Plaza Pública con Miguel Ángel Granados Chapa · 16 de diciembre de 2009








Descargar Plaza Pública del 16 de diciembre

Noticias MVS del 16 de diciembre con Carmen Aristegui



Noticias MVS con Carmen Aristegui

Aviso importante a lectores sobre difícil panorama para RMX en 2010

Ilse N. Saenz / Administradora RMX

Amigos y lectores reciban un saludo de mi parte. En primer lugar les quiero informar que Sam R. García hizo la renovación del dominio www.revoluciones.org dicho pago representó un gasto de 200.00 pesos más un sobrecargo de 74.90 por pagar fuera del tiempo límite establecido para cubrir la renovación del dominio.

Lo anterior significa que se pudo rescatar la dirección .org y seguirá funcionando con normalidad, aunque en los próximos días anunciaré los cambios que se darán en RMX por los ajustes que se tendrán que hacer para enfrentar desde los primeros días del 2010 el panorama difícil que se espera en materia económica, no nada más para nosotros, sino para la mayoría de los mexicanos.

Ya hemos sido notificados que varios servicios y productos básicos subirán de precio, incluso como se han dado a conocer noticias y análisis en este mismo medio, el transporte también subirá, lo mismo los servicios de internet, televisión de paga, alojamiento externo de archivos, etc. Hace no mucho Sam reveló en el post ¿Cuánto se necesita para que RMX funcione? los gastos más importantes que tenemos que hacer cada mes para sostener este proyecto Revoluciones México, es muy probable que ante la falta de donativos o la entrada de los mismos pero en un bajo porcentaje nos obliguen a ajustar la manera de operar el blog en los próximos meses.

Una de las primeras medidas y por sugerencia de ustedes los lectores, será colocar a partir de enero en la parte alta del blog, para que se vea al ingresar al mismo, un aviso que vaya comunicando a ustedes cuánto dinero ha entrado al blog y cuánto es lo que se requiere para que siga operando mes tras mes. Aún no definimos lo que pasaría en dado caso de no reunir la meta de cada mes, pero lo más probable es que esa información se las brindemos antes de que termine el año.

Por último, hablando del cierre del año, Revoluciones México y todo el equipo nos daremos unos días de descanso, no habrán actualizaciones en el blog a partir del 22 de diciembre y regresaremos con información puntual y objetiva todos los días hasta el 6 de enero del 2010. Repito, que los detalles que faltan por informar a ustedes sobre el futuro del blog se los daré a conocer en los próximos días por este medio y también les mandaré por mail a todos los contactos la misma información.

Agradezco mucho su atención.

Revoluciones México, el cambio empieza en ti.

Lo mero importante

Robando cámara Manuel Argüelles el vocero de Ebrard

Álvaro Cepeda Neri

A los voceros, ya con bozal la mayoría, que son los directores o jefes de comunicación en las dependencia federales, algunas empresas paraestatales y de la administración defeña, les tienen ordenado que por ningún motivo “roben” cámara cuando los de televisión o la prensa escrita, ésta con sus reporteros gráficos listos para imprimir las escenas con funcionarios, estén entrevistando a sus respectivos titulares (de Pemex, de la CFE, verbigracia) y al jefe de Gobierno de la capital del país.

Por cierto y de paso les cuento que si fuera jurado en la próxima premiación de prensa, le entregaría la medalla a la mejor fotografía, al reportero gráfico José Carlos González. Y es que ese periodista logró captar a Calderón cuando éste se apretada con sus dedos las sienes y mostraba un rictus de dolor y amargura.

De tal manera que es una foto que retrata, tras la resaca y avejentado, el gesto de un hombre derrotado, aburrido y cansado de ser el blanco de tantas críticas, descalificaciones y cuestionamientos políticos desde sus compañeros de viaje de la derecha, del centro y de la izquierda (López Obrador insiste en traer a Calderón con “el mecate corto”).

Es lo duro y lo tupido, porque ya de salida, prácticamente (a pesar de su frase: “faltan tres largos años”) no tiene nada que hacer, pues se le escaparon de las manos la inseguridad, la explosiva pobreza, el desempleo brutal y el control, administrativo y de gobierno de la Presidencia.

Pues bien. Resulta que en el noticiero del Canal Once, en su emisión de diez minutos antes de las 19 horas, del viernes 27 de noviembre, estaba Marcelo Luis Ebrard en su conferencia ante los reporteros que cubren la jefatura de gobierno defeño, cuando de pronto apareció, pasado de peso, su vocero Manuel Argüelles.

Éste ha estado en varias jefaturas de comunicación, primero priístas y ahora perredistas; fue vocero de TV-Azteca y por esto lo contrató Ebrard para tener un canal con esa televisora muy “bien aceitado”, para su propaganda. Ahí estaba Argüelles, con cara de dar por terminada la entrevista y quererse llevar a Ebrard a posar para las cámaras de televisión, el medio actual para la propaganda.

En el enfoque de la cámara de televisión, Argüelles asomó medio cuerpo y se vio cuando jaloneaba a su jefe Ebrard, quien se iba a una reunión a la residencia que fue del ex presidente ya muerto (un presidente más del montón): Miguel Alemán, donde fue a recibir un premio y donde estuvo a punto de saludar a Raúl Salinas de Gortari. Pero esta historieta se las comento en otra ocasión.

Lo de ahora es que el vocero defeño, que con Cortázar (¡al fin se matrimonió y su testigo fue su jefe Calderón!) vocero calderonista y David López, vocero de Peña Nieto se han estado reuniendo para diseñar la publicidad a favor de Ebrard y Peña Nieto para sus proyectadas candidaturas. Y es de esperarse que Argüelles no vuelva a meterse a cuadro televisivo. Iba hasta despeinado, salvo que se despeine al estilo punk, para lo cual le faltaron los rayitos.

Peña Nieto en el Vaticano

Jenaro Villamil

¿Cuánto le costará al erario mexiquense la santificación del copete más popular del priismo? Todo parece indicar que el exceso en los gastos y el oportunismo telegénico no disminuirán en la aventura de Enrique Peña Nieto por convertirse no sólo en el precandidato priista con mayor rating, sino en el “adelantado” de Televisa para su transmisión especial Ángeles de Navidad, el próximo sábado 19, desde el Vaticano.

Peña Nieto utilizó de pretexto la donación de 2 mil 500 artesanías mexiquenses al aula Paulo VI de El Vaticano para trasladarse, al estilo de un jeque árabe, con una delegación de 11 familiares, más funcionarios, que iniciaron su visita a la Santa Sede el pasado lunes 14 y permanecerán hasta el sábado 19, día de la transmisión del programa especial de Televisa.

Tan sólo una muestra del dispendio: el gobernador mexiquense estará hospedado en el Hotel Columbus, una antigua mansión medieval, con más de 500 años de antigüedad, considerado uno de los más exclusivos de la llamada ciudad santa. El precio en la habitación más lujosa es de 890 euros, casi 18 mil pesos, según el portal cibernético del propio hotel. Por supuesto, Peña Nieto hospedará ahí a su señora madre, a su novia Angélica Rivera, a los seis hijos compartidos por ambos, a su cuñada y a sus dos hermanos.

El ostentoso gasto del mandatario del estado de México parece tener varios objetivos, más allá de la promoción turística y la actividad diplomática.

En primer lugar, servirá para reiterar su devoción y filiación hacia el Opus Dei, la corriente católica conservadora de donde más apoyos ha obtenido el Golden Boy. No en balde, Peña Nieto estudió en la Universidad Panamericana, de la Ciudad de México, perteneciente a “la obra”.

En segundo lugar, el proyecto de la boda con la actriz de Televisa, que se ha convertido en un auténtico guión de telenovela y de reality show, buscará la fotografía y la bendición del papa Benedicto XVI. No le vendría mal en momentos que los rumores sobre un supuesto distanciamiento entre él y Rivera son parte de la chismografía política cotidiana de Toluca.

Y, el más importante, su relanzamiento como candidato predilecto de Televisa, gracias a la utilización del fervor católico y de las fiestas navideñas, que llevarán a la televisora a realizar una especie de teletón religioso. La compañía de Azcárraga Jean prepara una transmisión especial el sábado 19, con la conducción de su corresponsal Valentina Alazraki, quien hará enlaces desde El Vaticano con varias ciudades del país.

Como todos los televidentes y los ciudadanos mexicanos se han dado cuenta, nada en este paquete de promoción personal de los políticos en busca del 2012 es gratis. ¿Cuánto le costará al erario mexiquense la “feliz coincidencia” de Peña Nieto en El Vaticano con el programa de Televisa?

Este viaje también se realiza en un contexto de dispendio: El Congreso mexiquense autorizó un gasto de mil 500 millones de pesos para la difusión mediática del gobernador durante 2010. Según el diputado panista Jorge Inzunza, se trata del mayor incremento al presupuesto mediático de Peña Nieto.

La mayoría peñista en el Congreso mexiquense (formada por el PRI, Nueva Alianza, PVEM, Convergencia, PT y PSD) se impuso el pasado lunes 14 para aprobar este presupuesto, que tuvo una disminución global de 29 millones al monto original propuesto. El único rubro en el que los gastos continuarán viento en popa es en la promoción mediática de Peña Nieto. Con todo y la bendición del papa.

Marinos en tierra

Miguel Ángel Granados Chapa

Los miembros de la Armada de México no transitan, como el Marinero en tierra de Rafael Alberti, a la obtención de sal. Se les está habilitando como policías. Y si bien se puede hablar de su eficacia -el viernes pasado atraparon en Cuernavaca a gruperos famosos, como Ramón Ayala, Los Cadetes de Linares y Torrente- también se les puede atribuir un mal que daña al resto de las fuerzas federales que persiguen a miembros de alto coturno de la delincuencia organizada: que se les escapan los destinatarios principales de sus operaciones. Al menos eso ocurrió el propio viernes, cuando se les escabulló Édgar Valdez Villarreal, conocido como La Barbie, el jefe de los matones de la familia Beltrán Leyva.

