lunes, diciembre 14, 2009

Aristegui: CIDH condena al gobierno mexicano


http://www.youtube.com/watch?v=Cwc839mW2IY


http://www.youtube.com/watch?v=IiDQkzIXLMM


País sin rumbo

Francisco Velasco Zapata

México es un país sin rumbo, camina a la deriva y supeditado a la suerte del mundo capitalista desarrollado. Es dependiente y no ha dejado su calidad de país del tercer mundo.Los gobernantes en turno se ofenden de este tipo de reflexiones pero no son siquiera capaces de entender cómo algunas empresas siguen manteniendo -con total impunidad- privilegios que les permiten eludir impuestos o pagar los que marcan varias leyes vigentes. En plena crisis financiera internacional -de la que los gobernantes afirman México ya salió- los reportes de la Bolsa Mexicana de Valores destacan que tan sólo 17 corporativos empresariales obtuvieron en el último trimestre ganancias por $49 mil millones de pesos, entre los cuales destacan: Famsa, Mexchem, Soriana, Alsea, Femsa y América Móvil.

Es evidente que la concentración de la riqueza fue uno de los peores males que vinieron aparejados con el neo liberalismo económico mundial. Lo fue porque esa misma concentración es la que ha ido provocando las continuas y repetidas crisis económicas de los últimos treinta años. La actual, es sin duda la peor de todas. Pero nada garantiza que no vengan nuevas y con peores efectos, no sólo económicos, sino además sociales.

Efectivamente, la razón de fondo más grave de las crisis económicas contemporáneas deriva de la enorme y escandalosa concentración de la riqueza del país. En estos casos, el consumo tiende a mermar en virtud de que no hay suficiente inversión para la generación de empleos y por lo tanto la capacidad de compra de la gran masa poblacional se orienta hacia la compra de productos de primera necesidad (Ley de Engel), fundamentalmente, alimentos dejando a su suerte los sectores de la economía que por obvias razones no están a su alcance: compra de vehículos, casas, departamentos, ropa, perfumería, hospedajes y, en general, todas aquellas actividades que resulten suntuarias. En casi todas las crisis que hemos enfrentado, el régimen y sus conductores se comportaron como estatuas de piedra, sujetos que se transformaron en objetos de la situación que, generalmente, escapó y escapa de sus menguadas capacidades de operación. México ha caminado por el sendero de la historia sin un rumbo claramente definido respecto al modelo económico que presuntamente seguimos no obstante que la constitución prevé algunos senderos. En pleno siglo XXI no hay claridad ni para el gobierno en turno, ni para la población, hacia dónde nos dirigimos como economía, o como sociedad, como Estado-nación. Lo más que ha hecho el Presidente Calderón es ganar tiempo y algunas batallas de la lucha y control del poder del Estado. Pero todos sabemos que eso le puede servir sólo a él como persona, tal vez a su partido, pero ¿Y a los mexicanos, de qué les sirve que un gobernante -al inicio de su cuarto año de gobierno- apenas esté tomando las riendas del poder? Es verdad que Felipe Calderón ha ido ganando cierto control del Estado, pero y eso ¿En qué beneficia al país? ¿De que manera, el empoderamiento presidencial es para beneficio de los mexicanos? ¿De que manera ayuda al país a salir de las graves crisis de desempleo, de inseguridad, de ingobernabilidad o salud pública en que nos encontramos?

Lo que el país necesita es un constituyente ciudadano. Un constituyente que refunde el sistema político mexicano, que proponga y, en su caso, apruebe un camino económico para la mayoría poblacional y no sólo para unos cuantos millonarios. Nunca es tarde para empezar. ¿Y usted, cómo la ve? Politólogo. Miembro del Consejo Nacional de Operación de Parlamento Ciudadano de México.

Poder y Medios Alternativos (I)

Melchor López

“El faje”, era el reportaje principal de una publicación producida por estudiantes que se editaba semanalmente en una escuela. Pero esa edición fue censurada por el poder institucional/conservador. La decisión fue inobjetable. No hubo oportunidad de réplica porque los costos de la impresión los pagaba la dirección escolar. Los alumnos nada pudieron hacer. Conclusión: se debe tener el control de todo el proceso (edición, producción y distribución) de la publicación. De lo contrario nada se podrá hacer frente al poder.

Para que no censuren tus ideas colocadas en un periódico, éste tiene que ser tuyo. Es necesario también tener los suficientes recursos para conformarse realmente como un medio alternativo que construya poder; que difunda su discurso. No hay que olvidar que el poder es un proceso que no es exclusivo de las instituciones del Estado o para el Estado. Como todo proceso, el poder no es estable. El poder no es posesión de nadie, de allí su latente transformación. El poder se ejerce. No tiene dueño.

El poder no es atributo de nadie. Está allí, circulando, en la práctica, en lo real; de forma concreta. "En cualquier sociedad –afirma Foucault--, relaciones de poder múltiples atraviesan, caracterizan, constituyen el cuerpo social; y estas relaciones de poder no pueden disociarse, ni establecerse, ni funcionar sin una producción, una acumulación, una circulación, un funcionamiento del discurso”, del discurso del poder.

