GANA BITCOINS RAPIDO Y FACIL

domingo, septiembre 26, 2010

Peña bisNieto,Priismo retro

Alejandro Zapata Perogordo

Uno de los grandes temas de relevancia nacional, que se ha puesto de moda en los últimos días y ha ocupado los encabezados de los diarios de todo el país, es el concerniente a la denominada Ley Peña.

Dicha ley consiste básicamente en impedir las candidaturas comunes y reducir los tiempos de campaña. Ocurre, irónicamente, que se aprobó, por ejemplo, en Tlalnepantla, un municipio en el que el alcalde (Arturo Ugalde Meneses) llegó postulado por el PRI, el Partido Nueva Alianza y el Verde Ecologista.

Ademas dicha ley cuenta con ingredientes adicionales, porque el impulsor de aquella es Enrique Peña Nieto, gobernador del Estado de México y virtual candidato del PRI a la Presidencia de la República, circunstancia que se vería robustecida si tiene éxito en el proceso electoral del próximo año para la renovación del gobierno de ese estado o, por el contrario, mermarían considerablemente sus posibilidades si sale raspado.

El cálculo es evidentemente de carácter electoral, deduzco que ya desde hace tiempo ha venido planeando su estrategia y por ningún motivo desea la unión entre el PRD Y PAN, así lo estableció en aquel convenio -por cierto, vergonzante y firmado en lo obscurito- que suscribió a su nombre el Secretario General de Gobierno de la entidad mexiquense, en donde se exigía el compromiso para que Acción Nacional no se aliara y ahora da un segundo paso sin guardar las mas elementales formas y con un fondo por demás regresivo, eliminando las candidaturas comunes, con la dedicatoria a la oposición y tratando de evitar que vayan juntos Acción Nacional y el Partido de la Revolución Democrática, complicándole con ello la existencia al PRI.

¿Cuál puede ser la razón para hacer ese acto en este momento? Prácticamente estaba al cuarto para las doce; los tiempos para hacer modificaciones se agotan el primer día de octubre y, quiero pensar, que Peña Nieto estaba consciente del desgaste político que esto le acarrea.

Creo saber la respuesta, ya que seguramente con su equipo debieron valorar el costo-beneficio, basados en instrumentos de medición con estudios de prospectiva electoral, analizando el panorama y, para llegar a esa conclusión, quiere decir que las cosas no le pintaban nada bien.

Sólo así me explico tanta torpeza y el fast track del congreso local, para cambiar las reglas electorales con tanta premura. Poniendo todas las piedras en el camino de la oposición, pisoteando al legislativo y trastocando los avances democráticos.

No me voy a meter en este momento al análisis de la importancia que tienen las candidaturas comunes, como una figura que no es solamente a favor de los Partidos Políticos, sino también aporta en beneficio de los votantes, dígase la sociedad.

Hace cien años, Don Francisco I Madero fue postulado por diversos y antagónicos partidos políticos y se le consideró el Apóstol de la Democracia y ahora resulta que es antidemocrático ser postulado de esa forma.

El retroceso es evidente, se trata de una ley con dedicatoria y confeccionada al contentillo e interés del grupo que impulsa a Peña Nieto rumbo al 2012. No en vano ya se prepara la defensa contra dicha ley, en la Suprema Corte de Justicia de la Nación.
La ley en general debe ser abstracta, es decir no tiene que particularizar, tiene que ser general no puede ser dirigida para nadie en especial. La Ley tiene que ser general, abstracta e impersonal. Son sus tres características.

Además, en tanto la tendencia nacional hace esfuerzos para abrir los cauces a la participación, a través de todos los mecanismos posibles, incluyendo las candidaturas ciudadanas, en esa entidad hacen una reforma retrógrada y tal parece que su única intención es volver a imponer la moda del viejo estilo: El porfirismo.

Infierno en Juárez

Francisco Garfias

No hace mucho, el diputado federal del PRI, Jaime Flores Castañeda, presidente del grupo especial que da seguimiento a los compromisos asumidos por el presidente Calderón en Ciudad Juárez, se metió en un cine de la Ciudad de México para ver el filme El Infierno. Esta película de Luis Estrada describe con humor negro el día a día en cualquier localidades mexicanas controlada por el crimen organizado.

Al legislador le llamó la atención que el público chilango se riera de lo que veía en esa “película de balazos”. A el, por el contrario, le reflejaba fielmente lo que sucede en actualmente en su natal Juárez, donde hay robos, extorsiones, secuestros, droga, y donde diariamente asesinan entre 10 y 15 personas. “Si usted va al cine a ver la misma película en Juárez, las reacciones son totalmente distintas. Allá la gente llora, porque es su realidad”, asevera.