Aun antes de las operaciones combinadas del Ejército y las policías federales, iniciadas hace tres años, la Armada de México había tenido participación, marginal si se quiere, pero al fin y al cabo un papel en la persecución del narcotráfico. Cuando en diciembre de 2006 el presidente Calderón involucró centralmente al Ejército en el combate a la delincuencia organizada, de modo inercial la Marina siguió ese derrotero. Su ámbito de actuación más importante era, como es de suponerse, las aguas territoriales, en donde se realizó la captura de embarcaciones portadoras de drogas. Paulatinamente sus miembros echaron pie a tierra, y participaron en la localización de plantíos de mariguana y amapola, y en la incineración de enervantes. También de modo casi imperceptible se hicieron cargo del patrullaje en algunos puertos, no sin roces con las policías federales y el Ejército mismo, que sentía invadidos sus terrenos no obstante que la Secretaría de la Defensa Nacional tiene en operación un Grupo Anfibio de Fuerzas Especiales, cuyo diseño y actuación contraviene las misiones atribuidas por la ley a la Secretaría de Marina. Últimamente se ha advertido un nuevo paso en la presencia de infantes de Marina tierra adentro. A ese cuerpo pertenecen quienes se enfrentaron el 4 de diciembre a la banda de sicarios encabezada por Ricardo Almanza, que asesinó semanas atrás al general retirado Juan Arturo Esparza. Los marinos causaron varias bajas a los mafiosos, incluido el jefe mismo. Y el viernes pretendieron aprehender a La Barbie en una fiesta en la capital de Morelos, pero avisado a tiempo el bandolero escapó. En compensación fueron detenidas 20 prostitutas acapulqueñas contratadas ex profeso, a las que se dejó en libertad poco después, y grupos musicales afamados (y caros) que el lunes seguían detenidos, no se sabe con qué definición jurídica, en la Procuraduría General de la República (Reforma, 15 de diciembre).

Varios motivos, aislados o combinados, pueden explicar la expansión de la presencia de la Armada de México en operaciones policiales. Uno significaría una respuesta pueril del gobierno, del presidente Calderón en particular: a los que objetan la presencia militar en la lucha contra la delincuencia organizada, se les contesta no disminuyendo el número de efectivos castrenses involucrados, sino incrementándolo a través de la Infantería de Marina. Otro móvil posible, semejante al anterior pero sin contenido neurótico, provendría de la necesidad de reforzar las operaciones militares con personal supletorio, dada la concentración de tropas en Michoacán y Chihuahua, especialmente Ciudad Juárez, lo que deja desguarnecidas algunas regiones necesitadas, desde la óptica gubernamental, de la eficacia militar. También es posible conjeturar que los marinos sustituirían a los militares en previsión de que aquellos vuelvan a sus cuarteles ante la presión internacional (la nacional cuenta menos) a ese respecto. Por último, es imaginable que aprovechando la rivalidad histórica entre los militares de tierra y los de mar -que se esconde y niega pero existe- se utilice a la Armada como contrapeso a la Secretaría de la Defensa Nacional, a fin de evitar una autoponderación excesiva.

De otra manera se está dando lugar a la Marina en la batalla contra las drogas. Quizá actúan a título personal, pero miembros eminentes de la Armada, con licencia o retirados pero sin duda vinculados a su corporación, han tenido y readquieren ahora influencia en ese combate. Pensemos, a título de ejemplo, en el almirante Wilfrido Robledo, uno de los primeros directores de la Policía Federal (cuando aún se apellidaba Preventiva), y que tras su paso por la Agencia de Seguridad estatal mexiquense ha sido ahora llamado por el procurador de la República, Arturo Chávez Chávez, como su asesor. El propio titular de la PGR designó hace tres semanas al almirante José Luis Figueroa, miembro del mismo grupo que Robledo, director del Centro Nacional de Análisis, Planeación e Inteligencia de la Procuraduría. Figueroa dirigía la PFP en 2004, cuando se produjo el linchamiento de tres miembros de esa corporación en Tláhuac. Se le imputaron responsabilidades por haber reaccionado con lentitud ante la grave situación y por haber emprendido una operación delicada en esa delegación sin notificarla a las autoridades locales, pero al final del procedimiento quedó exonerado.

Al igual que se critica la intervención militar en asuntos de seguridad pública para los cuales no está preparada la institución castrense debe predicarse lo mismo respecto de la Armada. Tiene su propia misión, y sus elementos deben afanarse en cumplirla. Cuando más, debería ese cuerpo realizar funciones de vigilancia en los puertos y las franjas costeras, no tierra adentro.

Cajón de Sastre

El conjunto de proyectos anunciados ayer por el presidente de la República pretende una reforma política ambiciosa, pero hoy inviable, meramente ilusoria. Es inoportuna no sólo en cuanto al tiempo (se presenta el día mismo en que el Poder Legislativo entra en receso) y en vísperas de un año teñido por la contienda electoral en 16 entidades, sino también en cuanto a las circunstancias. Cuando se agravan las crisis económica y de seguridad, necesitadas ambas de encaramiento gubernamental eficaz, la reforma política parece sólo el intento de fingir capacidad de iniciativa, cuyos contenidos satisfagan a abigarrados segmentos de la sociedad y permitan eludir los graves problemas de la hora. Es la invitación a pasajeros y tripulantes de una embarcación que hace agua a que imaginen la hermosura de la nave cuando se la reconstruya.

Iztapalapa: Crónica de un fallo torcido

Jesús Cantú

La resolución emitida el 12 de junio último por la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) –que anuló 47 casillas y revirtió el triunfo de Clara Marina Brugada Molina a favor de Silvia Oliva Fragoso en la selección interna del candidato del PRD por sólo 771 de los 205 mil 183 votos emitidos– fue el detonante de la crisis de gobernabilidad en la delegación Iztapalapa.

Ese fallo es cuestionable en por lo menos dos aspectos: uno, los criterios que siguieron los magistrados para ejercer la facultad de atracción, y, dos, el instrumento que utilizaron para probar la “militancia” de los funcionarios de las mesas directivas de casilla.

Por principio, la resolución del caso Iztapalapa era competencia de la Sala Regional, con sede en el Distrito Federal. Sin embargo, la Sala Superior utilizó un procedimiento oficioso para ejercer su facultad de atracción (no actuó a petición de parte) con el argumento de que se trataba de un caso trascendente.

Entre sus premisas para justificar el ejercicio de la facultad de atracción, la Sala Regional expuso que “se deben acreditar, conjuntamente, las siguientes exigencias”:

1. La naturaleza intrínseca del caso ha de permitir apreciar que reviste un interés especial, reflejado en el carácter excepcional o complejo del tema, es decir, en la posible elucidación, afectación o alteración de los valores o principios tutelados por las materias de la competencia del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, relacionados con la administración o impartición de justicia en los asuntos de su competencia; y

2. El caso ha de revestir un carácter trascendente reflejado en lo excepcional o novedoso que entrañaría la fijación de un criterio jurídico relevante para casos futuros o la complejidad sistémica de los mismos.

Asimismo, al resolver el expediente SUP-SFA-16/2009, relativo a este asunto, la autoridad precisó: … si a criterio de esta Sala Superior no se estima satisfecho el cumplimiento de ambos requisitos, la resolución que se pronuncie será en el sentido de declarar improcedente la solicitud planteada…

A juicio de tribunal, sí se cumplía el requisito de importancia, incluso enumeró tres de las motivaciones que guiaron su decisión de atraer los juicios ciudadanos:

1) porque una de las demandas planteaba que la violación a su derecho de petición, consagrado en el artículo 8 constitucional “le generó “una violación seria a su derecho de acceso a la justicia, por lo que el caso reviste un interés superlativo reflejado en la gravedad del tema; es decir, en la posible afectación o alteración de los valores o principios tutelados por el tribunal, relacionados con la administración o impartición de justicia en los asuntos de su competencia;

2) porque era preciso dilucidar si el Tribunal Electoral del Distrito Federal actuó conforme a derecho o no, al “no entrar al análisis de la procedencia de una eventual nulidad de la elección, en razón de que no fue planteada por las partes, o si bien, como lo alega la actora, tenía la obligación de entrar a dicho estudio, conforme al principio de legalidad”; y

3) porque lo altamente competido de una elección en la que se emitieron 183 mil 340 votos válidos y la diferencia entre el primero y el segundo lugares fue de apenas 3 mil 938 votos…

El requisito de trascendencia se cumplía pues se estaba impugnado el 24.84% de las casillas instaladas, según el expediente. Por tanto, existía la posibilidad de que se rebasara el 20% previsto en los reglamentos del PRD como una de las causales para anular la elección.

Frente a ese escenario, el tribunal optó por “el criterio relativo a la determinancia para anular una elección interna”, según el cual “cuando la consecuencia de dicha anulación no es la reposición de todo el procedimiento democrático mediante la convocatoria a una elección extraordinaria, de conformidad con el artículo 125, inciso a), sino la designación del candidato por la Comisión Política Nacional, conforme con el artículo 30, inciso 2) (del Reglamento general de elecciones y consultas del PRD); es decir, por la cúpula del partido y no por los miembros del mismo”.

Sin embargo, los argumentos del TEPJF en el caso de Iztapalapa se derrumban frente a lo que la misma Sala Superior estableció al rechazar las solicitudes de atracción de los expedientes de las elecciones constitucionales de las delegaciones Miguel Hidalgo y Cuajimalpa.



Las contradicciones



En el caso de Cuajimalpa –expediente SUP-SFA-75/2009 y acumulado–, los recurrentes (Carlos Orvañanos, candidato del PAN a jefe delegacional, y el mismo partido) solicitaron a la Sala Superior atraer el caso por la presunta violación de los topes de gastos de campaña del candidato del PRD en esa demarcación, Adrián Ruvalcaba.