Quien ejerce el poder ejerce su discurso, su idea, su concepción del mundo. Y para seguir ejerciendo el poder busca establecer su verdad. “La propiedad del discurso está reservada de hecho a un grupo determinado de individuos”, dice Foucault. Y el discurso en los medios de comunicación, por ejemplo el de las cadenas televisivas, es de los que tienen dinero para mantenerlo.

Es fácil hablar de un medio de comunicación alternativo. Pero se necesita amor-popular-de-la-banda y vocación/disciplina, así como un buen equipo de colaboradores de calidad que aporte escritos; también se necesita… lana para iniciar la autogestión. Sin que sea una revista alternativa, vale la pena mencionar a la revista emeequis, que nació a partir de una censura del poder. Anteriormente era La revista , como suplemento del diario nacional. Actualmente lo que le caracteriza es la denuncia, desvelar la realidad del poder gandaya .

“Cambiar algo en la mente de la gente -ese es el rol de un intelectual”, lanza Foucault. Pero para llevar esta idea a la acción únicamente resta construir los medios, los espacios, las herramientas; y, sobre todo, los equipos de trabajo para desarrollar algún proyecto que se jacte de ser popular desde el cual se puede crear un discurso para estar en una de las arenas de la lucha política: los medios de comunicación.

Dimensión y paradoja

Laura M. López Murillo

En algún lugar de la estadística, donde la realidad se desplaza de las cimas a las depresiones en una campana de Gauss, la desventura se traduce en porcentajes, las carencias se distribuyen en rangos; pero esa conversión no pondera los niveles de la demagogia, ni los grados de la indefensión…

Dicen los que saben que la contundencia de las cifras reside en los parámetros, porque las ponderaciones dependen de los rangos de la interpretación, y que por eso, el manejo pernicioso de los números produce cantidades discrepantes con la realidad.

Una de las cifras más esquivas en la administración pública es el número de los habitantes que sobreviven en la pobreza. La cifra negra de la miseria suele eludirse en un cuadro sinóptico de los niveles de la pobreza, en la clasificación de las carencias. En petulantes categorías, la pobreza se identifica con el nivel de ingresos, con la ausencia de propiedades, con la carencia de los satisfactores vitales; sin embargo, esa fría clasificación no se considera el grado de la desesperanza, las expresiones de los vicios y la imperiosa necesidad de eludir la cruel realidad.

Recientemente, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), realizó cambios sustanciales en la metodología para la medición de la pobreza; las modificaciones produjeron una reducción insólita y se borraron de la sumatoria tres y medio millones de mexicanos en condición de pobreza.

Atendiendo al criterio establecido en la Ley de Desarrollo Social, se añaden a los parámetros de la pobreza una serie de indicadores relacionados con el acceso a la seguridad social. La nueva metodología establece una medición multidimensional, y ahora, la pobreza se desplaza por debajo de los 64 pesos de ingreso diario y se manifiesta en la carencia de alguno de los derechos sociales: acceso a la salud, educación, espacio en la vivienda, seguridad social.
La ponderación multidimensional pretendía diversificar los rangos de la pobreza para eludir la cifra catastrófica de las políticas públicas, el efecto inmediato fue la reducción del padrón de la pobreza; no obstante, la aplicación de los factores y las dimensiones produjo una paradoja espontánea y se incrementó el indeseable nivel paupérrimo del jodidismo.

La perspectiva multidimensional refleja una magnitud inesperada de la pobreza, la cáustica desigualdad en los niveles del bienestar social y exhibe el fracaso del asistencialismo. El programa Oportunidades es un soberano fracaso, porque no ha aliviado el flagelo de la miseria.

La crueldad de esta paradoja estriba en que la pobreza no es una prioridad en las políticas públicas: las carencias y la indefensión sólo son el argumento principal del discurso proselitista. Los pobres existen para el régimen únicamente en tiempos electorales.

La pobreza continuará expandiéndose en un régimen donde predomina la ausencia de sensibilidad social, que traduce la desventura en porcentajes, que distribuye las carencias en rangos, que elude los niveles de la demagogia y los grados de la indefensión…

Laura M. López Murillo es Lic. en Contaduría por la UNAM. Con Maestría en Estudios Humanísticos, Especializada en Literatura en el Itesm.

Laicidad

Teodoro Rentería Arróyave

Desde hace mucho tiempo insistimos en llamar a la Suprema Corte de Justicia de la Nación: “la suprema”, así con minúsculas por su desempeño y referencia a aquella marca de veladora corriente que jamás podía sostener su flama, ahora en un estupendo reportaje de primera plana de El Universal, no sólo se coincide sino además afirma la percepción de que el supremo tribunal en los últimos 10 años, 9 de gobiernos panistas y el primero en la preparación de la entronización de la derecha, no ha podido o no ha querido sostener la flama de la verdad jurídica.

Aunado a lo anterior, se ha presentado una propuesta para que quede perfectamente determinado el carácter laico de la Constitución que nos rige. En ese sentido es posible que estemos en el tiempo de que el Constitucionalista Permanente, formado por el Congreso de la Unión y todos los congresos de los estados, entre a una profunda revisión de la Carta Magna para evitar que criterios totalmente dispares y hasta contrarios sean la marca del trabajo del pleno de la Corte.

