jueves, septiembre 23, 2010

"Al carajo con la alianza" PRD-PAN para el Edomex: AMLO

Pidió a los dirigentes de ese partido que mejor se quiten la careta y se afilien al PAN.

Alma E Muñoz, enviada, e Israel Dávila / La Jornada


"Al carajo con esa alianza", expresó Andrés Manuel López Obrador en referencia a un eventual acuerdo electoral entre el PRD, Convergencia y el PAN para los comicios de julio de 2011 en esta entidad.

En el arranque de su gira por los 125 municipios mexiquenses, pidió a los dirigentes del PRD que "de una vez se quiten la careta y que se vayan a afiliar al PAN".

Acusó a la dirigencia nacional de su partido de haber caído en lo que denominó un pragmatismo ramplón, "que a veces hasta da pena". Señaló que si se da una alianza entre los partidos que conforman Diálogo por la Reconstrucción de México (Dia) -PRD, PT y Convergencia- ia regresará al estado para apoyar esa candidatura.

Los reactivitos y “El Diario” de Juárez

Ricardo Rocha / Detrás de la Noticia

Son por lo general pequeñitos —sobre todo de estatura moral— que nunca han sido activos, pero sí reactivos. Todos, como sus jefes —oficiales y extraoficiales— tienen la piel muy delicadita. Por ello se les para la crestita al menor roce de un pétalo de crítica al gobierno al que sirven. Incluso suelen ser más hipócritamente sensibles que sus mismos patrones.

El prototipo del reactivito encarna ahora a la perfección en el ínclito vocero del Gabinete de Seguridad. Ilustre desconocido hasta hace poco, quien ahora goza sus 15 minutos de fama. Me dicen, por cierto, que en su cubículo del ITAM, este politólogo graduado en Harvard era francamente brillante. No lo dudo. Como tampoco dudo que en su nuevo cargo ha sido desastroso.

Porque, a ver: de parte de quién los periodistas habríamos de aceptar —con tonito de yuppie perdonavidas— un regaño de alguien que ni remotamente ha estado jamás en una situación de riesgo y que no conoce el país más allá de la pantalla de su compu, ¿ves?

Además, ofensivo, porque con sensibilidad hipopotámica dice que el asesinato de Luis Carlos Santiago es por motivos personales. Si está tan seguro, ¿por qué no nos presenta a los criminales en uno de esos shows que al gobierno le salen tan bien?

Por añadidura, la respuesta calderonista a través del señor Poiré es absolutamente tramposa al rasgarse las vestiduras diciendo que “no cabe en modo alguno por parte de ningún actor el pactar, promover una tregua o negociar con los criminales”. Primero porque El Diario de Juárez establece claramente que no se trata de una rendición o siquiera una claudicación; así que lo que molesta e irrita al gobierno es el hecho mismo de que el editorial se dirija a “las diferentes organizaciones que se disputan la plaza de Ciudad Juárez… frente al vacío de poder que respiramos los chihuahuenses”.

Pero lo que verdaderamente ha provocado las iras en el Olimpo sexenal ha sido —no nos hagamos señor Poiré— un párrafo del mismísimo editorial al que con todo propósito ni se refieren. Y es el que establece: “…el primer mandatario, para conseguir la legitimación que no obtuvo en las urnas, se metió —sin una estrategia adecuada— a una guerra contra el crimen organizado sin conocer además las dimensiones del enemigo, ni las consecuencias que esta confrontación podría traer al país. Introducidos sin pedirlo en el conflicto, los mexicanos —y de manera particular los juarenses— han estado al garete de decisiones erróneas que terminaron llevándoselos en medio, con los resultados hasta ahora conocidos y, sobre todo, abominados por las mayorías”. Este fue en la realidad el revulsivo para los reactivitos.

Y ahora que me acuerdo, ¿no es un acto de hipocresía gigantesco indignarse por un pacto con criminales, cuando eso y no otra cosa han hecho en el caso Diego? Ahí, además de imponer un bozal a muchos medios, atropellaron la ley al retirar a la PGR de una investigación obligada con el pretexto de no entorpecer la negociación de la familia con los secuestradores. ¿No es eso pactar con criminales?

Presuntos militares allanan casa y matan a joven en Tamaulipas

Un joven de 20 años murió al recibir un impacto de bala cuando presuntos soldados allanaron su domicilio en la colonia las Granjas de esta ciudad.

La madre de la víctima, Dalia Garza Sánchez, denunció que su hijo Antonio González Garza, recibió un disparo en el estómago cuando intentaba salir de su domicilio ubicado sobre la calle Octava, en el número 204, luego de que hombres vestidos como militares ingresaron a la fuerza.