Por lo tanto, pedían a los magistrados establecer el criterio para definir “en qué medida la violación a los topes de gastos de campaña puede tener un efecto determinante en el resultado de la elección como para que provoque su nulidad…”

Y argüían que, en caso de que se llegase a anular la elección por ese motivo, debería definirse la constitucionalidad de la norma que prohíbe al candidato (Adrián Ruvalcaba) y al partido que incurrieron en dicha infracción “participar en la elección extraordinaria, circunstancia que, afirmaron, afecta los valores sociales, políticos y democráticos.”

Asimismo, Orvañanos y el PAN subrayaron la trascendencia del caso pues, dijeron, entrañaba “la fijación de un criterio jurídico relevante para situaciones futuras”.

Y aun cuando estos tres elementos eran muy similares a los que la propia sala esgrimió en el caso Iztapalapa el tribunal los rechazó. Su argumento fue que para dilucidar si la exclusión de un partido político y su candidato de una elección extraordinaria es contraria a la Constitución, primero se tenía que “establecer si efectivamente existió la infracción que la responsable consideró acreditada”; es decir, si se rebasaron o no los topes de gastos de campaña.

Ese criterio era aplicable a tres de los cuatro argumentos del tribunal en el caso de Iztapalapa –dos de manera contundente y otro partir de los antecedentes del propio tribunal–. El único que resistía ese argumento es el relativo a la cerrada competencia en la elección interna del PRD.

El primero de los argumentos del tribunal, sobre la posible violación del artículo 8 constitucional, la misma sala sabe que el criterio seguido en esos casos es que si el recurrente puede demostrar que presentó la solicitud de información, el órgano jurisdiccional tiene la obligación de allegarse dicha información, haciendo uso de sus facultades.

Para ilustrarlo, conviene transcribir fragmentos del expediente del mismo tribunal relativo a la elección de gobernador en Sinaloa durante 2004:

“Por lo que se refiere al argumento consistente en que el pleno del tribunal no requirió a las empresas de comunicación le informaran sobre los precios otorgados al Partido Revolucionario Institucional en los promocionales contratados, cabe decir que no le asiste la razón, pues no resulta válido trasladar la carga de la prueba a la responsable, pues el enjuiciante debió acreditar de manera fehaciente haber realizado dicha solicitud en la etapa procesal correspondiente y, de ser el caso, la negativa de dichas empresas de proporcionarle la información requerida.”

En otras palabras, en el caso de Iztapalapa el TEPJF estableció que si el “concurrente” acreditaba haber hecho la solicitud y la negativa de las empresas, el tribunal procedería a allegarse la información. Si esto es válido en el caso de particulares, con más razón lo sería en el caso de autoridades (aun si son de los partidos); y si no hubiese negativa, bastaría el acuse de recibo de la solicitud y la ausencia de respuesta.

Tan era válido este razonamiento, que en su resolución sobre el caso el tribunal estableció: “… la autoridad responsable (el TEDF) tomó en cuenta las solicitudes que se hicieron de la prueba referida, pero concluyó que carecía de relevancia la solicitud de dicho medio de prueba, de modo que sí se tomó en cuenta la falta de respuesta a los escritos de petición, pero se consideró como una irregularidad irrelevante… la conclusión a la que arribó al tribunal responsable es adecuada en atención a la naturaleza instrumental de la petición referida.”

Y, finalmente, en un intento de justificarse, el tribunal concluyó: “Con lo anterior, esta Sala Superior no avala la conducta irregular observada por los órganos internos del Partido de la Revolución Democrática que se tradujeron en que ni la actora ni el tribunal responsable hubieran podido allegarse de los listados de votantes, que son parte de la documentación que debía estar integrada con motivo de la elección, porque ese tipo de conductas resultan contrarias al sistema democrático al que dicho partido pertenece y que postula en sus documentos básicos pues, al margen de la instrumentalizada de la petición, lo ideal hubiera sido que tales constancias se remitieran e integraran al expediente de la impugnación, desde su fase intrapartidista, lo que no se cumplió”.

Es decir, recriminó al partido (el PRD) por no lograr “lo ideal”, aunque no estableció ninguna sanción, ni argumentó si se había violado algún principio constitucional, lo cual era obvio desde el inicio porque los órganos jurisdiccionales (TEDF o TEPJF) lo hubieran subsanado, como queda demostrado.



Argumentos endebles



Por lo que atañe a la dilucidación sobre la nulidad de la elección interna del PRD en Iztapalapa únicamente a petición de parte, el tribunal conocía perfectamente el texto del artículo 83 de la Ley Procesal Electoral del Distrito Federal, según el cual “cuando en la sección de ejecución, por efecto de la acumulación de las resoluciones de los distintos juicios, se actualicen los supuestos de nulidad de una elección, el tribunal decretará lo conducente, aun cuando no se haya solicitado en ninguno de los juicios resueltos individualmente”.

Dicho de otra manera: el único caso en el que la autoridad electoral debió haber dilucidado sobre el asunto sin que se lo hubieran solicitado, es si se cumplía alguno de los supuestos de nulidad de una elección. Sin embargo, en esos momentos no se cumplía ninguno, pues apenas se habían anulado 34 de las 471 casillas instaladas (7.2%).

Además, la misma sala señaló en la resolución del expediente SUP-JDC-497/2009:

El agravio es infundado (porque) el citado artículo de la Ley Procesal Electoral para el Distrito Federal no es aplicable al caso concreto, porque sólo obliga al tribunal cuando se trata de la nulidad de elecciones constitucionales en el Distrito Federal y, en el caso, la nulidad de casillas propuestas por Silvia Oliva Fragoso y Clara Marina Brugada Molina en los juicios identificados con los números TEDF-JLDC-082/2009 y TEDF-JLDC-107/2009 corresponden a una elección interna del Partido de la Revolución Democrática, la cual se rige bajo las normas contenidas en los ordenamientos intrapartidistas.

El argumento de la trascendencia –es decir, establecer los criterios para definir la determinancia de la anulación de un porcentaje de casillas superior al 20% en el resultado de la elección– es el más endeble. Para poder aplicarlo, era necesario anular primero las casillas. Lo paradójico es que ese argumento fue el que utilizó el tribunal para rechazar la atracción en los casos de las delegaciones Miguel Hidalgo y Cuajimalpa: primero, dijo, se tenían que rebasar los topes de gastos de campaña.

Resulta también discutible el criterio utilizado por el tribunal para atraer el caso Iztapalapa al anular 46 de las 47 casillas. Lo decisivo era establecer si los funcionarios de casilla que recibieron y contaron los votos eran o no militantes del partido, requisito establecido en los reglamentos internos del PRD.

Pero el TEDF utilizó el encarte que el propio partido publicó en varios periódicos para informar sobre la ubicación de las casillas y los nombres de los ciudadanos que fungirían como funcionarios de las mesas directivas de las casillas. Y así lo expuso en su resolución:

“Es así que este órgano jurisdiccional considera que al constar en el encarte los nombres de las personas que integraron las respectivas mesas directivas de casilla, dichos ciudadanos fueron autorizados por el órgano partidista interno competente, para fungir como funcionarios de casilla, previo análisis de los requisitos correspondientes, razón por la cual se parte de la premisa de que dicho órgano verificó previamente la militancia de las mismas.”

Sin embargo, el TEPJF consideró insuficiente el argumento, por lo que decidió confrontar los nombres de los funcionarios de casilla que recibieron la votación directamente con el padrón de afiliados del PRD. En 46 casillas actuaron los funcionarios señalados en el encarte; es decir, los que habían sido designados por el órgano partidista interno pero no aparecían en el padrón como militantes.

El mismo tribunal federal precisa: “Es pertinente enfatizar que la inclusión en el padrón de afiliados es sólo una de las formas de acreditar la militancia, porque existen otras que también podrían reputarse como idóneas y directas, tales como la exhibición de la credencial de militante o la constancia de afiliación debidamente sellada, por mencionar algunas; pero esas formas posibles de acreditar tal aspecto, dentro de este expediente únicamente se cuenta con el padrón de afiliados.”

A 92 de los ciudadanos que fungieron como presidentes y secretarios de casilla, designados previamente por el órgano interno del PRD, el tribunal no les dio ninguna oportunidad alternativa de acreditar su militancia. Pudo haberlo hecho, solicitando al partido, en un plazo perentorio, que presentara alguna de las otras dos constancias que el mismo tribunal reconoce.

Por lo que atañe a los funcionarios que no se encontraban en el encarte previo, era indispensable verificar su militancia mediante la confrontación con el padrón de afiliados del perredista, por dos razones: primero, porque es la única forma de hacerlo; y segundo, porque los precandidatos pueden manipular la presencia de sus simpatizantes en la fila para controlar las casillas.

Pero en el caso de los que fueron designados por el órgano interno, se debió dar por bueno el procedimiento; y ante la impugnación de una de las dos precandidatas, debió revisarse la realización de la jornada electoral, o por lo menos acreditar la militancia por una vía alternativa.

No obstante, la Sala Superior de TEPJF optó por forzar la interpretación: poner en duda la actuación del órgano interno, el único verdaderamente enjuiciado, en el que, se supone, ninguna de las dos precandidatas (Clara Brugada y Silvia Oliva Fragoso) tenían nada que ver. El resultado: una de las ellas, Brugada, fue la perjudicada, aun cuando no tuvo ninguna responsabilidad en la violación del procedimiento.

En síntesis: los argumentos del tribunal en el caso de Iztapalapa son endebles y refutables; peor aún, los magistrados tampoco imparten justicia, pues pagan justos (Clara Brugada) por pecadores (Comisión Técnica Electoral) en el supuesto de que el órgano interno haya designado como funcionarios de casilla a ciudadanos que no militan en el PRD.

Más allá de las omisiones y torpezas del tribunal federal, también cabe subrayar la errática política de alianzas del PRD que, imposibilitado para controlar a las corrientes internas, optó por impulsar la candidatura del candidato del PT, Rafael Acosta Ángeles, Juanito, quien se comprometió a delegar el cargo a Brugada si el voto le favorecía.