Y dentro de esos cambios sustanciales, buscar otros mecanismos para el nombramiento de los togados; el actual está rebasado o mejor dicho agotado. Nos es posible que de acuerdo al presidente en turno se diseñe el criterio ideológico y en ocasiones hasta religioso del máximo tribunal del país y que en esa forma se determine la lógica en las sentencias.

El Gran Diario de México, en base a su investigación y a los criterios emitidos por juristas y analistas, explica que “la suprema” se ha inclinado a defender y solucionar los conflictos políticos generados entre las autoridades en todos los niveles del país, a costa de relegar los juicios relacionados con la protección de los derechos de la población.

De la mayor importancia la posición del diputado priísta César Augusto Santiago al proponer que el carácter laico del Estado quede plenamente establecido en la Constitución, pues “ninguna religión o convicción particular debe dominar el poder civil ni las instituciones”.

El legislador dijo que en un país laico se debe garantizar que el orden político tenga la libertad para elaborar normas colectivas, por lo que propone las reformas correspondientes a los artículos 40, 108 y 130 de la Constitución, para que es esa forma no se violente la normatividad que establece que en “la laicidad, la legitimidad del Estado deviene de la soberanía popular”.

En el trabajo de El Universal, cuando menos destacan cuatro casos en que la Corte ha dictado en diferentes fechas sentencias encontradas y contradictorias sobre la despenalización del aborto, sobre las extradiciones de delincuentes, sobre cuestiones electorales y sobre los tratados internacionales.

Lo dicho: lo que procede es que el Constituyente Permanente lleve a cabo a profundidad las reformas constitucionales, fundamentalmente en lo que se refiere al carácter laico del Estado, en esa forma, cuando ya no existan vacios ni lagunas en la ley, dejaríamos de estar a expensas del criterio ideológico y a veces hasta religioso tanto del Poder Ejecutivo como el Poder Judicial. Hay que hacerlo y sin retraso, es por el bien del país.

Plaza Pública con Miguel Ángel Granados Chapa · 14 de diciembre de 2009








Descargar Plaza Pública del 14 de diciembre

Noticias MVS del 14 de diciembre con Carmen Aristegui



Noticias MVS con Carmen Aristegui

Aumentan en cantidad y volumen las rechiflas

Álvaro Cepeda Neri

Hace un mes, más o menos, que estando Felipe Calderón en un acto deportivo, al ser presentado a la afición (en este sexenio de PAN y circo), de inmediato se escuchó un sonoro coro de abucheos y silbidos. El destinatario era, pues, el inquilino de Los Pinos. A partir de entonces, en los actos públicos, Calderón ha estado siendo blanco de rechiflas.

Como en el acto del 20 de noviembre, día de celebración (antes del foxismo con desfile militar y deportivo) del inicio de la Revolución de 1917 tras el homicidio de Francisco I. Madero y José María Pino Suárez, entre otros muchos ordenados por el alcohólico y golpista utilizando al militarismo, de Victoriano Huerta (cuyo fantasma ronda el trienio calderonista).

Ese desfile apenas duró 45 minutos con Calderón en el balcón presidencial, de Palacio Nacional (que ocupan una minoría de empleados de la secretaría de Hacienda, pues el edificio que albergó, de Juárez a López Mateos como presidentes con sus colaboradores, lleva visos de convertirse en museo; mientras ahora mismo Calderón usa Los Pinos, el domicilio presidencial desde Lázaro Cárdenas, donde asoma apenas de vez en cuando la cabeza.

Que se recuerde fue a Díaz Ordaz, cuando inauguró los Juegos Olímpicos de 1968, a quien se le obsequió, por los más de 100 mil asistentes, una rechifla que se escuchó por todo el mundo. No hay otro precedente. En el caso del derechista, del licenciado Calderón, se ha ganado a pulso el repudio popular.

Esto debido a que después de tres años el país no solamente está desenganchado de la política exterior (con la mediocre de Patricia Espinosa, la más oscura secretaria de Relaciones Exteriores), sino que está desmoronándose en el interior por el fracaso de la política económica pública, el retiro del apoyo empresarial (incluyendo a los empresarios proclives al panismo) y la toma de decisiones en la crisis (las crisis son para tomar y ejecutar decisiones) equivocadas, inoportunas y, por lo tanto ineficaces.

Está aumentando el malestar social ya que 80 millones de mexicanos se debaten entre la hambruna, las enfermedades, la pobreza extrema y el desempleo al lado de los pocos que sobreviven en labores formales e informales. Y de pilón: el aumento de impuestos y nuevas contribuciones para el año que ya está encima, cuando los mexicanos que soportan esas cargas y desgracias, han reducido el consumo general y no les alcanza el dinero para cubrir sus necesidades mínimas.

Por eso es que la olla de presión social ha iniciado los actos de protesta, como los abucheos, las mentadas y las rechiflas en cuanto saben de la presencia de Calderón. Éste ya no representa para los mexicanos la institución presidencial. Su incapacidad política para el manejo del poder federal lo ha hecho acreedor al desprecio y esto apunta a que aumentarán, a grado de que Calderón va a tener que estar prisionero en Los Pinos. Su presencia es ya provocadora para un pueblo que sabe que el poder presidencial es inoperante en sus manos.

