) fueron asesinados a tiros en el estado de Quintana Roo, en el sureste de México.

El 22 de este mes, un grupo armado atacó a tiros una caravana de vehículos en la que viajaba el gobernador de Chihuahua, José Reyes Baeza, quien resulto ileso. En el intercambio de disparos pereció un guardia y un agresor fue herido y capturado.

En el estado de Guerrero, sur de México, el 21 de febrero un grupo de individuos atacó con granadas una estación policial con resultado de seis heridos en la localidad turística de Zihuatanejo.

Para diversos analistas, la promesa del gobierno de derrotar al narcotráfico en el país es una ilusión, pues esa actividad ilícita es inderrotable, sólo es combatible, minuto a minuto y día tras día.

Los expertos censuran que Estados Unidos apoya la lucha contra el narcotráfico con recursos en México pero no combate el tráfico ilegal de armas hacia territorio mexicano para las bandas del crimen organizado.

Red nacional estructurada bajo el manto oficial: México, la nueva Tailandia

Sanjuana Martínez (CIMAC)

Cada año, el número de la trata de menores de edad en el mundo asciende a 1.2 millones. En México, más de 20 mil son víctimas de explotación sexual comercial infantil y pornografía en una red que cubre a la República de manera organizada gracias a la complicidad de las autoridades.

En los destinos turísticos mexicanos se explota sexualmente a más de 16 mil niñas y niños ante la atenta mirada de la sociedad que ve a los turistas pasear descaradamente de la mano de menores de edad. ¿Por qué lo permiten los hoteleros de nuestras playas? ¿Por qué no hay publicidad que anime a la denuncia como en Costa Rica donde en cualquier recepción de hotel existen folletos contra el turismo sexual infantil?

México se ha convertido ya en la nueva Tailandia, donde la trata de menores de edad es el negocio más rentable después de las drogas y las armas. Este delito se inscribe dentro del crimen organizado, pero aquí las autoridades solo están interesadas en perseguir a narcos, no a los pederastas que abundan protegidos por hombres de poder de importantes niveles económicos y políticos del país.

La implicación de autoridades en la trata de niñas y niños de los casos de "Casitas del Sur" en el Distrito Federal, del Centro de Adaptación e Integración Familiar, AC (Caifac) en Monterrey y de "La Casita" en Cancún, demuestra que la extensa red nacional de pornografía y prostitución infantil esta estructurada bajo el manto oficial.

La conexión en la desaparición de menores de edad de estos tres albergues infantiles es notoria y alarmante. Los tres tienen relación con la secta de "Los perfectos" dirigida por Jorge Erdely y Sergio Canavati Ayub, este último fundador del albergue de Monterrey en donde sus cuidadores suministraban tranquilizantes a las niñas al volver de vacaciones de Cancún.

Los tres albergues infantiles han recibido financiamiento de los distintos gobiernos locales donde se ubican. Los tres han funcionado gracias a la complicidad de los ministerios públicos y las procuradurías de cada ciudad, las cuales han ignorado reiteradamente las denuncias de los angustiados padres en torno a la privación ilegal de la libertad de las y los menores de edad.

Canavati Ayub aparece como especialista en maxilofacial del Hospital Christus Muguerza de Monterrey, pero hasta ahora nadie lo ha molestado por su participación en supuestas organizaciones no gubernamentales de carácter infantil y religioso como "La Casita", "Caifac", "Alas", "Reintegración social, AC", "Amor para compartir", "Desarrollo integral del individuo" o "Esperanza para la familia".

El escándalo persigue a estas organizaciones ante la pasividad de las autoridades. En Quintana Roo se denunciaron abuso físico y sexual y trata de niños. La directora Patricia Seoane y Leydi Campos Vera, representante legal de "La Casita" fueron acusadas de privación ilegal de la libertad por negarse a entregar niños que posteriormente se descubrió estaban "desaparecidos" o integrados a esta red nacional de tráfico de menores con carácter sexual.

En Monterrey el escándalo de Caifac salió a la luz pública gracias a la huida de una niña de 12 años. Su madre y una tía presentaron una denuncia el pasado 1 de diciembre ante el Ministerio Público por abuso físico. Después de esa denuncia, la hermana y dos primos de la niña que huyó "desaparecieron". Se trata de Julio César, Diana Elizabeth y Adriana.