Sin embargo, luego de ganar los comicios del 5 de julio último, el imprevisible Juanito desconoció el compromiso y quiso quedarse con el cargo. El jueves 10, luego de varios bandazos, terminó por retirarse. Al día siguiente, la Asamblea Legislativa del Distrito Federal nombró a Clara Brugada como titular de la demarcación.

PRI y PRD rechazan reforma política de Calderón

El PRI y el PRD rechazaron la propuesta de reforma política enviada al Congreso por el presidente Felipe Calderón, mientras que el PAN y la iniciativa privada, elogiaron la iniciativa.

El gobernador Enrique Peña Nieto se pronunció en contra de la reelección. Entrevistado en el Vaticano, donde realiza una visita oficial, el gobernador mexiquense afirmó que no es el momento para la reforma política planteada por Calderón.

La fracción del PRI en el Senado, que coordina Manlio Fabio Beltrones, criticó que la propuesta de 10 puntos de reforma política enviada por Calderón no incluya cambios para modernizar la institución presidencial, como es la ratificación de los miembros del gabinete, al tiempo que el coordinador del PAN, Gustavo Madero advirtió que un mecanismo de este tipo “caería en chantajes, cuotismo”.

A su vez, el coordinador del PRI en la Cámara de Diputados, Carlos Rojas, restó importancia a la iniciativa, ya que, a su juicio, es de mayor prioridad combatir el problema del desempleo y los impactos de la crisis económica.

“Hay de prioridades a prioridades; una fundamental es la reforma económica y hacendaria para que el país pueda recuperar su ritmo de crecimiento”, señaló.

Aunque reconoció que desconocía a fondo la propuesta, Rojas afirmó que “estarían faltando algunas propuestas sobre reformas al propio gobierno federal, que dé eficiencia y eficacia a un aparato administrativo, más delgado en sus estructuras, para que funcione bien y cueste menos”.

En sentido contrario, el presidente nacional del PAN, César Nava, respaldó la propuesta de Calderón y afirmó que su partido está dispuesto a dialogar con todas las fuerzas políticas para enriquecerla. “Es una propuesta muy ambiciosa que superó por mucho las expectativas que se habían generado”, afirmó.

En conferencia de prensa, el también diputado federal pronosticó que si se aprueba la iniciativa “cambiará la faz del Estado mexicano y el rostro de nuestra democracia”.

Dijo que se trata de una de las propuestas más ambiciosas de los últimos años y que se podría facilitar el “el tránsito del sufragio efectivo a la democracia efectiva”.

Con esta iniciativa, se trata de darle “más poder a los ciudadanos al establecer la reelección legislativa por ejemplo, se le daría a la gente la posibilidad de premiar o castigar a los buenos o malos legisladores, igualmente ocurriría con los alcaldes que podrían ser premiados con una reelección o castigados con el retiro a su casa". En el mismo sentido se pronunció la coordinadora del PAN en la Cámara de Diputados, Josefina Vázquez Mota.

La coordinadora panista en San Lázaro del PAN en la Cámara de Diputados llamó a apoyar la propuesta, ya que, a su juicio, “será la plataforma para la modernización del sistema político” mexicano.

Vázquez Mota dijo que la iniciativa representa el “empoderamiento de los ciudadanos, en el ejercicio de la política”.
Por su parte, la iniciativa privada le dio la bienvenida a la propuesta gubernamental, en particular la reelección de legisladores, la cual consideró un mecanismo de rendición de cuentas.

En tanto, el presidente del Senado y coordinador del PRD, Carlos Navarrete, advirtió que el paquete de reformas constitucionales se discutirá hasta el periodo ordinario que inicia en febrero de 2010. “Si el presidente esperó hasta el último momento para mandar su iniciativa, ahora que el presidente espere a que el Congreso sesione en febrero para entrar en materia, es una elemental actitud recíproca”, afirmó Navarrete.

Para el coordinador del grupo parlamentario del PRD en la Cámara de Diputados, Alejandro Encinas, la iniciativa es un “proyecto pobre, regresivo y contrario al pluralismo” que ha sido la base de la estabilidad política de México desde los años 70.

Encinas aseguró que la iniciativa de Calderón “no es una reforma política”, ya que sus propuestas son limitadas y sólo destacan dos puntos: las candidaturas ciudadanas y la iniciativa ciudadana, las cuales, recordó, el PRD ha impulsado desde hace 20 años.

Sin embargo, agregó, que la iniciativa ciudadana no es suficiente; “Quedan pendientes el plebiscito, referéndum, revocación de mandato y la rendición de cuentas."

Encinas coincidió con el presidente de su partido, Jesús Ortega en el tema de la segunda vuelta. Aunque ambos calificaron de positiva la propuesta, consideraron que ésta inducirá al bipartidismo, ya que actualmente no hay garantías democráticas plenas en el país.

En rueda de prensa y después a través de un comunicado, Beltrones afirmó que la iniciativa da la pauta para iniciar la reforma pospuesta desde hace tres años, pero criticó que no se incluyan cambios a la institución presidencial.

“Vemos que esta iniciativa solamente abarca el aspecto del Congreso, pero no que el presidente de la República en turno también se vea sujeto a una serie de controles adicionales que, sin mermar su autoridad, ayuden a resolver el tema de la calidad de los integrantes de un gobierno que deben presentar mejores resultados a los que hasta ahora han tenido”, afirmó Beltrones.

Polemizó con el senador Gustavo Madero, del PAN, quien consideró un “chantaje” la ratificación de los miembros del gabinete. “Creo que este mecanismo no debe iniciarse con chantaje alguno para discutirlo. La ratificación de los miembros del gabinete funciona y muy bien en presidencialismos maduros”, abundó Beltrones y citó el caso de Estados Unidos.

Por su parte, el senador Pablo Gómez, del PRD, destacó como positiva la propuesta de las candidaturas independientes, pero expresó su desacuerdo con disminuir de 500 a 400 el número de diputados y de 128 a 96 el de los integrantes del Senado.

Gómez defendió también su iniciativa para incorporar la figura de la revocación de mandato del Ejecutivo federal, presentada en septiembre de 2006. “¿Cómo es posible que un gobernante malo tenga que estar ahí seis años? El juicio político no opera, la revocación de mandato que es un derecho del pueblo para quitar al gobernante tampoco existe”, argumentó.

A nombre de la fracción del PRI, el senador Pedro Joaquín Coldwell leyó un comunicado para “saludar” el envío de las iniciativas de reforma constitucional, pero destacó la “omisión” de las reformas al Poder Ejecutivo y consideró como “discutible e insuficiente” la propuesta de la segunda vuelta electoral.

Otra “omisión” destacada por Coldwell es la ausencia de mecanismos de sustitución del presidente, en caso de falta absoluta. “Tampoco vemos el planteamiento de la creación de una fiscalía autónoma que permita despolitizar la procuración de justicia y evitar la impunidad”, agregó.

Para Salomón Presburger, presidente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), la mejor manera que haya rendición de cuentas es con la reelección, “porque van a tener que reportar los legisladores qué hicieron y cuáles son los argumentos para volver a votar por ellos”.

En conferencia de prensa, el presidente de la Concamin se pronunció por reducir el número de diputados de 500 a 400. “Sería un buen inicio”, aunque lo ideal sería reducirlo a la mitad. En el mismo sentido se manifestó el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), ya que la reelección de presidentes municipales permitiría detonar proyectos de infraestructura locales de largo plazo.

El presidente del organismo, Pedro Núñez Rodríguez, señaló que muchos proyectos de infraestructura rebasan el periodo de gobierno de los presidentes municipales, por lo que de aprobarse esta propuesta habría una mejor planeación, ejecución de obras y, por ende, mayor generación de empleos. (APRO, con información de Jenaro Villamil).

¡¿Reelección...?!

A Puerta Cerrada / Marcela Gómez Zalce

• ¿Y la revocación de mandato, apá?
• Señales sinaloenses


El error tiene su lógica, mi estimado, lo mismo que la verdad. Interesante el manejo del timing presidencial para mandar su mezcla de refrito, perdón, decálogo para la tan mentada reforma política que hace varias lunas encabeza el PRI por medio del poderoso senador Manlio Fabio Beltrones, quien desde la época dorada de Juan Camilo Mouriño ya venía desarrollando.

Sin duda que Felipe Calderón, urgido de matizar el saldo negativo de los recientes misiles de las calificadoras —cuyo diagnóstico minimizó Agustín Carstens, responsable directo del tiradero económico— degradando la credibilidad y el vanagloriado blindaje del barco de gran calado, decidió enviar una extraña ensalada con ingredientes tricolores, amarillos y azules dejando fuera la más importante que es la revocación del mandato. La figura jurídica, my friend, que desata las pasiones, la resistencia y el simpático pánico en varias cúpulas de los partidos políticos que no han recibido con mucho ánimo las propuestas del inquilino de Los Pinos… que se aventó (sin flotis) a lo hondo de la alberca del haiga sido como haiga sido, proponiendo la segunda vuelta para la elección presidencial.

El exótico coctelito trae asimismo un simpático tufo para pintarle una sugestiva raya (al PRI) al Congreso, además de la palabra prohibida: reelección.

El atractivo caso, mi estimado, es que no hay nada más sano en el arte de la política y de gobernar que la reelección... pero en países donde existe una democracia avanzada, en lugares donde se aplica el Estado de Derecho, en naciones donde se respeta el sufragio, en metrópolis donde se aplica la transparencia, en potencias donde existe la rendición de cuentas y en regiones donde hay consecuencias para la impunidad y la corrupción, ¿no le parece…?

Porque hablar de reelección en un país como México con tanto botón de monumentales excesos donde un original puñado de (rateros) personajes de la política entran a escena con las manos vacías y se van, literalmente, con las manos llenas, sin que se les pueda aplicar, ya no digamos la ley a secas, sino una pequeña dosis de transparencia, hablar de reelección es una apuesta riesgosa sin mencionar las lecciones de sangre inscritas en la Historia mexicana.