Tres años sin "Inteligencia"

Francisco Rodríguez

MÁS DE TRES MIL
agentes federales y policías realizaron arrestos en más de 12 estados como parte de una operación antidrogas a largo plazo que ha llevado a casi mil 200 arrestos en casi cuatro años. Esta información se conoció hace apenas unas semanas. Pero no fue en México. Aconteció en Estados Unidos. Y por cierto, en esta operación no hubo derramamiento de sangre.

Pocos días después nos enteramos por los medios que, en Italia, tras una operación de inteligencia, fueron arrestados 21 de los 30 delincuentes más peligrosos, pertenecientes todos ellos a la denominada Cosa Nostra. No hubo muertos. Y pese a “estar arrodillada”, la mafia no reaccionó violentamente por el hecho de que sus principales jefes estén ahora tras las rejas.

Del vecino país del norte llegó la noticia. Que uno de los líderes del cartel michoacano La Familia, Servando Gómez Martínez, fue acusado formalmente en Nueva York. Que tal sucedió en julio, después de que doce policías mexicanos fueran encontrados muertos. Que para minar o cuando menos contrarrestar las actividades de este grupo en EU, en un par de días –y tras un par de años de investigaciones--, tres mil agentes federales y policías realizaron arrestos en más de 12 estados de la Unión Americana como parte de una operación antidrogas a largo plazo que ha llevado a casi mil 200 arrestos en casi cuatro años.

En Italia, mientras tanto, en los 18 meses de gobierno del controversial Silvio Berlusconi han sido arrestados tres mil 844 mafiosos en total, 19 por ciento más que los 18 meses precedentes, y han sido decomisados al crimen organizado 11 mil 410 bienes, por un valor de casi 10 mil millones de dólares. Todo ello sin balaceras, muertos, y sin que la población civil se sienta siquiera amenazada por la violencia. Todo con labor de “inteligencia”.

Dos ejemplos que, por recientes, se ponen a consideración de usted, sólo para contrastar lo que ahora mismo acontece en nuestro querido México, donde en sólo tres años la violencia desencadenada por una lucha en contra de la delincuencia carente de inteligencia –en ambos sentidos del término--, lleva ya más de 16 mil víctimas, muchas de ellas sin tener vela en el entierro. Y por supuesto, ni un solo arresto importante. Sin que ninguna red de narcolavado haya sido desmantelada.

Sin “inteligencia” –y presumiblemente con mucha corrupción de por medio-- en la ultimas horas la fallida Administración del señor Calderón desplegó una serie de operaciones en contra lideres de los carteles sin éxito alguno.

En Cuernavaca, Morelos en una fiesta donde tocaban los grupos musicales de primer nivel, en la que autoridades militares tenían ubicada la presencia del jefe de sicarios de la famiglia Beltrán Leyva, Edgar Valdés Villarreal alias "La Barbie", quien “desapareció” justo antes de que se notara la presencia de un helicóptero Blackhawk. Con el también huyeron los hermanos Arturo y Héctor Beltrán Leyva líderes de dicha organización criminal.

Por otra parte, en Apatzingán, Michoacán, en un pueblito conocido como Guanajuatillo, la Policía Federal, dependiente de la SS de Genaro García, tuvo informes certeros que ahí se encontraba Servando Gómez Martínez alias "La Tuta", pero al arribar el convoy de federales, éstos fueron emboscados desde puntos estratégicos, lo que deja claro que "La Tuta" ya sabía que iban por él.

Hace apenas unas horas, en cumplimiento de una orden proveniente de la ciudad de México, alrededor de 200 elementos de la Marina, Policía Federal, y municipales se enfilaron hacia las bajacalifornianas Playas de Rosarito y en un fraccionamiento llamado Rancho Reynoso donde se sabía que tenía su guarida el narcotraficante Teodoro García Simental, "El Teo", realizaron uno de sus ya clásicos “operativos”. Acordonaron la zona, catearon casa por casa y detuvieron a seis individuos. Creen –sólo eso: creen, cual si fuese acto de fe-- que uno de ellos pudiese ser “El Teo”.

No hay señales de inteligencia en las autoridades. Inauguran instalaciones estratégicas, como el multiplublicitado “Pentagonito” –mínimos que son, todo lo empequeñecen-- y las invalidan al darles publicidad. Las infiltra y corrompe la delincuencia, y sólo atinan a exhibir aún más su ineficiencia.

Tres años de “guerra” fallida. Sin “inteligencia”, pues. Y con mucha corrupción de por medio, ¿o no?

Índice Flamígero: “Se intensifica la ofensiva del narco: En el último semestre Chihuahua, Sinaloa, Sonora, Guanajuato, Aguascalientes, Nuevo León, Guerrero, Durango, estado de México y Michoacán han sido blanco de la embestida del crimen organizado.” (Nota principal, ayer, del diario El Universal)

Fox y sus estrategas empresariales perdieron tres batallas, pero luego ganaron las tres guerras

Pedro Echeverría V.

1. Vicente Fox gobernó (2000-06) como un analfabeta político y haciendo payasadas, pero a pesar de sus despilfarros y sus fraudes económicos personales y familiares, se mantuvo en el gobierno todo el sexenio y, además, impuso a su sucesor. Más claro ni el agua. Prometió que en diez minutos acabaría pacíficamente con el levantamiento del EZLN, señaló que ampliaría la democracia electoral y que también respetaría todos los movimientos de protesta; ninguna de sus promesas cumplió pero se pasó el sexenio profundizando la ruina del país y haciendo más grande el desempleo de los mexicanos y, al mismo tiempo, en plena luna de miel y burlándose de sus opositores. El EZLN, la APPO y López Obrador lucharon con gran intensidad, lograron ganar batallas, pero al final perdieron la guerra. Fox goza ahora de sus riquezas y continúa con sus burlas.