En el caso de "Castias del Sur" son siete los niños extraviados, de los cuales seis fueron entregados por alguno de sus progenitores a los albergues, tres directamente a Casitas del Sur y el resto a una congregación cristiana con sede en Pachuca, Hidalgo, filial del albergue. Los niños desaparecidos son Ilse Michel, los niños Brian, Iván, Jorge y los hermanos Natanael, Jefziba y Azael.

Hay muchas preguntas sin contestar en estos casos de trata de menores. Las implicaciones de la Procuraduría de Justicia capitalina en la entrega de niños, después de las denuncias, demuestran una complicidad.

¿Por qué ante delitos tan flagrantes no hay detenidos? ¿Por qué fueron liberados las siete personas que trabajaban en Casitas del Sur? ¿Por qué los gobiernos de Cancún y Monterrey siguieron subsidiando a los albergues denunciados? ¿Desde cuando no hay una redada nacional contra la prostitución y pornografía infantil?

El negocio del comercio sexual de personas deja más de 10 mil millones de dólares en el mundo, mientras la pornografía infantil a través de Internet genera 12 mil millones. Es obvio que particulares y funcionarios públicos mexicanos se están beneficiando de este jugoso tráfico.

Los tres albergues tienen relación con la Iglesia Cristiana Restaurada (ICR), cuyos miembros se hacen llamar "Los Perfectos". El líder registrado ante Gobernación de esta secta es Antonio Domingo Paniagua quien no ha atendido los citatorios y aparece legalmente como fundador de otro albergue, "Reintegración Social" dependiente de "Casitas del Sur".

Presagian problemas financieros para seguro de salud en EE.UU.

PL

El seguro gubernamental de salud, Medicaid, marcha en el camino del colapso al ritmo creciente de la recesión y el desempleo en Estados Unidos, advirtió recientemente una institución federal.

Mientras millones de norteamericanos pierden sus empleos y, por ende, la cobertura sanitaria privada, el programa nacional está en la mira de absorber un golpe financiero enorme.

Tal alerta fue emitida ayer miércoles por el Departamento de Servicios Humanos y de Salud (HHS, en inglés), en la misma jornada cuando la Casa Blanca activó un nuevo plan de ayuda para este sector.

Analistas de HHS avisaron que el costo del cuidado médico en Estados Unidos podría duplicarse antes de 2017, alcanzando un monto de 4,3 billones de dólares, que representaría un 19,5 por ciento del Producto Interno Bruto.

De hecho el gasto público en el programa federal ya trepó un 9,6 por ciento a partir de los 352 mil millones del año pasado hasta 386 mil millones en 2009.

La expectativa aciaga es que se prevé un crecimiento en este gasto de manera constante, con una proyección para el período 2009-2017 cercana a 6,7 por ciento cada año, apuntó el economista Andrea Sisko.

Según el informe de HHS, el descenso económico de la nación moverá más de la mitad de los gastos federales hacia el cuidado médico antes de 2018, cuando esta cuenta representaría el 51,3 por ciento del presupuesto de Washington.

El presidente Barack Obama activó un fondo millonario para apuntalar programas de atención médica a los pobres en Estados Unidos, que ya suman alrededor de 40 millones.

La iniciativa de la Casa Blanca forma parte de un plan de rescate económico por valor de 787 mil millones de dólares, recién certificado por el Congreso en un escenario nacional de creciente recesión.

En el sector de la sanidad pública, la medida intenta crear una comisión bipartidista para lidiar con la seguridad social y los debilitados programas Medicare y Medicaid.

Estados Unidos perdió casi 600 mil puestos laborales el mes pasado y la tasa nacional de paro subió hasta un 7,6 por ciento, el más alto nivel en 16 años.

Las transformaciones del evangelicalismo mexicano

Carlos Martínez García

Parecen consolidarse nuevas tendencias hegemónicas en el protestantismo nacional. De iniciales críticos del clericalismo católico, y de la pretensión de éste a dominar la sociedad, los evangélicos mexicanos, en términos generales, practican lo que antes decididamente rechazaban. Tal vez así estén adulterando su vocación original: la democratización de lo religioso y construir núcleos contrastantes con su entorno social y político, pero sin el recurso constantiniano de usar al Estado con fines adoctrinadores.

