martes, julio 10, 2012

Capturan a dos presuntos operadores de El Chapo

Rubén Torres / El Economista

Fernando Arellano y Daniel Franco, señalados por las autoridades como operadores del Cártel de Sinaloa, y Joaquín Guzmán, en Ciudad Juárez, fueron detenidos por la Policía Única Investigadora.

Los detenidos fueron puestos a disposición de la delegación de la Procuraduría General de la República en Chihuahua.

La Fiscalía General del Estado Zona Norte sostuvo que los aprehendidos están boletinados como prófugos de la justicia estadounidense y fueron sorprendidos en un inmueble en el Fraccionamiento Catalina, donde también fue capturada Jessica Maldonado.

La mujer detenida en la operación fue señalada como cónyuge de Franco y sobrina de Arellano, según los primeros informes, que añadieron que los detenidos podrían ser trasladados a la ciudad de México y puestos a disposición de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada.

La Fiscalía General expresó que tanto Arellano como Franco se encuentran en una lista de presuntos integrantes del Cártel de Sinaloa, a quienes una Corte Federal de Estados Unidos con sede en Texas hace dos meses apenas los había colocado como prófugos de la justicia.

Según los informes de las autoridades, ambos sospechosos se encontraban con otras personas, pero éstas se dieron a la fuga pese al despliegue del operativo de la Policía Única Investigadora de la entidad, los cuales fueron identificados sólo con los apellidos de Galindo y Licón, quienes son buscados de igual forma por la Drugs Enforcement Agency.

A los detenidos y los que lograron huir se les vincula con la célula criminal que opera bajo el mando de Salvador Chairez, que pelea por el control del sitio y eliminan enemigos del cártel de Ciudad Juárez.

Protestan por cese bomberos condecorados

Van bomberos de la gloria a la cruz.

Los vulcanos dijeron que permanecerían en el Zócalo hasta recibir una respuesta de Esquivel o del GDF.

Antonio Nieto / Reforma


José Porfirio Cortés, Luis Gerardo Pérez y Antonio Chávez fueron reconocidos tras apoyar en el incendio que se registró en mayo en un edificio de Santa Fe, pero el lunes fueron despedidos y ayer se "crucificaron" en el Zócalo para protestar.

Los tres vulcanos habían recibido un reconocimiento por parte del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Procuración de Justicia, y protestaron frente al Antiguo Palacio del Ayuntamiento con cinco de sus compañeros, también cesados.

Calificaron su baja como injustificada y presentaron documentos donde se les notifica que su separación fue por "uso indebido del uniforme".

Cortés y Pérez ataron sus brazos con cinta adhesiva a un palo de madera, se encadenaron los pies y fueron elevados en postes de luz, a fin de simular una crucifixión.

El documento de rescisión que recibieron por parte del Gobierno del DF y firmado por Raúl Esquivel, Director de Bomberos, señala que el 25 de junio se manifestaron portando su uniforme y haciendo mal uso de él.

"En esa ocasión salimos a la calle para inconformarnos por las condiciones laborales y por el pésimo estado de nuestros uniformes, y ayer nos notifican que por hacer eso nos dieron de baja a ocho, quienes no hemos hecho otra cosa que ayudar a la ciudadanía y pedir de manera respetuosa que nos cambien los uniformes y la mejora de las prestaciones", expuso Chávez.

En el pecho, Cortés se adhirió una copia del distintivo que recibió luego de participar en las labores de rescate de cientos de personas que estaban dentro de un edificio en llamas, en Santa Fe, el cual estaba firmado por Luis Wertman, Presidente del Consejo Ciudadano.

"Por el alto desempeño profesional en un acto heroico que salvó vidas", se leía, lo que contrastaba con una manta de unos 3 metros de largo por 2 de alto, donde los vulcanos pintaron la leyenda: "Más vale morir de pie que vivir de rodillas".

Cortés llevaba 26 años en la corporación; Antonio Chávez, 16, y Pérez, 22, por lo que lamentaron la forma en la que fueron despedidos.