2. ¡Qué tipo más chingón! El PRI, que a medio sexenio había ganado en lo electoral casi todos los gobernadores y luego los legisladores, se desplomó en la elección presidencial porque Fox –bajita la mano- le metió a la cacique sindical Gordillo, le empujó a Montiel y al final le dio un Madrazo al PRI para desbaratarlo. Mientras los intelectuales y la izquierda se burlaba por la enorme ignorancia de Fox –que jamás había leído algún libro de literatura o cultura general- el presidente payaseaba más asistiendo a la misa dominical en su rancho, besándole el anillo del Papa y “agasajándose” a su mujer frente al Vaticano. Gran parte de la oposición hacía corajes y lanzaba maldiciones, pero al parecer Fox –dentro de su profunda ignorancia- conocía la psicología oportunistas de los políticos mexicanos y, por otro lado, daba a los empresarios lo que querían.

3. La Caravana zapatista de 24 febrero-11 de marzo de 2001 fue indudablemente el triunfo de una gran batalla del EZLN y los grupos radicalizados de izquierda que durante años veníamos librando. Cuando esta marcha masiva Chiapas/Ciudad de México fue anunciada todos los medios de información lanzaron el grito al cielo diciéndole a Fox que no lo permita. Al final, por la presión, Fox aceptó pero pienso que desde entonces planeó aprovecharse políticamente del arribo del dirigente Marcos y los indígenas, pero también luego no aprobarle la ley indígena, ni sacar a todos los presos políticos, menos retirar al ejército que rodeaba la zona zapatista. El EZLN ganó la gran batalla durante toda la Caravana pero después del mitin en el Zócalo el movimiento comenzó a caer, sobre todo al decretarse la ley antiindígena. Así ganó Fox la guerra.

4. Los profesores de la sección 22 y la APPO desde mayo de 2006 fueron ganando batallas en las calles y su movimiento no dejó de crecer. Sólo habría que recordar aquel inmenso plantón de maestros que ocupaba 30, 40 manzanas del centro histórico de la ciudad de Oaxaca, las gigantescas cinco megamarchas y que el gobernador asesino Ulises Ruiz andaba en “salto de mata” totalmente débil frente al movimiento. Todas las batallas las perdió Fox, sobre todo al formarse la APPO el 16 de junio. Pero entonces pasó Fox a la represión brutal, sobre todo el 25 de noviembre ya con el total apoyo del “presidente electo” Calderón y del PRI. Es decir, la burguesía empresarial, encabezada por Fox y el PRI, dejó que los oaxaqueños ganaran algunas batallas, pero cuando se vieron perdidos lanzaron a todo el ejército y ganaron la guerra. Ahora hay que esperar.

5. López Obrador ganó en las calles una de las grandes batallas en 2005: su triunfo contra el desafuero. Barrió a Fox obligándolo a cambiar a los funcionarios que intervinieron y hacer que AMLO crezca enormemente en las preferencias electorales. Para mí –que odio todo poder- lo maravilloso fue cuando AMLO no aceptó el amparo, aceptó ir a la cárcel y se negó a que se paguen fianzas en su nombre. López Obrador ganó una enorme batalla y con esa confianza pensó que iba a avasallar. Pero el ignorante y tonto Fox demostró que no lo era tanto: unió a los profesores de la Gordillo, a muchos priístas, a todos los empresarios y a los medios de información con el espantajo de Chávez y el comunismo, le ordenó al IFE, al TRIFE y a la SCJN acabar con López Obrador. No se si fueron pírricas la batallas, pero Fox ganó la guerra.

6. Quizá debamos decir desde la izquierda que esas tres guerras ganadas por Fox no son las guerras definitivas, ni generales, ni últimas porque “el pueblo siempre tiene la razón”, “el bien siempre triunfa sobre el mal” o “el que ríe de último ríe mejor”. No se, lo que yo veo es que la burguesía comenzó a imponerse al mundo hace unos 500 años, lo domina desde hace tres siglos y los trabajadores en México lo único que han ganado son unas cuantas batallas. Peor si comenzamos a sumarle la destrucción del SME electricista, la compra de los líderes del IMSS y el control absoluto del PRD. Quizá los optimistas puedan demostrarnos grandes avances y gigantescos logros porque “estábamos peor antes” o “porque más gente ha abierto los ojos”. Yo sigo pensando que nuestras estrategias de lucha como trabajadores están muy mal porque partimos de que siempre vamos adelante.