Abrir el majestuoso debate para cerrar el accidentado año no abona el terreno para la voluntad de los puentes políticos, sino más bien despliega una neblina navideña que distrae los temas fundamentales por los que atraviesa este (des)gobierno.

Y sin duda en el Top Three sigue brillando (pero por la ausencia de una estrategia) el de la (in)seguridad pública, donde la saña de la organizada delincuencia alcanza niveles insospechados de violencia y desafío justo cuando el gobierno de los Estados Unidos entrega gadgets y modernos helicópteros Bell a nuestras fuerzas armadas —básicamente para la transportación de elementos militares a cualquier zona del país en tiempo record— en el marco de la cooperación bilateral en la mal llamada guerra contra el narcotráfico y la mentada Iniciativa Mérida.

En la maravillosa ceremonia en el hangar de la SDN, el intercambio de guiños y piropos entre militares de ambos países esboza una delgada línea (roja) en la cadena de mando. De tal manera que el sello del intercambio de información delicada, sensible y confidencial es exclusiva de fuerzas armadas dejando fuera el tiradero civil que priva en… la otra policía cuyo titular presume fierros, pantallas, espejitos y pirotecnia confundiendo la magnesia con la gimnasia.

Aunque para confusiones y señales nada como las dirigidas recientemente en la tierra de Aguilar Padilla, donde la sucesión tricolor se pone de… fotografía, yes?

Sobre todo cuando apareció la estupenda imagen del alcalde de Culiacán (Reforma), Jesús Vizcarra, delfín del actual gobernador de Sinaloa, departiendo con traviesos personajes, luego entonces previo el día de su Informe hubo ágiles movilizaciones de nuestras fuerzas armadas para sellar con el broche de un cateo ayer en exclusivo fraccionamiento en el cual se ubica el domicilio surprise!... del alcalde.

La cándida duda es si las lacritas tricolores, el curiosamente obstinado gobernador y Sor Beatriz Paredes ya le midieron el agua electoral a estos camotes que en escasos días han recibido extrañas indicaciones verde olivo del futuro panorama.

A menos, claro, que la solución de este problemita y el poderoso interés, my friend, esté, concretamente, fuera de su alcance lo que desencadenará una descomunal violencia entre the usual cartel suspects…

¿Vamos bien o me regreso…?

Eligen a Portal como titular de ASF

MÉXICO, DF.- El pleno de la Cámara de Diputados eligió a Juan Manuel Portal Martínez como titular de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) para el periodo 2010-2017 y quien sustituirá a partir del próximo 1 de enero a Arturo González de Aragón.

Durante la sesión ordinaria en San Lázaro, en una votación por cédula y con mayoría calificada de 408 votos a favor, 19 para otros candidatos, 8 en contra y 4 abstenciones, se avaló el nombramiento de Portal Martínez.

El nuevo auditor, que es contador público por la UNAM, rendió protesta ante el pleno de San Lázaro durante la sesión.

Portal Martínez tiene una maestría en Administración Pública y una certificación internacional como Examinador de Fraudes.

Con el aval de los partidos y sólo con la oposición de algunos legisladores del Partido del Trabajo, se dio trámite al proceso de selección y se eligió de la terna de finalistas también conformada por Julián Alfonso Olivas y Luis Nava Díaz, al nuevo titular de la ASF.

En tribuna, la presidenta de la Comisión de Vigilancia de la Auditoria Superior de la Federación, Esthela Damián aseguró que en este proceso se privilegió el interés de la nación y no de grupos o partidos.

A nombre del PAN, Manuel Clouthier Carrillo respaldó el proceso de selección del nuevo auditor superior y dijo que se debe avanzar en una reforma para establecer sanciones serias a los funcionarios que desvíen o ejerzan mal los recursos.

El diputado federal del PRI Sebastián Lerdo de Tejada avaló la transparencia en el proceso que derivó en la elección del nuevo titular de la ASF.

Recordó que se entrevistaron a 36 aspirantes, al tiempo que rechazó a quienes criticaron este mecanismo de selección.

Mario Di Constanzo, legislador del Partido del Trabajo, respaldó el proceso de entrevistas y dijo que con la terna que se presentó al pleno se garantiza experiencia.

Sin embargo, su correligionario Gerardo Fernández Noroña criticó el proceso de selección del nuevo titular de la ASF al señalar que sólo se formalizó una decisión de las cúpulas en San Lázaro. (Notimex).

Vuelve Carstens con el discurso del "catarrito", pero ahora en el BdeM

Carlos Fernández-Vega / México SA

El balance del gabinetazo económico: mientras más se yerre, más alto se llega


Para no perder la costumbre, Agustín Carstens inició su gestión al frente del Banco de México de la misma forma y con la misma actitud con las que, allá por diciembre de 2006, arrancó formalmente como titular de la Secretaría de Hacienda: aquí no pasa nada, todo es color de rosa, crecerá la economía como nunca y la descalificaciones de las calificadoras nos hacen los mandados, o lo que es lo mismo, un "catarrito" que a nadie le cae mal.

El servicial soldado –Chicago boy– del inquilino de Los Pinos, ahora oficialmente dedicado a conservar y hacer respetar la autonomía del Bde M, recibió su premio –regalo de Calderón, con generosa ratificación senatorial– no obstante poseer la marca nacional en lo que a deterioro económico se refiere y ostentar la presea de oro como el peor secretario de Hacienda en ocho décadas. Así de noble es el muy democrático estilo de gobernar en México: mientras más patas se metan y más errores se cometan, más alto se llega, siempre y cuando exista la disposición de inmolarse por el inquilino de Los Pinos, el responsable de esas patas y esos errores.

Así procedió el voluminoso ex secretario de Hacienda y así fue retribuido, pues junto con el puesto principal del BdeM obtiene un salario neto mensual de 194 mil 735.53 pesos (de acuerdo con el tabulador oficial), más generosas prestaciones, un emolumento superior al del propio inquilino de Los Pinos, quien no hace mucho firmó una ley de "salarios máximos" para la burocracia, la cual ordena que "ningún funcionario público podrá ganar más que el Presidente de la República", es decir, más de 146 mil 830.21 pesos mensuales (oficialmente, sin incluir aguinaldo –54 mil 354.67 pesos– ni prima vacacional –6 mil 794.33–). Pues bien, para el doctor "catarrito" hueso y casi 50 mil pesos más que el abajo firmante de la susodicha "ley", la cual tampoco aplica a los demás integrantes de la junta de gobierno del banco central, quienes obtienen 177 mil 934.74 pesos cada 30 días.

El 21 de noviembre de 2006, Felipe Calderón presentó en sociedad a su gabinetazo económico, encabezado por Carstens. Ese día el michoacano advirtió a cada integrante de su "muy buen equipo económico, tal vez el mejor" (él mismo dixit) que "los evaluaré diariamente", y con dedo flamígero les ordenó que su obligación era "lograr el crecimiento rápido de la economía, el combate a la pobreza y la generación empleos, siempre manteniendo el equilibrio en las finanzas públicas". Todo indica que, como es su costumbre, la "evaluación" cotidiana quedó en el discurso, toda vez que a un trienio de distancia ni crecimiento rápido de la economía (desplome histórico), ni combate a la pobreza (6 millones adicionales a la pobreza, según cifras oficiales) y mucho menos equilibrio en las finanzas públicas (en el peor shock de las últimas tres décadas, de acuerdo con la definición del propio doctor "catarrito").

A estas alturas, del "equipo original"(es decir, del gabinetazo económico de Calderón) sólo quedan tres: Georgina Kessel, Energía –pérdida petrolera, entrega del sector al capital privado–; el porro Javier Lozano Alarcón, en Trabajo –cero empleo, muchos garrotazos a los obreros y 75 por ciento de aumento en la tasa de desempleo–, y Rodolfo Elizondo –severa caída en su área, una de las grandes captadoras de divisas–, de quien el michoacano no pudo deshacerse porque el Legislativo no aprobó su propuesta de extinguir tres secretarías, Turismo entre ellas. Tras su efímero paso por la de Economía, a Eduardo Sojo lo mandó a Aguascalientes (se supone que allá despacha, pero sólo se supone) para encargarse del Inegi y lo mantiene con salario y presupuesto de paraíso; a Luis Téllez Kuenzler, mister Carlyle, lo mandó a la Bolsa Mexicana de Valores, en una desvergonzada maniobra avalada por los barones de la especulación; y ahora a Carstens lo manda al Banco de México para que lo "gobierne" y cuide su "autonomía", no obstante que su paso por Hacienda fue devastador para el país.

En sus respectivas posiciones el inquilino de Los Pinos designó a tres de sus cuates de juerga: en Economía, al hábil y carismático Gerardo Ruiz Mateos, quien con el país al borde del precipicio alegaba que era "ocioso" tomar cartas en el asunto; en la SCT, al agradable y resultón Juan Molinar Horcasitas, quien explotó la cercanía con el michoacano para lavarse las manos en el caso de las guarderías subrogadas, incluyendo la otorgada a una familia de narcotraficantes, pero especial y vergonzosamente en el de la ABC de Hermosillo, con 49 niños muertos; y a la SHCP, a su delfín Ernesto Cordero, el de los 6 millones adiciona- les de pobres, que de finanzas, al igual que de política social, nada sabe ni pretende saberlo, pues su interés y dedicación están en 2012.

Ése es, en síntesis, el triunfal balance del gabinetazo económico del calderonato, cuya cabeza visible, durante un trienio, fue el doctor "catarrito", el alumno predilecto de Francisco Gil Díaz (el secretario de Hacienda con Fox), el mismo que, a pesar de los pesares, fue ratificado por el Senado de la República (81 votos a favor, 19 en contra y cero abstenciones) para ocupar la silla principal en el BdeM y el mismo, en fin, que ayer protestó "guardar y hacer guardar la Constitución y desempeñar leal y patrióticamente" su nuevo cargo, como en su momento juró hacerlo como titular de la SHCP. Los resultados son lo de menos; las amistades y cercanías, lo de más.