Mediante un comunicado, el Gobierno del DF informó que los bomberos fueron despedidos porque el día de su protesta pusieron en peligro a quienes transitaban por el Zócalo, pues prendieron fuego a un tanque de gas e hicieron estallar cohetones, lo que consideró fue un exceso en la manifestación de sus desacuerdos.

Calderón, en la oposición

Francisco Rodriguez / Índice Político

Se radicaliza el PAN. Esto es, Acción Nacional regresa a sus raíces. Las de un organismo que, dijera su historiadora Soledad Loaeza, hasta 1994 fue “oposición leal y partido de protesta”. Después… --Diego Fernández de Cevallos, Vicente Fox, mediante-- mera comparsa del PRI.

A la cabeza de este retorno a los orígenes se encuentra ni más ni menos que el ocupante de Los Pinos, Felipe Calderón, lo cual de ninguna manera es sorprendente, dado que con esta radicalización el michoacano estaría no sólo tratando de lavar su cara ante el desastroso o mayúsculo desastre que propició y hoy hereda a los blanquiazules, también en la búsqueda de un elemento cohesionador de la hoy dispersa, fragmentada, y muy enojada base panista que justifica su derrota en la fallida gestión sexenal del hijo de don Luis Calderón Vega.

Difícil predecir, todavía, si en esta retoma de la esencia originaria de este partido, Calderón llevará al PAN a tomar puentes fronterizos –como hicieron los albicelestes de Chihuahua a mediados de la década de los 80’s-- o a radicar sus protestas por la inequidad de la reciente elección en organismos multilaterales como la ONU o la OEA, cual el neoleonés Pablo Emilio Madero hiciese en su momento.

Lo que ya es un hecho es que el ocupante de Los Pinos ha manifestado hasta el momento en dos ocasiones sus recelos por la compra de sufragios que se achaca al Revolucionario Institucional y a sus candidatos a puestos de elección popular.

Esto es que ya no sólo el candidato presidencial y dirigente de las izquierdas Andrés Manuel López Obrador cuestiona el resultado de los comicios de hace dos domingos, ahora también su contrincante histórico se suma a los reclamos.

Y es que, lo mismo para Calderón que para los militantes del PAN, resultaba suicida el aparecer, otra vez, cual fauna de acompañamiento de los priístas que presumen la victoria. Así lo hicieron desde la misma noche del domingo 1 de julio… pero rectificaron a mediados de la semana anterior, cuando en una entrevista publicada en el periódico de Olegario Vázquez Raña “pidió a las autoridades electorales atender las inconformidades con el proceso electoral, en particular las referentes al uso de recursos indebidos en las campañas, ‘que provocan una desigualdad’.

Ayer apenas, otra vez, en un noticiero matutino de la cadena radiofónica de Edilberto Huesca, el michoacano consideró que las denuncias sobre la compra de votos deben revisarse porque constituyen una práctica inaceptable:

"Es un tema de importancia medular y pienso que no es un tema de magnitudes. Veía una discusión de académicos hace algunos días y decían: "bueno, eso es evidente, puede haber compra de votos, todo mundo compra, seguramente el PRI compró y aquí en el DF seguramente el PRD compró", pero qué tanto afecta el proceso. Yo creo que éste no es asunto de tamaños: me parece que es un vicio de nuestra calidad democrática que tiene que corregirse de inmediato".

Calderón –y con él sus comparsas mediáticos-- llevan años acusando a la oposición lópezobradorista de radicalizar la vida política y de subvertir la estabilidad institucional.

En realidad, es él quien se está radicalizando. Así lo deben entender electores deseosos de una derecha dura y pura con la que identificarse, y que por fin podrían sentirse recompensados tras los últimos doce años de orfandad en los que Fox y el propio actual ocupante de Los Pinos los mantuvieron por su vergonzante alianza con el PRI de la que hoy reniegan.

Me lo dijo ayer una joven priísta: “No tienen madre los panistas. En el 2006 nosotros sí los ayudamos a contener a López Obrador. Hoy, en cambio, ellos se están sumando a las protestas por la compra del voto…”

Y sí. En efecto. Se están radicalizando.