El legislador del PRI, por cierto, viajó en el avión del presidente Calderón la primera vez que se trasladó a Juárez, obligado por la incontrolable violencia que allí se vive. Charló con él ampliamente. La impresión que le quedó es que es un hombre “desinformado”, que sus colaboradores, Lo tienen engañado sobre lo que realmente sucede en Juárez, una ciudad pujante, que hoy esa controlada por un grupo de personas, asegura.

Le preguntamos como iban los compromisos asumidos por el Presidente. Su respuesta fue contundente. “Estamos peor de cuando se hicieron esos compromisos, que no son mas que un paquete de buenas intenciones. Hay mas impunidad, mas homicidios, más violencia”. Y dijo más: “Juárez en una ciudad sitiada por el Ejército y la Policía Federal. No nos explicamos porque sigue habiendo tanta impunidad. Nada ha cambiado, no hay resultados”, recalcó.

De paso, informó que la semana que entra se va a reunir los integrantes de la Comisión que preside, integrada desde noviembre pasado. Va a proponer que se convoque a integrantes del Ejército, la Policía Federal, y la CNDH y junto con ellos analizar las razones del retroceso.

* * *

Los desplantes y la intolerancia de Víctor Manuel Mahbub Matta, presidente del patronato de los Pumas, tienen muy irritadas a las autoridades universitarias. La última “regada” del colérico señor tuvo lugar en Ciudad Universitaria, durante el partido contra el San Luís, hace dos semanas.

El temperamental ingeniero literalmente corrió de un palco en el palomar a un periodista potosino, invitado no por el, sino por el rector José Narro. El informador tuvo el atrevimiento de haber gritado “¡penatly!” en una falta marcada como tal en contra de Los Pumas.

Mahbub lo sintió como una mentada. Manoteó y se levantó de su asiento. Volteó hacia el periodista y lo invitó a pasar a “otro lado”, si no estaba a gusto. Una y otra vez repitió que el arbitro favorecía a los de San Luis “porque son hijos de Televisa”. No es la primera vez que el hombre saca el cobre. Nos cuentan que ya había hecho algo similar con un periodista de TV Azteca que le va al Necaxa.

El incidente tuvo su parte positiva. Apenas se enteró de lo sucedido, el doctor Narro se trasladó desde el Palco Central hasta al palomar, para ofrecer personalmente una disculpa a su invitado. “No somos así”, le dijo. De reojo volteo hacia Mahbub, quien se hacia chiquito ante la estatura del rector.

* * *

Sigue el jaloneo en torno a la inclusión de la Ley Peña en la agenda política de la sesión del próximo martes en la Cámara de Diputados. Los panistas no cejan en su intento de explotar políticamente el polémico ordenamiento aprobado por el Congreso mexiquense con la intención de poner piedritas a la tan cacareada alianza del PAN y el PRD en las elecciones de gobernador de esa entidad, el año próximo.

El PRI se aferra a retrasar este debate con el alegato de que hay siete temas agendados antes que la Ley Peña. José Ramón Martell, vicecoordinador del grupo del PRI, dice que el martes se discutirá en el pleno, únicamente si alguna bancada retira el tema inscrito. Uno de estos temas son los gastos del Bicentenario. Lo subió a la agenda el legislador del Verde, Pablo Escudero. Ya le preguntaron si cedía su turno. Dijo que no.

Sin bigote y menos ranchero, Godoy se vuelve diputado

Omar Sánchez

Vestido con traje azul marino, custodiado por perredistas, aplaudido por los partidos a excepción del PAN, visiblemente nervioso y sin el bigote que lo caracterizó durante su campaña en Michoacán, así llegó Julio César Godoy Toscano a rendir protesta como diputado federal.

Existen varias versiones de cómo el hasta ayer prófugo de la PGR desde el 2009 acusado de tener nexos con el narcotráfico ingresó a las instalaciones de San Lázaro, aunque a decir de él mismo entró caminando por la puerta principal del recinto.

Como quiera que haya sido, Godoy Toscano pudo evadir un “operativo” que la Policía Federal instaló en algunas horas del martes y unas horas de este jueves al exterior de la Cámara de Diputados.

“Operativo” en el que algunos de los agentes federales dijeron no conocer al hombre que estaban tratando de capturar antes de que obtuviera el fuero federal, simplemente esperaban órdenes de sus superiores.

Las revisiones a algunos automóviles eran con detalle, pero en otros ni siquiera se molestaba al conductor para que frenara su marcha, y así ingresar libremente al estacionamiento del Congreso de la Unión.

Para bien o para mal, el presidente de la Mesa Directiva de San Lázaro, Jorge Carlos Ramírez Marín, le tomó protesta, pues a pesar de las acusaciones a Godoy Toscano, un juez de Michoacán le devolvió sus derechos ciudadanos.