Y así como desde su llegada a la Secretaría de Hacienda desestimó los críticos nubarrones económico-financieros que ya se veían venir (que terminaron por devastar al país, o si se prefiere provocaron un inmisericorde "catarrito"), ahora a su arribo al banco central desecha advertencias y minimiza críticas sobre la delicada situación económica de México y de los que en él sobreviven. Se puede llegar a pensar que su primer nombramiento en el gabinetazo económico –Hacienda– fue resultado de un error, tal vez una novatada, pero el segundo –Banco de México– sólo puede ser producto de la perversidad característica del inquilino de Los Pinos y senadores que lo acompañan.

Las rebanadas del pastel

Para la memoria y el regocijo de los mexicanos pagadores de facturas ajenas, justo tres años atrás el doctor Carstens se estrenaba públicamente como secretario de Hacienda, y con enorme sonrisa al respetable aseguraba que "las afirmaciones de que se podría reducir el producto interno bruto no tienen sustento; no desalentaremos la inversión ni provocaremos desempleo". Y Calderón muerto de la risa.

"El efecto Peña Nieto"

Francisco Rodríguez

PERIODISMO Y LITERATURA
van de la mano. Más, todavía, cuando el informador dedica su profesión a la crónica y a la crítica política. Por tal es que con frecuencia aparecen en los estantes de las librerías textos de colegas en los que se amplían conceptos, se analizan a profundidad situaciones y se desarrollan dilatadamente proyecciones sobre lo inminente.

Es el caso del amigo y compañero de correrías informativas Joaquín Herrera, quien esta mañana, en el siempre acogedor y hospitalario Club de Periodistas que dirigen Celeste Sáenz de Miera y Mouris Salloum George, presenta el libro “El Efecto Peña Nieto”, que borda sobre el personaje que –dice el autor— tiene un club de fans en todos los partidos políticos del país.

En palabras de Herrera, “El Efecto Peña sustituyó y quizá superó al Efecto Fox y al Efecto López Obrador.”
En el libro, el autor repasa cómo las concertacesiones de Carlos Salinas al PAN, se tradujeron con Zedillo (acorralado con amenazas de golpe de Estado y atentados, que acepta Liébano Sáenz) en compartir el poder con el PRD, a cambio de gobernabilidad. “Esto se ensayó en el Estado de México y en el DF, en 1997.”

En doce capítulos y 300 páginas, Joaquín Herrera expone cómo es que a quien ven como el político “novato” y “verde”, parece ser la nave insignia del “Nuevo PRI”, mismo que este 2009 abatió al “corredor azul” y al “amarillo” mexiquenses, como la culminación de esta década de golpes priístas.

No soslaya el autor el caciquismo apoyado desde Los Pinos en Chimalhuacán (con La Loba levantada en armas en el año 2000) o los cárteles de Atizapán y Coacalco; cómo hubo crímenes por el poder en Ecatepec, Neza, Tlalne, Coacalco, Izcalli, Toluca o Naucalpan; saqueos al erario, nóminas dobles y escenarios como el de la delegación Iztapalapa, con el tragicómico Juanito.

El texto mezcla la suerte de famosos como Peña Nieto y media docena de políticos en sus tragedias y amoríos; refiere que 80 encuestas dibujan la ventaja de este hombre (quien de niño se juró a sí mismo que sería gobernador de su entidad natala), con al menos 25 puntos porcentuales sobre sus potenciales competidores por el 2012.

“El mexiquense repite el camino de sus ancestros, incluido Isidro Fabela, el célebre fundador del Grupo Atlacomulco, como también lo fue de la ONU y una luminaria como abogado de Madero o Carranza (que expulsó de Veracruz a tropas de EU, sin un tiro).

“Con fans propiamente en todos los partidos, a Peña se le atribuye influencia en el triunfo del PRI en más de una docena de estados en los últimos años, especialmente este 2009: a mil días de la sucesión de Calderón, esto se vio en entidades “perdidas” para el PRI, como Querétaro y SLP y ayudó en Nuevo León. Igualmente se le atribuye influencia sobre más de cien diputados, como una fuerza dentro de San Lázaro”.

He ahí una sinopsis de un libro que debe ser leído no sólo por su contenido y revelaciones, sino porque como escribía Jorge Edwards, “de vez en cuando conviene mirar las cosas literarias desde la óptica del periodismo. El periodismo está ligado a los orígenes de la literatura moderna. Constituye una de sus vertientes, una de sus opciones. Desde la opción del periodismo entra en la escritura la visión crítica el registro de los sucesos y su comentario, el uso, y el uso inventivo, pero no abusivo, de la memoria.”
¡Enhorabuena, Joaquín!

Índice Flamígero: “Tienen un enemigo astuto, el gobernador del estado de México, quien hoy está en el Vaticano en el inicio internacional y público de su campaña para cambiar de palacio porque en el de Toluca no cabe toda la fama de las telenovelas”: Jacobo Zabludosky, en la edición de ayer de El Universal.

Noticias MVS del 15 de diciembre con Carmen Aristegui



Noticias MVS con Carmen Aristegui

Plaza Pública con Miguel Ángel Granados Chapa · 15 de diciembre de 2009








Descargar Plaza Pública del 15 de diciembre

El fulano que ensangrentó al país

Álvaro Delgado

El desastre económico y de violencia que atormenta al país, que a menudo trata de encubrirse con escándalos tipo Juanito --cuyo desenlace tiene enfurecida a la derecha que a veces usa ropaje progre--, no es nada que no se haya anticipado desde que Felipe Calderón se “parapetó” en el Ejército para justificar su adulterino triunfo.

Desde antes del 1 de diciembre, cuando Calderón se introdujo por una puerta trasera del Congreso para rendir protesta, gracias a Manlio Fabio Beltrones, aquí se escribió lo que, malamente, se ha cumplido: El desgarriate en todos los órdenes de la vida de la nación, cuya expresión más cruenta es el rotundo fracaso de la “guerra” que declaró --el 11 de diciembre de 2006-- al crimen organizado.

Hay que insistir: Salvo en el reguero de casi 17 mil cadáveres en todo el territorio nacional, en el desempleo de más de 6 millones de mexicanos y en el aumento de impuestos, la gestión de Calderón ha sido yerma y tiende a degradarse hacia una mayor represión selectiva y abierta.

En medio del desangramiento causado por esa “guerra”, que ya no es sólo contra los grupos criminales que no tienen tratos con el gobierno federal o “amarres” con los gobiernos estatales, se han comenzado a manifestar fenómenos de una degeneración que pronto pueden ser incontrolables: La operación de grupos paramilitares que ajustician extrajudicialmente a quien se les ordena.

Y más aún: A las agresiones de los criminales, que mediante la fuerza someten a pueblos y comunidades para que se alisten en el trasiego de droga o, sencillamente, se callen la boca sobre las conductas delincuenciales, se han multiplicado las arbitrariedades de los efectivos del Ejército y de las policías en sus tres niveles.

La “guerra” de Calderón es ya un fracaso completo, como lo documenta el semanario Proceso en su edición que está circulando, en la que se informa de los cruentos combates en extensas comarcas del territorio nacional, en una de cuyas entregas un prominente panista, Manuel Espino, expresidente del PAN, lo dije sin atenuantes.

“Es una estrategia fallida, pero si se sostiene será una estrategia suicida, porque se sabe de antemano que no funciona”, subraya Espino, quien revela que esa “guerra” tiene motivaciones políticas que están resultando muy costosas para el país.

“Es una estrategia que no tiene sustento en una labor de inteligencia y en una evaluación previa de las causas del problema. Más parece una prótesis política que una decisión de Estado.”
--¿Qué quiere decir con esto?
--Que con ello el gobierno se pretende justificar políticamente.

Añade: “Defiende a ultranza una estrategia que más bien parece justificación política, más bien parece tener orientación política-social y más bien parece ser el capricho del que gobierna, que la decisión de un estadista.”

En la entrevista Espino explica que el uso del Ejército Mexicano en la “guerra” contra el crimen organizado, que no les es propia, no sólo ha generado quejas --“reales y supuestas”-- de violaciones a los derechos humanos, sino que ha sometido “a un severo desgaste” a la institución.

Parafraseando al general prusiano Carl von Clausewitz, un clásico de la estrategia militar, expone: “¿Estamos ante una guerra que es la continuación de la política por otros medios? ¿Al combatir el narcotráfico se persiguen también objetivos políticos? Sería muy grave que resultara cierta esa tesis, tan frecuentemente esgrimida y que cada día cobra mayor sentido.”

Censura: “No se pueden usar las armas como herramienta política o como prótesis emocional. El riesgo es máximo. Es prudente, urgente e imperativo dar a las Fuerzas Armadas su lugar en el recto orden del Estado, para que puedan seguir contribuyendo a crear un México más seguro, con respeto a la dignidad de las personas y justicia para todos.”

Y advierte: “De cara a 2010, en el que ya muchas voces advierten la amenaza de brotes subversivos, es imperativo contar con Fuerzas Armadas respaldadas por la confianza y la aprobación de la ciudadanía. Sólo así los hombres de armas podrán cumplir cabalmente con su papel constitucional primordial. Si el Ejército no militariza la política, el gobernante no debe politizar a los militares.”

En la entrevista con Proceso, después de que difundió una carta abierta dirigida a Calderón para exigirle que “asuma su responsabilidad de la tragedia en Ciudad Juárez”, Chihuahua, porque “estamos ante una guerra fallida (y) ante un estéril derramamiento de sangre”, Espino afirma que la violación de derechos humanos por parte de elementos del Ejército es “porque los fueron a meter a un terreno que no les es propio”.