En ello les va la vida no sólo al PAN. Sobre todo a Calderón.

Índice Flamígero: De parte de El Poeta del Nopal –don Alfredo Álvarez Barrón--, dos valiosos y oportunos epigramas. El primero, se intitula “Aprecio por ti: Vestido y alborotado / en una mala jugada, / mi voto sirvió de nada / por torpe e interesado; / creí que me había ganado / mi pasaporte al Nirvana, / dos tarjetas de Soriana / convertidas en migajas, / pues al llegar a las cajas / ¡me dieron pura macana!”. El segundo, “Mea culpa: Yo también vendí mi voto / lo admito con humildad, / me ahorcó la necesidad / y mis pantalones rotos; / pero como buen devoto / al Santo Niño le pido, / contrito y arrepentido / perdón por tan grave ofensa, / pues se acabó la despensa / ¡y sigo igual de jodido!” + + + Pregunta de los 64 millones de francos suizos: ¿En los 145 días que le restan a Felipe Calderón como “Primer Panista del País”, hasta dónde radicalizará a su partido?

AMLO en su laberinto

Atado por el pacto
Deslindes previsibles
FC, el demócrata 0.56

Julio Hernández López / Astillero


Andrés Manuel López Obrador está relativa y circunstancialmente atado de manos. No puede convocar en estos momentos a movilizaciones ni protestas por el evidente fraude electoral en su contra porque fue confinado por presiones de empresarios y televisoras a un espacio de indefensión tramposamente derivado del famoso pacto de civilidad que le arraiga en los procesos jurídicos y le amenaza con guerra propagandística si incumple esos términos y pasa al activismo abierto.

Ese camino de la impugnación institucional llevará tiempo, y en ese proceso podrá suceder que la fuerza de los hechos consolide la instalación ya muy avanzada de Peña Nieto, por encima de lo que sea, o que día a día vayan surgiendo nuevos indicios y pruebas del mencionado fraude y con ello se potencie la protesta social ajena o sin intervención directa del tabasqueño, con desenlaces imprevisibles.

Este jueves deberán completarse los expedientes que llegarán al tribunal federal electoral en espera (poco probable) de que los comicios sean anulados o invalidados. Habrá dos vías de litigio, por si una de ellas falla o es desechada por el tribunal electoral. Una la presentará el equipo de trabajo directamente relacionado con AMLO. Otra la planteará un grupo de abogadas que ha trabajado en el tema de feminicidios juarenses, sobre todo en el caso conocido como Campo Algodonero (por el nombre del paraje donde fueron asesinadas ocho mujeres jóvenes en 2001, http://bit.ly/ceAgme ), lo que les ha dado experiencia en la tramitación de expedientes ante la comisión y la corte interamericanas de derechos humanos.

La sujeción a la maquinaria judicial fue una especie de daño colateral que AMLO debió aceptar, al igual que la conformación de una falsa imagen de unidad con grupos y personajes de la izquierda que ahora han comenzado a tomar distancia de él. A nadie deben sorprender tales reposicionamientos y mucho menos al propio López Obrador. El candado de civilidad le fue impuesto, pero no así la preferencia por la clase política tradicional del PRD, el PT y el Movimiento Ciudadano.

A diferencia de lo que hizo Enrique Alfaro en Jalisco, donde quedó a cuatro puntos de la maquinaria PRI-PRD-UdeG, peleando solamente bajo el membrete del MC, el líder de Morena se apegó a la nomenclatura de Chuchos y Camachos y les dio victorias que para éstos son definitivas y trascendentes, mientras el presunto beneficiado mayor corre el riesgo cierto de quedarse en el camino, junto con sus seguidores personales que en términos generales no alcanzaron ninguna posición de poder: no habrá bancadas legislativas ni siquiera ínfimas de Morena, ni gubernaturas, ni presidencias municipales: todo quedó en las cuentas de los verdaderos triunfadores, los variopintos miembros del camachismo chuchista que sólo espera la conclusión del episodio judicial de AMLO para emprender una labor de remozamiento que podría llevar a la creación de un nuevo partido, tal vez llamado con ironía Movimiento Progresista, cuyo líder real (habrá de verse si también el formal) será Marcelo Ebrard, quien se ha quedado con el dominio casi feudal del Distrito Federal, a través del comisionado Mancera.