7. Nosotros, por el contrario, en el espartaquisno de los 60 y parte de los 70, nunca cantamos victoria a pesar de que nos alegrábamos de los actos políticos, nuestros volanteos y de la organización de nuestras células de fábrica y estudiantiles. Partimos siempre en nuestros análisis de la enorme fuerza de la burguesía asociada con los EEUU, del control casi absoluto del movimiento obrero y campesino y de la debilidad de nuestras fuerzas; pero no para ponernos a llorar, sino para profundizar más nuestro trabajo de propaganda y organización. El volanteo, los mítines rápidos, la prensa y la discusión ideológica fueron siempre el centro de nuestra actividad. Fuimos siempre indomables antielectoreros porque en nuestro pensamiento estuvo siempre la idea de la organización revolucionaria de los trabajadores en su lucha frontal contra el capital. Nos derrotó el electoralismo.

8. La realidad es que la izquierda se ha burlado sabrosamente de los gobiernos panistas por considerarlos profundamente ignorantes en política, además que por sus ideas se les ubica en la Edad Media o en el siglo XIX. Sin embargo la izquierda sigue defendiendo las leyes y la Constitución que la burguesía impuso en el país en 1824, 1857 y 1917, leyes y Constitución que los abogados burgueses saben interpretar con gran habilidad para burlarse del pueblo. La izquierda es muy dura de la cabeza para comprender que mientras las luchas se encajonen en los marcos de la legalidad, los priístas y los panistas le seguirán dando palos en la cabeza. Y la lucha de los electricistas es un ejemplo de cómo la “legalidad” del perro Lozano y del ilegítimo Calderón, basándose en la interpretación de ley, han despedido a 44 mil trabajadores y destruido al glorioso sindicato de lucha. ¿Vamos ganando?

El gobierno federal va a cerrar la hidroeléctrica de Nuevo Necaxa: SME

ARTURO ALFARO GALÁN

Mario Govea Sansón, integrante del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), reveló que el gobierno federal busca desaparecer la planta de El Salto, de la empresa Luz y Fuerza del Centro (LFC), ubicada en la junta auxiliar de Nuevo Necaxa, en el municipio de Juan Galindo, con el argumento de que desde su creación no ha sido viable en su operación.

Indicó que la planta cuenta, junto con las ubicadas en el Distrito Federal, con la mayor parte de la deuda “histórica” de varios millones de dólares al gobierno, lo que provocó su descapitalización.

Mario Govea apuntó que la subestación poblana únicamente cubre el 30 por ciento de la demanda en la zona que abarca municipios serranos como Huauchinango, Chignahuapan, Zacatlán y Xicotepec de Juárez, y localidades de los estados de Veracruz, Hidalgo y Tlaxcala.

“La parte más difícil de abastecer es la parte central del país. En Puebla nosotros teníamos que comprar energía a Comisión Federal de Electricidad (CFE) a un costo de 5 por ciento arriba de lo que podemos utilizarlo, lo que a nos generaba un desgaste y una deuda”, afirmó.

Govea comentó que las pérdidas crecientes en LFC, además del robo de electricidad y de la corrupción imperante, se deben también a la compra cara de electricidad. Explicó que de cada peso que obtiene la empresa 98 centavos se destinan al pago de electricidad adquirida a la Comisión Federal de Electricidad.

Detalló que, a nivel nacional, la extinta paraestatal estaba obligada a comprar a CFE el 90 por ciento de la electricidad que vendía, lo que representa que cada año debía gastar 59.4 mil millones de pesos en energía, que a su vez era comercializada por un monto aproximado de 46 mil millones de pesos, por lo que acusó que la pérdida “es inducida por la propia autoridad”.

Asimismo, criticó que el SME ha presentado 14 proyectos para incrementar la capacidad de generación de la compañía, pero el gobierno federal se niega reiteradamente a otorgar los recursos necesarios desde 1993.

Govea agregó que la mayor parte de su presupuesto era para pagar los subsidios a los usuarios, de los cuales, las grandes empresas y dependencias gubernamentales eran las más beneficiadas.

Llama Martín Esparza a elecciones internas

Carlos Lara / El Sol de México

Ciudad de México.- Será el día de hoy a las 17:00 horas, en una Asamblea General, cuando Martín Esparza Flores, líder del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), convoque a nuevas elecciones de la dirigencia, después de que la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCA) anulara los comicios previos.

En entrevista, Esparza Flores apuntó que para realizar este proceso será actualizado el padrón electoral del gremio, pues "de acuerdo con las normas internas, no podrán votar quienes ya se liquidaron".

Manifestó que quienes ya cobraron la liquidación que ofreció el Gobierno federal, podrían conservar su voz dentro del SME, no así su derecho al sufragio.

Así mismo, el líder de los electricistas llamó a su oponente, Alejandro Muñoz Reséndiz, que "participe, arme su planilla y contienda" y dijo que se harán públicas las listas de votantes del pasado proceso electoral.

"Vamos a dar a conocer al pueblo de México, a los sindicatos; también invitaremos a organizaciones nacionales y extranjeras para que verifiquen cómo se hacen las elecciones en el SME, frente a los trabajadores, 'urna por urna y voto por voto' de cada uno de nosotros", afirmó.

Por su parte, Alejandro Muñoz Reséndiz, líder de la disidencia del SME, apuntó que "Martín Esparza no puede convocar a nuevas elecciones, el estatuto no se lo permite, él lo sabe y lo único que hará es hacer una votación ilegal, ya que no tiene 'quórum' para convocar a una asamblea, porque no cuenta con más de la mitad de los integrantes de la Comisión de Trabajo del Sindicato para poder realizarla".