En nuestro siglo XIX, a partir de la promulgación de la Ley de Libertad de Cultos juarista (4 de diciembre de 1860), las células protestantes comienzan a consolidarse en el país. Distintos esfuerzos locales, a los que después se articulan los misioneros llegados del extranjero, le van dando forma y cariz al protestantismo de corte evangélico en diversas partes de la geografía nacional. Una de sus características fue la crítica del predominio clerical católico existente tanto en el seno de la institución eclesiástica como en su pretensión de controlar a la sociedad. Pugnaba por la plena participación de todos los creyentes en los asuntos de su comunidad de fe.

De esa postura claramente anticlerical, en las últimas dos o tres décadas en las distintas expresiones eclesiásticas de perfil evangélico ha ido ganando terreno el control de los liderazgos sobre la feligresía. Incluso, para subrayar la diferencia entre unos y otros, se ha fortalecido un vocabulario antes casi inexistente en las iglesias protestantes. Nos referimos a los términos clérigos y laicos. Aquellos serían los administradores y/o mediadores de los bienes simbólicos de salvación, y los últimos consumidores de lo producido y ordenado por la elite clerical.

Los cambios semánticos denotan transformaciones doctrinales y sus consecuentes prácticas. Ahora campean títulos rimbombantes para referirse a los líderes: apóstoles, reverendos, profetas, ungidos, salmistas, siervos consagrados, varones de Dios. No faltan, en el seno de la corriente clericalizadora dentro del evangelicalismo (que no evangelismo) mexicano, quienes lanzan todo tipo de anatemas contra los que se atreven a poner en duda las revelaciones que dicen recibir los iluminados neoclérigos. El clericalismo evangélico, en lugar de fortalecer la independencia de los creyentes, y su derecho a ser actores en la internalización y expresión de lo que creen, busca el control y la dependencia mediante el viejo mecanismo de vigilar y castigar.

La otra tendencia que crece es la que podemos denominar encantamiento con la política partidista. Recordemos que a lo largo de la extensa geografía latinoamericana el protestantismo fue, en el siglo XIX y casi todo el XX, un claro defensor de la laicidad del Estado. Pugnó por la separación del Estado y las iglesias, en contra de lo sostenido por la Iglesia católica, que concebía al Estado como una extensión de sus ideas e intereses. En el anterior contexto, las primeras generaciones de protestantes mexicanos decididamente estuvieron en favor de consolidar el Estado laico como garante en el ejercicio de la libertad de conciencia. Nadie se planteaba la idea de impulsar desde las instituciones públicas y gubernamentales las particulares creencias evangélicas. Es más, prevalecía un rechazo a la participación política partidista y existía la preocupación por forjar comunidades de creyentes éticamente contrastantes con el mundo circundante.

El estricto rechazo a la seducción del poder cambió, no con brusquedad, pero sí con paso firme en la década de los años 80 del siglo pasado. Con un esquematismo ahistórico se comenzó a escuchar que la solución a los problemas de las distintas naciones latinoamericanas estaba en la llegada al poder gubernamental de "hombres de Dios", con corazón limpio e intenciones justas y nítidas. En diversos países, el nuestro incluido, fue elaborándose una simplona teología del poder, que prometía cambios súbitos en la calidad de vida de los guatemaltecos, brasileños, peruanos, nicaragüenses y demás nacionales de los países latinoamericanos.

Al inicio con timidez, pero después en distintas zonas del país surgieron esfuerzos empeñados en construir partidos políticos evangélicos, o en ofrecer un copioso apoyo evangélico a cambio de espacios en los partidos ya existentes en el espectro electoral mexicano. Los liderazgos, que se dicen llamados por Dios al "ministerio político", hicieron cálculos alegres y proyectaron que recibirían automáticamente los sufragios, en elecciones locales y nacionales, de sus hermanos y hermanas en la fe. Su mecanicismo les jugó malas pasadas, los votos no llegaron en el caudal esperado. Sin embargo, algunos lograron acceder a diversas esferas de poder. En algunos casos por desconocer los entretelones de la vida política partidista, los neopolíticos evangélicos fueron engullidos por los lobos de la politiquería. En otros momentos olvidaron los que decían eran sus principios y motivaciones para buscar el poder, y una vez obtenido (en escalas menores y de escasa repercusión, hay que decirlo) se comportaron de la misma manera que las rancias castas políticas.

Una confesión religiosa, el protestantismo evangélico, que ha tenido en su historia nitidez doctrinal para comprender cuál es su papel en una sociedad plural, tal vez pueda recomponer las dos tendencias que hemos señalado y ser coherente con su vocación original.

¡Gana USD con Neobux, prueba la nueva sección de ENCUESTAS!