Graco Ramírez hizo ayer una demostración tajante de la visión que mantiene ese segmento perredista provisionalmente asociado con AMLO para la contienda presidencial. El virtual gobernador de Morelos no ha sido incongruente ni sorpresivo: siempre ha sostenido una crítica abierta a las maneras políticas de López Obrador, sobre todo en cuanto a la reticencia de éste para aceptar las reglas institucionales y, en especial, para buscar y sostener acuerdos incluso con autoridades emanadas de procesos fraudulentos, como en el caso de Calderón.

Tales acuerdos, sostiene esa izquierda que abrevó en las formas de mercantilización política desarrolladas por Rafael Aguilar Talamantes al frente del Partido Socialista de los Trabajadores, son inteligentemente imprescindibles para darle viabilidad a la fuerza acumulada y evitar que los terceros lugares (el PRI en 2006; el PAN en 2012) ocupen el lugar de los segundos (el PRD en 2006 y, si se confirman los datos oficiales actuales, también en 2012) y hagan alianzas políticas con los ganadores (aunque sean espurios) y así acaben cogobernando.

Esa posición de pragmatismo abierto es compartida por muchos de quienes aparecieron cuando menos en algunos de los templetes de campaña junto a AMLO y ahora no dicen ni una sola palabra sobre lo que está pasando (como los Cárdenas y como el propio Ebrard, afanosamente concentrado en actos y obras de gobierno). Otros, como el mencionado Ramírez Garrido Abreu y el presidente nacional del PRD, Jesús Zambrano, señalan sin ambages que el límite del acompañamiento a la lucha del candidato presidencial de las izquierdas está en los tiempos y las resoluciones judiciales respecto a las impugnaciones por presentar. Dándose la resolución adversa a AMLO y olvidando cualquier pretensión de lucha alterna. Respeto riguroso al sendero jurídico: hasta allí, no más (y a felicitar a EPN y ponerse a las órdenes).

En el revoltijo político, hasta a Felipe Calderón le ha apetecido mostrarse democrático e incluso impugnador. Es probable que hayan surgido obstáculos en el proceso de entendimiento con Peña Nieto, que viene de meses atrás, o que el panista encopetado desee encarecer tales arreglos, así que desde su origen 0.56 se ha considerado con valía para criticar la compra de votos y pedir indagación y castigo, si a éste hubiera lugar.

Y, mientras algunos jóvenes mexicanos pretenden solicitar asilo político simbólico en embajadas, argumentando el temor que les causa la posibilidad de un gobierno presidido por Enrique Peña Nieto, y escuchando por allí que el PRI y el Verde están trabajando en la posibilidad de crear un Partido de los Migrantes, como nueva vertiente de simulación que desemboque en manos mexiquenses... ¡hasta mañana, con la reanudación de la normalidad criminal en Sinaloa, Morelos, Guerrero, Michoacán y Coahuila!

Democracia y $ufragio

Compra de votos: 10%
EPN: escuela salinista

Carlos Fernández-Vega / México SA


Que haiga sido como haiga sido (segunda parte), el tribunal electoral no modificará el resultado de los pasados comicios, y que, háganle como quieran, el candidato copetón despachará en la residencia oficial a partir del próximo primero de diciembre. No importa la compra masiva de votos, el uso de recursos públicos para tal fin, la ilegal participación de los dadivosos gobernadores priístas en este operativo –más los empresarios afines que se mantienen en el anonimato–, la vergonzosa inducción del voto promovida por las casas encuestadoras, ni la penosa actitud de consejeros y lerdas fiscalías especializadas. La decisión se mantiene incólume: el libreto de la fábrica de sueños no admite modificación alguna.