Con una jornada cultural celebra el SME sus 95 años

Patricia Muñoz Ríos / La Jornada

De pronto bajó el Ángel de la Independencia de su pedestal y habló de la injusticia social que existe en México, de cómo ha visto caminar a su alrededor miles de inconformidades por lo que hacen de México sus gobernantes.

Así sucedió en el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), donde ayer arrancaron los festejos del 95 aniversario de esta organización con la realización del Smetón, que comprendió una jornada cultural con música de varios géneros, teatro guiñol, performances y parodia política. Antes se efectuó una carrera en la que participaron hijos de los electricistas y simpatizantes con este gremio, entre ellos miembros del Comité del 68.

Paralelamente hubo una donación y una solidaridad sui generis. La primera se trató de una donación de 170 kilos de carnitas para los trabajadores; la segunda, un ayuno de 24 horas, en apoyo al SME, realizado por la Fraternidad Familiar de Electricistas en Solidaridad, en la iglesia de La Resurrección, donde también hubo música y poesía.

En la sede del sindicato, donde se realizó el Smetón, participaron artistas como Jorge Arvizu, El Tata; La Cúcara mácara Títeres; La Trova Loca; el guitarrista Rafael Chávez Rojas; grupos de rock como Io y Io, la personificación del Ángel de la Independencia por Ana Elía García; los también roqueros integrantes del Fwkless y el infaltable grupo de los smeítas. Los primeros convocados por organizaciones como el Frente contra la guerra de baja intensidad; los últimos, por su propia resistencia, llenaron el SME de teatro y música, ambos para denunciar los "agravios e ilegalidades cometidas contra este gremio". El presidente Felipe Calderón fue inspiración de diversas letras nuevas estrenadas la tarde de ayer en el foro smeíta.

El actor Tonatiuh Martínez, quién llevó toda la conducción del acto, presentó el Discurso de José Revueltas a los Perros, en el Parque Hundido.

El Tata inició su parodia política dando el saludo navideño que el gobierno envió a los electricistas: "Feliz inequidad y próspero daño nuevo", el cual fue recibido con una rechifla intermitente de los trabajadores. Éste es el pueblo "que no quiere ser gato", dijo el comediante, quien lanzó fuertes críticas al gobierno y les dijo que, para ganar esta lucha, además de frijol van a necesitar "muchos huevos".

También propuso que encabecen una huelga nacional en enero: "un paro de 24 horas en tres turnos de ocho horas en las fábricas, las oficinas, en todo el país nos hará libres de tiempo completo", dijo, e incluso modificó la consiga célebre del SME para dejarla de la manera siguiente: "Aquí... se ve... los huevos del SME".

Por consigna, el fallo de la juez Coutiño, dice jurista

Usó criterio similar en el caso Pensionissste

Alfredo Méndez / La Jornada


La negativa de Guillermina Coutiño Mata a conceder el amparo a los electricistas representados por el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) no es el primer fallo de la juzgadora federal en contra de trabajadores al servicio del Estado.

En noviembre pasado también rechazó otorgar la protección de la justicia federal a un grupo de 300 trabajadores, principalmente maestros afiliados a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), quienes por medio de demandas colectivas de amparo impugnaron la aplicación del Pensionissste y las Afores.

Para su resolución, Coutiño utilizó criterios jurídicos similares a los que expresó el viernes pasado al fallar en contra de los electricistas que impugnaron el decreto presidencial de extinción del organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro (LFC).

Según consta en uno de los argumentos del resolutivo judicial relativo a la demanda contra el Pensionissste, al que tuvo acceso este diario, "es improcedente otorgar el amparo a un grupo de trabajadores (burócratas), porque de concederles la protección de la justicia federal quedarían en situación diferente al resto de los trabajadores del país, y eso pondría en riesgo los intereses de la nación".

Ese mismo criterio fue confirmado por los tribunales colegiados en materia del trabajo, al negar en definitiva el amparo a los quejosos que impugnaron el Pensionissste.

En el juzgado a cargo de Coutiño está pendiente el fallo de otras 250 mil demandas de amparo similares, aunque lo más probable es que la juzgadora aplique el mismo razonamiento y niegue el amparo a otro grupo de maestros de la CNTE.

"A partir del 30 de enero de 2009, unos 300 mil empleados públicos comenzaron a presentar demandas de amparo grupales para impugnar el Pensionissste y las Afores como parte de las acciones jurídicas para continuar la lucha contra la nueva Ley del ISSSTE", informó Eduardo Miranda Esquivel, presidente de la Unión de Juristas de México, que representa a buena parte de los quejosos.

El jurista sostuvo que "la actitud de la juez Coutiño viene a acreditar que en nuestro país se imparte justicia por consigna", pues sus resoluciones "son un espaldarazo a las grandes decisiones económicas del gobierno de Felipe Calderón, cuyo gobierno se ha caracterizado por una ofensiva brutal en contra de los derechos adquiridos de los trabajadores".

SME: casi un siglo de lucha

Miguel Ángel Granados Chapa

Hoy cumple 95 años de edad el Sindicato Mexicano de Electricistas. Aunque desde el comienzo de las actividades de la Mexican Light and Power, MLP, en 1903 sus trabajadores buscaron agruparse, e integraron en 1906 la sexta sección de la Gran Liga de Electricistas Mexicanos, crearon su propia organización como Sindicato de Empleados y Obreros del ramo eléctrico, que afilió también a telefonistas y tranviarios y se constituyó formalmente el 14 de diciembre de 1914.