Ya como diputado federal y con el fuero que lo protege contra cualquier acción judicial, el también medio hermano del gobernador de Michoacán, Leonel Godoy, ofreció una conferencia de prensa en la cual acusó directamente al gobierno federal de una persecución política.

Pues el problema, dijo, es que quieren ganarles Michoacán en las próximas elecciones, y por ello también los responsabiliza por el sufrimiento y maltrato a varios personajes de su partido.

“Este ataque no es a Julio César Godoy Toscano. Soy un instrumento que está utilizando el gobierno federal para atacar a nuestro partido, para ganar el estado de Michoacán. Mucha de nuestra gente esta sufriendo por pendejadas de ellos”, dijo Godoy Toscano.

2012 en la mira

R. Rodriguez Baños

Calderón cabildea con vistas al relevo sexenal hasta extremos como el de constreñir a Genaro García Luna y Arturo Chávez en límites de formalidad legal para evitar su interferencia en la toma de protesta de Julio César Toscano; hablar de la captura del supuesto asesino material del periodista de El Diario de Ciudad Juárez, Armando Rodríguez Carreón; detener la entrega de entrega de títulos de concesión de espectro en licitación 21; autorizar al chucho matrono del prd apócrifo a colgarse medallas de temerario por demandar a Molinar Horcasitas en la procuraduría federal, simultáneamente a exigir la renuncia del titular de esa dependencia; mandar a Luege que ofrezca restituir su casa a damnificados ribereños, e incursionar sin temor a infectarse de cultura, en terrenos de la UNAM.


Respecto a los comentarios sobre el maltrecho prestigio del prd por voceros oficiosos del gobierno de Calderón, cabría preguntar por qué no contrastan con la poco envidiable falta de credibilidad de un partido acusado de secuestrar y permanecer ilegítimamente en el poder ejecutivo federal. Un personaje, por otra parte, tan divorciado de la realidad, que no vacila en aceptar elogios de gente tan desacreditada como Mario Vargas Llosa, Andrés Oppenheimer y Gonzalo Marroquín, entre otros, cuyas nóminas sería revelador transparentar.


La procuraduría federal, dice Daniel Blancas Madrigal en La crónica de hoy, ofreció, en el lapso de una hora, dos versiones distintas en torno al homicidio, del 13 de noviembre de 2008. En la primera adjudicó el crimen a La Línea, brazo armado del cártel de Juárez. Reveló la detención de dos hombres: uno aprehendido por el ejército, conocido como El 7 y quien manejaba el vehículo en el se viajaba el grupo agresor. Y otro arrestado por policías, y a quien se ha identificado como Hugo Valenzuela Castañeda El Vale o El 3 En la segunda versión, la PGR sólo da a conocer que el homicidio está relacionado con la delincuencia organizada, pero omite datos sobre el cártel. Además, habla sólo de un detenido, de quien también oculta su nombre para no entorpecer las investigaciones. Transparentes, quién puede dudarlo.

Para la Armada de México, la isla Socorro tiene un valor estratégico, porque constituye el punto de avanzada naval para la defensa del país y con ella se extiende en forma considerable la zona económica exclusiva de México, lo que permite ejercer derechos de soberanía para la exploración, explotación, conservación y administración de los recursos naturales renovables y no renovables que hay en el mar y en su subsuelo, consignan Gustavo Castillo y Jesús Aranda en el diario La Jornada, quienes recogen la reflexión de juristas de aquella dependencia federal como responsable del ejercicio del poder naval, que representa al Estado sobre la superficie marítima, en la franja costera y en el espacio aéreo para materializar la defensa de los intereses nacionales, en cuyo contexto causa extrañeza la pretensión del secretario de Seguridad Pública federal de cambiar el estatuto actual de la isla Socorro para convertirla en prisión. Sobre todo porque en la dependencia que encabeza el almirante Francisco Mariano Saynez Mendoza no tenía conocimiento del tema.

Ante la incapacidad del gobierno, la espiral de violencia irrefrenable, el avance de la ocupación territorial por bandas del crimen organizado, el secuestro, la extorsión, las amenazas cumplidas y la trata de personas, han surgido en el país grupos armados al margen de la ley, muchos de ellos auspiciados por la burocracia, dice Ricardo Monreal, coordinador de los senadores del Partido del Trabajo, quien pregunta: ¿Qué es lo que está pasando frente a la desesperación de la población, sobre todo en aquellos sectores que tienen recursos económicos? Están contratando prácticamente grupos de exterminio al margen de la ley. Están operando en el territorio nacional, en distintos estados donde la delincuencia organizada ha generado un problema de ingobernabilidad; en nuestro país los escuadrones tienen características similares a aquéllos que operaron en Colombia; se rigen con estructuras y disciplinas castrenses. El grupo más notorio son precisamente exmilitares que se han retirado de las filas del ejército o simplemente son desertores.