El inquilino de Los Pinos está feliz porque, ante el derrumbe de su gobierno y de su partido, prefirió regresarle los trastes a los tricolores que al Peje candidato, por mucho que de dientes para afuera diga que “es inaceptable que se dé la compra del voto… no es dable aceptar qué tanto es tantito”. Lo mismo sucede con su partido, el PAN que no se come ni da para comer: “a Enrique Peña Nieto no le alcanza la legitimidad para ser el próximo presidente de México, por la ilegal introducción de dinero para la compra y coacción del voto… En caso de que gane, le daría legalidad (pero) la legitimidad no le alcanza todavía con este resultado, por los cuestionamientos que surgen en torno a esta elección, que son muchos”, según las sabias palabras de Gustavo Madero, autodenominado presidente del negocio blanquiazul.

Entonces, de dientes para afuera todos son demócratas y defensores de la legalidad, pero a la hora de los pambazos el único que le ha entrado a la denuncia documentada del nuevo atraco electoral y le ha puesto números es Andrés Manuel López Obrador (rodeado –una vez más– de muchos demócratas de discurso, quienes ya no saben cómo salirse de la jugada para gozar del renovado hueso otorgado por tribus y bandas afines). Y en este contexto, el Peje candidato denuncia que en la elección del primero de julio hubo compra al menos de 5 millones de votos, que no sólo son muchos, sino que su adquisición implica el multimillonario uso de recursos públicos, aportados, entre muchos otros, por los mismos que al tricolor vendieron su sufragio.

Esos 5 millones de votos equivalen, en números cerrados, a 10 por ciento de los sufragios totales emitidos el día de los comicios. Si se prefiere, son representativos de casi 27 por ciento de los oficialmente registrados a favor de Enrique Peña Nieto, o el total de los que recibió en Jalisco (1.33 millones), Veracruz (1.2) y, desde luego, estado de México (2.92), los de mejores resultados para el candidato copetón (en el Distrito Federal obtuvo, oficialmente 1.24 millones). Así, descontada la compra masiva de votos, el susodicho hubiera ocupado la segunda posición en los comicios pasados, al descender de 18.73 millones de votos a 13.73 millones, es decir, alrededor de 2 millones de sufragios por abajo del Peje candidato.

Entonces, una catarata de votos de la mano de un río de dinero. Tomando como ejemplo el caso Soriana (las famosas tarjetas prepagadas) se han documentado pagos de 100, 300, 500, 700, mil y hasta 3 mil pesos, lo que daría un promedio de 933.33 pesos por voto adquirido y un total ponderado de mil 680 millones de pesos sólo por este concepto. El tope impuesto por el IFE para gastos de la campaña presidencial fue de 336 millones de pesos. Pero todo esto no alcanza para anular la elección, o cuando menos reconsiderar el triunfo del candidato copetón, algo que, por lo demás, no está previsto en el libreto original.

¿De dónde salió tanto dinero para el shoping electoral? La única fuente posible para obtener tanto dinero y tan rápido se encuentra en los estados de la República, y en la mayoría de ellos los gobernadores son, casualmente, tricolores. Lo anterior, desde luego, sin olvidar las desinteresadas aportaciones –bajo el agua– de los empresarios de siempre, quienes no apuestan a tal o cual candidato, sino invierten en ellos, porque de cualquier suerte alguno de los participantes resultará oficialmente vencedor en los comicios, y entonces tendrán a quién pasarle la factura, con creces.

Al final de cuentas, nada que sorprenda, nada novedoso, pues Enrique Peña Nieto y su nuevo PRI tienen maestros y escuela en eso de pasar la charola, reunir centavitos extras, utilizarlos donde más convenga y manejarlos por abajo del agua. En este sentido, cómo olvidar aquella Comisión de Financiamiento y Consolidación Patrimonial creada en noviembre de 1987 (un mes después de su destape) por el entonces candidato presidencial Carlos Salinas de Gortari, en el que hizo un coctel de políticos tricolores y empresarios afines para promover el voto y obtener muchos recursos para la campaña electoral, toda vez que el primer aspirante chaparro y pelón (el segundo usa lentes) debió enfrentar a dos sólidos adversarios en los comicios de 1988 (Cuauhtémoc Cárdenas y Manuel Clouthier, Maquío). El resultado es conocido por todos.