Pero además, como ocurre en Juárez, la presencia del Ejército es sólo “escenográfica” porque, en vez de inhibir, ha estimulado las conductas criminales, como la extorsión de la que ya es víctima su propia familia que, el viernes 4, fue amenazada de sufrir secuestro si no cumplía con el pago de 2 mil dólares mensuales.

“La gente lo ve como un desfile. El convoy de vehículos de soldados o de policías federales por las calles principales de la ciudad es un desfile de carros alegóricos. Eso no da un solo resultado. La presencia militar ha sido eso: escenográfica, es parte de la escenografía de Juárez ver patrullas de soldados o policías por aquí y por allá. Desfiles nada más, transitan las calles.”

–Y por las calles transitan, impunes, los criminales…
–Por supuesto.
Tal cual.

SME: amparos y desamparos

Miguel Ángel Granados Chapa

El viernes pasado, 11 de diciembre, la jueza Guillermina Coutiño negó al Sindicato Mexicano de Electricistas el amparo que esa organización y 20 mil de sus agremiados solicitaron contra el decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro, el organismo público de que eran contraparte laboral, emitido precisamente dos meses atrás, el 11 de octubre. La noticia desconcertó a quienes supusieron que, habiendo otorgado esa misma juzgadora a los quejosos las suspensiones provisional y definitiva, dictaría sentencia en el mismo sentido favorable a los trabajadores. No tenía por qué ser así, ni tampoco es el final del camino. Compréndase que, si bien no es una aventura jurídica como desdeñosamente llamó el secretario del Trabajo el ejercicio de un legítimo derecho, que pone en valor a las instituciones, el juicio de garantías es un procedimiento que puede concluir en la restitución de derechos vulnerados o en la afirmación de que no hubo tal violación.

No sería extraño comprobar que la jueza Coutiño sufrió presiones o amenazas para emitir su sentencia. Pero técnicamente es posible que haya resuelto conforme a su conciencia y a su formación. Cuando concedió la suspensión provisional lo hizo únicamente con el punto de vista de los quejosos; recabó entonces los informes previos de las autoridades responsables, y a partir de esa información mantuvo su decisión de otorgar la suspensión y la hizo definitiva, es decir, vigente mientras durara el proceso. En este lapso se hizo entregar los informes justificados, documentación más amplia en que las autoridades contra las que se pide amparo exponen los fundamentos de su acción.

Tales informes justificados fueron hechos llegar a la juzgadora con retraso. Ella debió imponer una sanción a quienes así demoraron su participación en el juicio de amparo. Pero, tardíos y todo, en ellos –y en los alegatos que reiteran o amplían las posiciones de las partes– se basó Coutiño para emitir su sentencia. Le pareció convincente el argumento de que el Ejecutivo actuó con apego al artículo 16 de la Ley de Entidades Paraestatales, que lo autoriza a crear o extinguir ese tipo de empresas públicas. Y no consideró vulnerado el derecho de audiencia de los quejosos porque no hay procedimiento alguno que obligue al liquidador a consultar a los servidores públicos empleados en las entidades que desaparecen. Poco le faltó para desechar la demanda de amparo por falta de interés jurídico.

Carece de razón la jueza al estimar que el Ejecutivo puede hacer y deshacer en esta materia sin intervención del Congreso. Y yerra, por lo tanto, en su intento de reforzar su argumento con la creación misma de Luz y Fuerza del Centro, que en su opinión surgió sólo de un decreto presidencial. Amén de que infringir la ley al crear un organismo no autoriza a repetir la falta al extinguirlo, precisamente la cita que hizo Coutiño es un argumento en contra de la decisión presidencial. Cuando Carlos Salinas canceló el estado de liquidación en que languidecía Luz y Fuerza del Centro y gestó el organismo público que prestó servicios al DF y zonas aledañas en los tres lustros más recientes, lo hizo en acatamiento de una instrucción expresa del Poder Legislativo. Una intervención de la misma índole faltó en la extinción, y de allí se desprende la inconstitucionalidad del acto reclamado. Por ello, por esa marginación del Congreso, sus cámaras hubieran debido iniciar una controversia constitucional contra el decreto de extinción. Pero fueron más poderosos la mezquindad, el oportunismo y la inclinación al canje de favores políticos que el respeto al órgano legislativo, y el PRI decidió que el conflicto eléctrico no le incumbe y no quiso inmiscuirse en él, con lo cual se inclinó a favor del gobierno.

Afortunadamente la sentencia del viernes 11 no es definitiva. Como en toda resolución de amparo puede ser demandada su revisión. Eso hará en estos días el SME, como continuación de la “aventura jurídica” en que se adentró en defensa de sus agremiados y del propio sindicato como persona jurídica surgida (este lunes 14 hace precisamente 95 años). Un tribunal colegiado, o eventualmente la Suprema Corte de Justicia de la Nación, pueden confirmar lo dicho por la jueza, o revocar su fallo o instruirla para que reponga el procedimiento. De modo que la vía del amparo está lejos de su conclusión. Todavía no se ha dicho la última palabra.

Tampoco se han cerrado todas las opciones jurídicas, viables algunas de ellas si se las combina con el diálogo político. A la hora de escribir estas líneas, el viernes ya avanzada la tarde, estaba pendiente la definición de cinco personas a las que el SME solicitó su mediación para que su conflicto con el gobierno se encamine a una salida negociada. El rector de la Universidad Nacional, José Narro Robles; el director del Instituto Politécnico Nacional hasta el 11 de diciembre, Enrique Villa Rivera; y los coordinadores de las tres fuerzas con mayor representación en el Senado: Gustavo. E. Madero, Manlio Fabio Beltrones y Carlos Navarrete, se hallaban en una fase de exploración para determinar cuán ancho o angosto es el camino del diálogo que pueden suscitar y qué tan hacedero es llegar a su meta. Es posible que con su participación las partes hablen entre sí y encuentren una solución al conflicto, que debe basarse en el mutuo respeto, que incluye la deposición del ánimo excluyente que ha caracterizado a la acción gubernamental. El gobierno está resuelto a acabar con el SME y asocia con ese propósito la liquidación de la contraparte laboral de ese sindicato. Es necesario romper esa meta dual.

De las pláticas que los mediadores pueden propiciar acaso surja una declaración de voluntad del gobierno federal que reconozca al sindicato su existencia y su derecho a existir. El propósito explícito del gobierno se ha ya conseguido, pues consiste en cerrar el drenaje de recursos públicos que a su juicio afectaban al erario y la nación. Luego entonces, manteniéndose firme en su decisión de extinguir ese organismo público, el gobierno puede quedar abierto a la aplicación de otra figura jurídica que asegure empleo a los miembros del SME que optaron por no ser liquidados y garantice también la existencia misma del sindicato.

Se trata de la sustitución de patrón. La Comisión Federal de Electricidad debe suministrar, está haciéndolo ya, el servicio eléctrico a la región central del país. Para ese efecto puede suscribir con el SME un contrato colectivo de trabajo nuevo, sin las excrecencias que a juicio de los oportunistas morales son “privilegios” que ofenden, y que simultáneamente asegure el empleo de los electricistas experimentados y conocedores de las peculiaridades de instalaciones y equipos viejos en la zona en que operaba Luz y Fuerza. Esta empresa se ha extinguido. No tiene que ser esa la suerte del SME.

Aunque mermado numéricamente, golpeado por la furia propagandística, y debilitado por las carencias padecidas por sus miembros, el sindicato perdió la primera instancia de un amparo. Pero no quedó desamparado. Todavía hay rutas que recorrer.

Amenazan de muerte a la presidenta de Argentina Cristina Fernández


http://www.youtube.com/watch?v=g48zF7m6iUM


Aristegui: CIDH condena al gobierno mexicano


http://www.youtube.com/watch?v=Cwc839mW2IY


http://www.youtube.com/watch?v=IiDQkzIXLMM


País sin rumbo

Francisco Velasco Zapata

México es un país sin rumbo, camina a la deriva y supeditado a la suerte del mundo capitalista desarrollado. Es dependiente y no ha dejado su calidad de país del tercer mundo.Los gobernantes en turno se ofenden de este tipo de reflexiones pero no son siquiera capaces de entender cómo algunas empresas siguen manteniendo -con total impunidad- privilegios que les permiten eludir impuestos o pagar los que marcan varias leyes vigentes. En plena crisis financiera internacional -de la que los gobernantes afirman México ya salió- los reportes de la Bolsa Mexicana de Valores destacan que tan sólo 17 corporativos empresariales obtuvieron en el último trimestre ganancias por $49 mil millones de pesos, entre los cuales destacan: Famsa, Mexchem, Soriana, Alsea, Femsa y América Móvil.

Es evidente que la concentración de la riqueza fue uno de los peores males que vinieron aparejados con el neo liberalismo económico mundial. Lo fue porque esa misma concentración es la que ha ido provocando las continuas y repetidas crisis económicas de los últimos treinta años. La actual, es sin duda la peor de todas. Pero nada garantiza que no vengan nuevas y con peores efectos, no sólo económicos, sino además sociales.

Efectivamente, la razón de fondo más grave de las crisis económicas contemporáneas deriva de la enorme y escandalosa concentración de la riqueza del país. En estos casos, el consumo tiende a mermar en virtud de que no hay suficiente inversión para la generación de empleos y por lo tanto la capacidad de compra de la gran masa poblacional se orienta hacia la compra de productos de primera necesidad (Ley de Engel), fundamentalmente, alimentos dejando a su suerte los sectores de la economía que por obvias razones no están a su alcance: compra de vehículos, casas, departamentos, ropa, perfumería, hospedajes y, en general, todas aquellas actividades que resulten suntuarias. En casi todas las crisis que hemos enfrentado, el régimen y sus conductores se comportaron como estatuas de piedra, sujetos que se transformaron en objetos de la situación que, generalmente, escapó y escapa de sus menguadas capacidades de operación. México ha caminado por el sendero de la historia sin un rumbo claramente definido respecto al modelo económico que presuntamente seguimos no obstante que la constitución prevé algunos senderos. En pleno siglo XXI no hay claridad ni para el gobierno en turno, ni para la población, hacia dónde nos dirigimos como economía, o como sociedad, como Estado-nación. Lo más que ha hecho el Presidente Calderón es ganar tiempo y algunas batallas de la lucha y control del poder del Estado. Pero todos sabemos que eso le puede servir sólo a él como persona, tal vez a su partido, pero ¿Y a los mexicanos, de qué les sirve que un gobernante -al inicio de su cuarto año de gobierno- apenas esté tomando las riendas del poder? Es verdad que Felipe Calderón ha ido ganando cierto control del Estado, pero y eso ¿En qué beneficia al país? ¿De que manera, el empoderamiento presidencial es para beneficio de los mexicanos? ¿De que manera ayuda al país a salir de las graves crisis de desempleo, de inseguridad, de ingobernabilidad o salud pública en que nos encontramos?