Y hablando de Colombia, el consenso respecto al famoso plan Calderón para garantizar su seguridad a los periodistas incluye, como el propio fecal dijo, protección directa con elementos de seguridad para el periodista amenazado, e incluso cambiarlo de ciudad ante riesgos de ataque. Pero la solución no es poner rejas al país y hacer de él una gran cárcel para víctimas y victimarios, proveyendo a estos chalecos antibalas y quizá hasta armas y-o guardaespaldas. Lo único que puede devolver a este país a la estabilidad y los índices de crecimiento real en el camino al desarrollo de antes del neoliberalismo, es dotar empleo, poder adquisitivo, salud, educación, a cien millones de mexicanos que hoy no son sino carne de cañón en la batalla de la delincuencia organizada y aguas de pesca electoral para sus representantes en las estructuras de gobierno.

Tres TLC's al hilo

Alberto Barranco / Empresa

En lo que constituyó una de sus primeras acciones tras su nombramiento como secretario de Economía, Bruno Ferrari le llamó a su homólogo, el secretario de Comercio Exterior y Turismo de Perú, Martín Pérez, para urgirlo a reactivar la negociación para un Tratado de Libre Comercio.

La posibilidad se había abierto hace dos años, cuando México le había pedido al país andino una segunda prórroga para el Acuerdo de Complementación Económica firmado por los dos países, cuya vigencia se agotaba el 31 de diciembre de 2008.

Días después, el ex director general del organismo promotor de comercio exterior e inversiones conocido como ProMéxico salía al ruedo a anunciar que antes de fin de año los negociadores mexicanos se sentarán con sus contrapartes de Brasil para pactar los compromisos hacia un acuerdo mercantil.

El paralelo, bajo el agua la dependencia reactivó la posibilidad de una tercera ronda de negociaciones con Corea hacia un escenario similar, por más que la posibilidad había caído en punto muerto a partir de octubre del 2008, en que se celebró la segunda ronda.

La mesa se había instalado originalmente en diciembre de 2007.

Se diría, pues, que la meta del funcionario sería pasar a la historia como el gran promotor del libre comercio, el paladín de las fronteras abiertas, el héroe del intercambio mercantil.

El problema es que no hay consenso.

En contraste con el lanzamiento de fanfarrias y campanas al vuelo de los funcionarios públicos cuando anuncian el advenimiento de otro acuerdo mercantil, el sector privado exhibe caras largas.

De hecho, hasta hoy son 12 ya las ramas productivas que le han dicho no, gracias al gobierno en la posibilidad de participar en la negociación con Brasil, a título de cuarto de junto.

La razón es simple: Hasta hoy México no ha sabido, podido o querido aprovechar los 11 tratados celebrados con 43 países, lo que ha derivado en una absoluta cadena de desequilibrios en las balanzas comerciales.

De las 43 naciones en concierto, con 35 tenemos déficit, es decir les compramos más de los que les vendemos, con la novedad de que en varios casos el país era superavitario antes de las negociaciones.

Digamos que lo que parecía varita mágica para impulsar la creación de cadenas de exportación, empleos, desarrollo y competitividad, se convirtió en bumerang.

Si antes de los TLCs firmados con Costa Rica, Chile y Uruguay el saldo del intercambio era positivo para el país, hoy nos ganan de calle.

En paralelo, el tradicional déficit con la Unión Europea a partir de la entrada en vigor del acuerdo mercantil con el bloque, casi se duplicó, al pasar de nueve mil 886 millones de dólares a 16 mil 606 millones el año pasado.

Y si le seguimos, México reporta un saldo negativo con el bloque de Estados de la Asociación de Libre Comercio, conformado por el Principado de Liechtenstein, el Reino de Noruega y la Confederación Suiza.

El déficit pasó en el 2009 de 460 a 916 millones de dólares.

Más allá, durante los primeros cinco meses del año actual, el desequilibrio de la balanza comercial con Japón creció 40 por ciento; con la Unión Europea 12.1, y con Israel 18.1.

Se diría, pues, que México abrió sus fronteras sin una estrategia que le permitiera el tú y tú, con la novedad de que en algunos casos aceptó reglas inequitativas, como en el caso de Estados Unidos y Canadá.

La paradoja del asunto es que se habló de una eventual integración de los países, cuando la base era la complementación.

Naturalmente, tampoco hay una brújula que defina las prioridades de los países que se constituyen como contrapartes del nuestro, en afán de diversificar las exportaciones y se les otorgue mayor valor agregado.

Lo grave del caso, además, es que gran parte de los insumos que se importan son exportados a su vez a Estados Unidos con un mínimo de valor agregado.

De ahí el clamor de las cúpulas empresariales por que se ordene la casa antes de recibir nuevos invitados.

¿Tres TLCs al hilo?