En esa comisión, presidida por el empresario Angel Borja Navarrete, el maestro de Peña Nieto reunió, entre otros, a Pablo Alvarez Treviño, Antonio Ariza Cañadilla (Casa Domecq México), Pablo Brener (comprador de Aeroméxico), José Carral Escalante (representante del Bank of America), José González Bailo (presidente de la Canaco), Ricardo González Cornejo (Grupo Industrial Casa, autobuses y autopartes), Antonio Gutiérrez Prieto (Gutsa, la constructora de la Estela de Luz), Eduardo Legorreta Chauvet (Operadora de Bolsa), Antonio Madero Bracho (Grupo San Luis), Enrique Molina Sobrino (uno de los ganones en el salinato), Anuar Name Yapur (textilero), Carlos Peralta Quintero (Grupo IUSA), Isaac Saba Rafoul (Casa Saba, ya fallecido), Fernando Senderos Mestre (Grupo Desc) y Carlos Slim Helú (sin Telmex, todavía).

Seis años después (23 de febrero de 1993), en casa de Antonio Ortiz Mena, el mismo Carlos Salinas organizó su pase de charola entre una treintena de magnates: 25 millones de dólares por cabeza para la campaña de Luis Donaldo Colosio (que terminó beneficiando a Ernesto Zedillo), en medio del encendido discurso de Emilio El Tigre Azcárraga (hemos ganado tanto dinero en los últimos seis años que tenemos una deuda de honor con este gobierno). Pero nada de eso sirvió para cancelar los comicios de 1988 y 1994, como tampoco los de 2006, ni alcanza para los de 2012.

Video: Peña Nieto recibió apoyo del narcotráfico para su campaña

Evangélicos exhiben al PRI: dan pruebas de que les ofreció materiales a cambio del voto masivo por EPN

Linaloe R. Flores

La oferta sonaba clara y atractiva: varilla, cal y cemento para edificar o remodelar templos desde los cuales se pudiera continuar la propagación de su mensaje.

La petición: votos para Enrique Peña Nieto, candidato de la alianza del Partido Revolucionario Institucional (PRI)- Verde Ecologista de México (PVEM) y hoy virtual ganador de los comicios del pasado 1 de julio.

En sus ciudadades o regiones, los líderes de la Iglesia Evangélica sólo tenían que elaborar listas con los nombres de los miembros de sus congregaciones y entregarlas a supuestos representantes del PRI.

Cientos de integrantes de la comunidad evangélica comprometieron su voto a lo largo del país a favor de la coalición que postuló a Enrique Peña Nieto. Pero en la mayoría de los casos, la varilla, la cal y el cemento jamás llegaron. “Coyotes cristianos”, como los llama Óscar Moha, dirigente de la asociación “A favor de la Libertad Religiosa”, penetraron en las congregaciones, los templos o pequeños grupos recién organizados en torno a la fe evangélica.

A una semana de los comicios presidenciales, integrantes de esta Iglesia se quejan de engaño y “faltas al cristianismo”. Calculan que miles de integrantes de sus congregaciones cayeron en “la trampa de la promesas” y entregaron los datos de sus credenciales de elector y lo que es peor, su voto.

“Hubo promesas de material que jamás llegó. Esto se trata de un fraude interno dentro de la fuerza política que postuló a Enrique Peña Nieto”, resume Moha.

La evangélica es una comunidad que de acuerdo con el Censo de Población y Vivienda del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI) ha crecido en forma exponencial a partir de 1990. Ese año, 4.9 por ciento de los encuestados dijo ser integrante de esa Iglesia, para 2000 la cifra era de 5.2 y en 2010, 7.6 por ciento de los mexicanos admitió profesar esa creencia.

LISTAS DE PROMOVIDOS

Como en el caso de las tarjetas sin fondos de la cadena comercial Soriana, los evangélicos decidieron hablar justo porque su voto fue comprometido a cambio de “nada”.