Lo que el país necesita es un constituyente ciudadano. Un constituyente que refunde el sistema político mexicano, que proponga y, en su caso, apruebe un camino económico para la mayoría poblacional y no sólo para unos cuantos millonarios. Nunca es tarde para empezar. ¿Y usted, cómo la ve? Politólogo. Miembro del Consejo Nacional de Operación de Parlamento Ciudadano de México.

Poder y Medios Alternativos (I)

Melchor López

“El faje”, era el reportaje principal de una publicación producida por estudiantes que se editaba semanalmente en una escuela. Pero esa edición fue censurada por el poder institucional/conservador. La decisión fue inobjetable. No hubo oportunidad de réplica porque los costos de la impresión los pagaba la dirección escolar. Los alumnos nada pudieron hacer. Conclusión: se debe tener el control de todo el proceso (edición, producción y distribución) de la publicación. De lo contrario nada se podrá hacer frente al poder.

Para que no censuren tus ideas colocadas en un periódico, éste tiene que ser tuyo. Es necesario también tener los suficientes recursos para conformarse realmente como un medio alternativo que construya poder; que difunda su discurso. No hay que olvidar que el poder es un proceso que no es exclusivo de las instituciones del Estado o para el Estado. Como todo proceso, el poder no es estable. El poder no es posesión de nadie, de allí su latente transformación. El poder se ejerce. No tiene dueño.

El poder no es atributo de nadie. Está allí, circulando, en la práctica, en lo real; de forma concreta. "En cualquier sociedad –afirma Foucault--, relaciones de poder múltiples atraviesan, caracterizan, constituyen el cuerpo social; y estas relaciones de poder no pueden disociarse, ni establecerse, ni funcionar sin una producción, una acumulación, una circulación, un funcionamiento del discurso”, del discurso del poder.

Quien ejerce el poder ejerce su discurso, su idea, su concepción del mundo. Y para seguir ejerciendo el poder busca establecer su verdad. “La propiedad del discurso está reservada de hecho a un grupo determinado de individuos”, dice Foucault. Y el discurso en los medios de comunicación, por ejemplo el de las cadenas televisivas, es de los que tienen dinero para mantenerlo.

Es fácil hablar de un medio de comunicación alternativo. Pero se necesita amor-popular-de-la-banda y vocación/disciplina, así como un buen equipo de colaboradores de calidad que aporte escritos; también se necesita… lana para iniciar la autogestión. Sin que sea una revista alternativa, vale la pena mencionar a la revista emeequis, que nació a partir de una censura del poder. Anteriormente era La revista , como suplemento del diario nacional. Actualmente lo que le caracteriza es la denuncia, desvelar la realidad del poder gandaya .

“Cambiar algo en la mente de la gente -ese es el rol de un intelectual”, lanza Foucault. Pero para llevar esta idea a la acción únicamente resta construir los medios, los espacios, las herramientas; y, sobre todo, los equipos de trabajo para desarrollar algún proyecto que se jacte de ser popular desde el cual se puede crear un discurso para estar en una de las arenas de la lucha política: los medios de comunicación.

Dimensión y paradoja

Laura M. López Murillo

En algún lugar de la estadística, donde la realidad se desplaza de las cimas a las depresiones en una campana de Gauss, la desventura se traduce en porcentajes, las carencias se distribuyen en rangos; pero esa conversión no pondera los niveles de la demagogia, ni los grados de la indefensión…

Dicen los que saben que la contundencia de las cifras reside en los parámetros, porque las ponderaciones dependen de los rangos de la interpretación, y que por eso, el manejo pernicioso de los números produce cantidades discrepantes con la realidad.

Una de las cifras más esquivas en la administración pública es el número de los habitantes que sobreviven en la pobreza. La cifra negra de la miseria suele eludirse en un cuadro sinóptico de los niveles de la pobreza, en la clasificación de las carencias. En petulantes categorías, la pobreza se identifica con el nivel de ingresos, con la ausencia de propiedades, con la carencia de los satisfactores vitales; sin embargo, esa fría clasificación no se considera el grado de la desesperanza, las expresiones de los vicios y la imperiosa necesidad de eludir la cruel realidad.

Recientemente, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), realizó cambios sustanciales en la metodología para la medición de la pobreza; las modificaciones produjeron una reducción insólita y se borraron de la sumatoria tres y medio millones de mexicanos en condición de pobreza.

Atendiendo al criterio establecido en la Ley de Desarrollo Social, se añaden a los parámetros de la pobreza una serie de indicadores relacionados con el acceso a la seguridad social. La nueva metodología establece una medición multidimensional, y ahora, la pobreza se desplaza por debajo de los 64 pesos de ingreso diario y se manifiesta en la carencia de alguno de los derechos sociales: acceso a la salud, educación, espacio en la vivienda, seguridad social.
La ponderación multidimensional pretendía diversificar los rangos de la pobreza para eludir la cifra catastrófica de las políticas públicas, el efecto inmediato fue la reducción del padrón de la pobreza; no obstante, la aplicación de los factores y las dimensiones produjo una paradoja espontánea y se incrementó el indeseable nivel paupérrimo del jodidismo.

La perspectiva multidimensional refleja una magnitud inesperada de la pobreza, la cáustica desigualdad en los niveles del bienestar social y exhibe el fracaso del asistencialismo. El programa Oportunidades es un soberano fracaso, porque no ha aliviado el flagelo de la miseria.

La crueldad de esta paradoja estriba en que la pobreza no es una prioridad en las políticas públicas: las carencias y la indefensión sólo son el argumento principal del discurso proselitista. Los pobres existen para el régimen únicamente en tiempos electorales.

La pobreza continuará expandiéndose en un régimen donde predomina la ausencia de sensibilidad social, que traduce la desventura en porcentajes, que distribuye las carencias en rangos, que elude los niveles de la demagogia y los grados de la indefensión…

Laura M. López Murillo es Lic. en Contaduría por la UNAM. Con Maestría en Estudios Humanísticos, Especializada en Literatura en el Itesm.

Laicidad

Teodoro Rentería Arróyave

Desde hace mucho tiempo insistimos en llamar a la Suprema Corte de Justicia de la Nación: “la suprema”, así con minúsculas por su desempeño y referencia a aquella marca de veladora corriente que jamás podía sostener su flama, ahora en un estupendo reportaje de primera plana de El Universal, no sólo se coincide sino además afirma la percepción de que el supremo tribunal en los últimos 10 años, 9 de gobiernos panistas y el primero en la preparación de la entronización de la derecha, no ha podido o no ha querido sostener la flama de la verdad jurídica.

Aunado a lo anterior, se ha presentado una propuesta para que quede perfectamente determinado el carácter laico de la Constitución que nos rige. En ese sentido es posible que estemos en el tiempo de que el Constitucionalista Permanente, formado por el Congreso de la Unión y todos los congresos de los estados, entre a una profunda revisión de la Carta Magna para evitar que criterios totalmente dispares y hasta contrarios sean la marca del trabajo del pleno de la Corte.

Y dentro de esos cambios sustanciales, buscar otros mecanismos para el nombramiento de los togados; el actual está rebasado o mejor dicho agotado. Nos es posible que de acuerdo al presidente en turno se diseñe el criterio ideológico y en ocasiones hasta religioso del máximo tribunal del país y que en esa forma se determine la lógica en las sentencias.

El Gran Diario de México, en base a su investigación y a los criterios emitidos por juristas y analistas, explica que “la suprema” se ha inclinado a defender y solucionar los conflictos políticos generados entre las autoridades en todos los niveles del país, a costa de relegar los juicios relacionados con la protección de los derechos de la población.

De la mayor importancia la posición del diputado priísta César Augusto Santiago al proponer que el carácter laico del Estado quede plenamente establecido en la Constitución, pues “ninguna religión o convicción particular debe dominar el poder civil ni las instituciones”.

El legislador dijo que en un país laico se debe garantizar que el orden político tenga la libertad para elaborar normas colectivas, por lo que propone las reformas correspondientes a los artículos 40, 108 y 130 de la Constitución, para que es esa forma no se violente la normatividad que establece que en “la laicidad, la legitimidad del Estado deviene de la soberanía popular”.

En el trabajo de El Universal, cuando menos destacan cuatro casos en que la Corte ha dictado en diferentes fechas sentencias encontradas y contradictorias sobre la despenalización del aborto, sobre las extradiciones de delincuentes, sobre cuestiones electorales y sobre los tratados internacionales.

Lo dicho: lo que procede es que el Constituyente Permanente lleve a cabo a profundidad las reformas constitucionales, fundamentalmente en lo que se refiere al carácter laico del Estado, en esa forma, cuando ya no existan vacios ni lagunas en la ley, dejaríamos de estar a expensas del criterio ideológico y a veces hasta religioso tanto del Poder Ejecutivo como el Poder Judicial. Hay que hacerlo y sin retraso, es por el bien del país.

Plaza Pública con Miguel Ángel Granados Chapa · 14 de diciembre de 2009








Descargar Plaza Pública del 14 de diciembre

Noticias MVS del 14 de diciembre con Carmen Aristegui



Noticias MVS con Carmen Aristegui