Explicó que alrededor de las 4:30 de la madrugada del pasado miércoles, los supuestos soldados golpearon la puerta de la casa pidiendo que les abrieran, por lo que su esposo, Antonio González Osuna, despertó a los miembros de la familia que dormían y los sacó de la casa por la parte de atrás, “ya que no sabíamos de quienes eran esos hombres”.

Dijo que sus hijos tenían una fiesta en el patio de la casa y que los supuestos militares llegaron de improviso. “Luego se escucharon disparos, se metieron a la casa y empezaron a saquearla, cuando se fueron vimos que mi hijo estaba herido tirado en el suelo”, relató la mujer.

Aseguró que además de que dispararon contra su hijo, hiriéndolo de muerte, los presuntos militares se llevaron objetos de valor y dinero, y causaron destrozos al interior de la casa.

Tras resultar herido, Antonio González Garza fue llevado de emergencia por sus parientes a una clínica particular ubicada en Avenida del Maestro en donde no lograron salvarle la vida.

Los presuntos militares se retiraron del domicilio sin notificar ninguna orden que ameritara el cateo o sin notificar si había orden de aprehensión contra algún miembro de la familia, aseguró Garza Sánchez. “La única explicación que hay es que se metieron a la casa a robar, no hay de otra, pero mataron a mi hijo”, refirió Garza Sánchez.

Refirió que su familia cuenta con una empresa distribuidora de quesos y otra que se dedica a arrendar maquinaria a Pemex.

En la Octava Zona Militar no se emitió ningún comunicado para desmentir o confirmar este hecho, pese a que se publicó en la prensa local, aunque cabe referir que en esta entidad han sido frecuentes los ataques por grupos delincuenciales que utilizan la indumentaria militar y que se hacen pasar como tales.

Relacionado con este caso, reporteros de la fuente policíaca refirieron que esa misma madrugada un vehículo aparentemente militar tuvo un accidente en el libramiento Monterrey-Matamoros, en un punto cercano a la colonia Las Granjas.

Se presume que era ese mismo grupo militar que efectuó el asalto a la casa de la familia González Garza porque en la unidad llevaban pantallas de plasma y otros aparatos, pero no hay reporte oficial de este percance porque cuando las patrullas de tránsito llegaron al lugar, los supuestos soldados ya habían retirado el vehículo del lugar.

Abandonan Copala 30 familias amenazadas por paramilitares

Pedro Matías

En las últimas 72 horas fueron desplazadas 30 familias del municipio autónomo de San Juan Copala, el cual quedó a merced de los “paramilitares” de la UBISORT y del MULT que mantienen sitiada a esa comunidad triqui, informó Reyna Martínez Flores, vocera del plantón “autonomía y resistencia” que se encuentra instalado en el zócalo de esta capital.

Es por ello que a 48 horas de haber iniciado una huelga de hambre, las 11 mujeres triquis decidieron levantar el ayuno porque “la mayoría de nuestros hermanos ya están afuera, sólo se quedaron cuatro ancianos y una joven, aunque siguen cinco desaparecidos”, añadió.

Sin embargo, advirtió que el plantón que instalaron desde el pasado 11 de agosto frente al que fuera el Palacio de Gobierno continuará hasta que atrapen a los asesinos y porque tienen dignidad.

Al gobernador Ulises Ruiz Ortiz le mandaron un mensaje que “si ya no nos quiere ver aquí que haga algo para que regresemos a nuestro pueblo porque sus paramilitares ya lograron sacarnos de nuestras casas, de robarnos nuestras cosas y ahora no tenemos a donde ir”.

Martínez Flores se quejó de la indolencia gubernamental porque durante las 48 horas que permanecieron en huelga de hambre, en la que se incluyeron ocho niños, nadie del gobierno de Ulises Ruiz se acercó a dialogar y, mucho menos, mostraron interés por atender esta problemática.

Al contrario, dijo, lo único que han recibido son los regaños de la procuradora de justicia, María de la Luz Candelaria Chiñas y engaños de la secretaría general de gobierno que se comprometió a llevar alimentos a la gente que simpatiza con el municipio autónomo y se encontraba sitiada por el grupo paramilitar de la UBISORT y el MULT.

Ahora, explicó, otras 25 o 30 familias se encuentran en el exilio en esta capital debido a que tuvieron que abandonar San Juan Copala para evitar morir de hambre o por las balas de los paramilitares.

Detalló que después de varios días de internarse en el monte lograron salir con y vida y actualmente se encuentran refugiadas en diferentes lugares para evitar ser asesinados.

Mexicanidad


Via Internet

¡Gana USD con Neobux, prueba la nueva sección de ENCUESTAS!