Una semana después, en su segunda asamblea, sus miembros resolvieron llamarla Sindicato Mexicano de Electricistas.

Esa sola condición histórica, la antigüedad de su presencia y lucha, la permanencia de su capacidad representativa ante un empleador que experimentó varias mudanzas, explica por un lado la capacidad de resistencia del SME, sometido hoy a la agresión más decidida, encaminada a terminar con su propia existencia, y por otro lado la naturaleza y magnitud de las prestaciones de sus miembros, conseguidas a través de décadas de negociación colectiva.

Ya en septiembre de 1917, por ejemplo, apenas unos meses después de la puesta en vigor de la Constitución cuyo Artículo 123 regulaba las relaciones laborales, el SME pactó con la MLP condiciones relativas a la antigüedad, procedimientos para llenar vacantes, ajustes salariales, servicio médico, normas sobre incapacidad temporal y sobre indemnizaciones a los incapacitados permanentemente, jornada de ocho horas y capacitación.

El año anterior el sindicato había pasado su primera gran prueba política. Por problemas con la empresa y por su pertenencia a la Federación Obrera del DF, el SME participó en la huelga general que fue reprimida por Carranza, que apenas instalado en la Ciudad de México enfrentó con rudeza tal movilización obrera. Ernesto Velasco, dirigente del gremio, fue sometido a juicio sumario y sentenciado a muerte, que se conmutó por 20 años de prisión, de la que salió en febrero de 1918.

La huelga consiguió el cumplimiento de una demanda crucial: que los salarios se pagaran en oro y no en bilimbiques, el papel moneda desdeñado por su escaso poder libertario.

En 1936 el SME protagonizó otra importante huelga, en la etapa de ascenso de las reivindicaciones sindicales.

Aunque ya había participado en los años 20 en tentativas de agrupamiento con otras organizaciones, a lo que una especie de temperamento del SME ha sido en general renuente, en la etapa cardenista se afilió al Frente Popular y al propio Partido de la Revolución Mexicana, del que se apartó al concluir el Gobierno de Cárdenas.

En ese tiempo el sindicato fue receptivo a la llegada de los exiliados españoles. Algunos de ellos, los pintores Antonio Pujol, Joseph Renau y Miguel Prieto, afamado después por sus tareas de diseño editorial, encabezados por Siqueiros, crearon un mural de inspiración antifascista, que forma parte no sólo del sindicato sino del arte mural de México.

Ubicado en el edificio sindical, en la calle Antonio Caso casi esquina con Insurgentes Norte, apenas el año antepasado fue sujeto a un satisfactorio proceso de restauración.

Con los criterios de hoy, se reprocharía al sindicato la tenencia de esa pieza artística, y se la consideraría un privilegio inadmisible, como se objeta el funcionamiento de instalaciones deportivas que muestran un buen uso de las cuotas sindicales.

La libre discusión sindical ha producido una rotación frecuente de los cargos de representación.

Sólo en los años cuarenta se generó un cacicazgo, encarnado en Juan José Rivera Rojas, que por una década exacta, 1942-1952, encabezó el sindicato.

Era la época en que nació el charrismo sindical, es decir la imposición de liderazgos por intereses ajenos a los trabajadores.

Un movimiento de renovación se deshizo de Rivera Rojas y recomenzó el funcionamiento de la democracia en la vida sindical.

En 1960 el SME dio la bienvenida a la nacionalización de la industria eléctrica, que para esa organización significó dejar de contratar con una empresa extranjera y hacerlo con un organismo público, que inicialmente conservó su estructura de sociedad mercantil, la Compañía Mexicana de Luz y Fuerza.

El sindicato participaría activamente en los procedimientos para la integración de la industria, tanto técnica como administrativamente.

Se opuso, sin embargo, a la liquidación de la empresa dictada por Echeverría, proceso lento y torpe que mantuvo durante décadas al sindicato en la incertidumbre y sujeto a decisiones adversas.

En 1985, por ejemplo, perdió materia de trabajo cuando cerca del 50 por ciento de las zonas cubiertas por la Cia de Luz y fuerza del centro, como era entonces su denominación, en Guerrero y Michoacán, fue entregado a la Comisión Federal de Electricidad.

Cuando Carlos Salinas percibió la necesidad de asegurar votos, ante el crecimiento de la candidatura de Cárdenas, se comprometió con el SME a reconstituir la empresa de que era contraparte.

Y aunque demoró para hacerlo hasta el último año de su gestión, el 9 de febrero de 1994, siguiendo una instrucción del Congreso, emitió el decreto de creación de Luz y Fuerza del Centro.

En un mecanismo perverso, sin embargo, su propio Gobierno y los que lo reemplazaron, encabezados por Zedillo, Fox y Calderón implantaron medidas destinadas a debilitar el organismo.

Esa política, y la administración, a cuyos responsables no se les ha pedido cuentas en esta delicada hora, degradaron al organismo, de cuya suerte hoy se culpa sólo al sindicato.

¡Gana USD con Neobux, prueba la nueva sección de ENCUESTAS!