Sin Embargo cuenta con el intercambio de correos electrónicos (se adjuntan bajo este texto) que dan cuenta de cómo una líder evangélica que operó en el Distrito Federal admitió haber entregado a mil 800 “promovidos” (evangélicos que aceptaban que votarían por el candidato priísta) en Puebla e Hidalgo, pero al no recibir el material, decidió denunciar su historia. En los correos, la dirigente narra la promesa de que el día de la elección, mediante una movilización para ir a las casillas, los materiales serían entregados a sus “promovidos”.

En entrevista, la dirigente religiosa indica que una persona que se identificó como Pablo Jaramillo, en nombre del diputado Jorge Rojo, le solicitó las listas de los electores. “Todos los pastores tenían que especificar los nombres de su congregación. Le mandé las listas. Él dijo que enviaría el recurso. Se trataba de cemento, lámina y todo lo que en ese momento necesitaran las iglesias; incluso ofreció laptops. Él me aseguró el miércoles 27 de junio que los recursos habían bajado. Incluso, el coordinador municipal de Tehuacán aseguró que ya habían bajado. Pero me mintió. Es el día que no tenemos nada”, expresa. “Quizá él se quedó con los fondos o éstos jamás llegaron”, recalca ante este sitio digital con la condición del anonimato.

Otro dirigente evangélico aceptó haber entregado listas de “promovidos” al equipo de campaña de la candidata por el PRI a diputada federal por Puebla, Maricarmen García de la Cadena, sin que los beneficiarios hubieran recibido hasta ahora los materiales prometidos. “El día de la votación, fueron por ellos a sus casas para llevarlos a votar con el uso de listas que elaboramos en las iglesias”, abunda este líder.

JALISCO: A CAMBIO DE TRABAJO

De acuerdo con la propia página cibernética del PRI en Jalisco, l a mañana del 18 de junio el candidato de la coalición PRI-PVEM al gobierno de ese estado, Aristóteles Sandoval, se reunió con más de mil integrantes del Consejo Pastoral de Occidente. Este grupo está integrado por cristianos evangélicos.

En nombre de ese consejo, Albino Galván le informó a Aristóteles Sandoval y a varios candidatos a puestos de elección popular que había “47 mil 200 promovidos para los candidatos priístas en todo el estado”, un número reunido por él mismo y que superaba en mucho el objetivo inicial. De hecho, dio cifras para municipios del área conurbada de Guadalajara, según la misma página del partido.

http://www.jaliscoespri.com/contenido/index.php?option=com_content&view=article&id=175&Itemid=152

Pero algunos electores en las listas de Albino Galván revelaron para este sitio digital que este número de “promovidos” se logró a cambio de la oferta de un empleo.

Galván, quien durante la pasada campaña se identificó como empresario, realizó esta oferta a través del proyecto Daniel.

Entregó un formato, pidió datos personales, así como el número de sección electoral.

El formato repartido es el siguiente:



Extraordinario aumento de las ventas de Soriana

Banco de América, involucrado en lavado de dinero
No pagan en Tlalpan

Enrique Galván Ochoa / Dinero


Por una extraña coincidencia, las ventas de Soriana llegaron a niveles extraordinarios el pasado mes de junio. ¿Les dice algo eso? Crecieron 6.5%, dejando atrás a su competidor Chedraui, que registró una alza de 4.5% y de Wal-Mart, con sólo 4%, de acuerdo con analistas de Credit Suisse. De hecho se espera que las ventas del segundo trimestre del año –abril a junio– superen con mucho las del primero. En el primer trimestre tuvo ventas por 24 mil 140 millones de pesos, y una ganancia neta de 932 millones. Han sido los de este año meses muy buenos para Soriana, inclusive superó al líder Wal-Mart. ¿Habrá alguna relación con la elección presidencial? Soriana ha sido relacionada con la emision de monederos electrónicos para canjear por mercancías en sus tiendas, supuestamente pagados por el PRI para favorecer la campaña de Peña Nieto. Directivos de la empresa lo han rechazado tajantemente, pero el equipo del Movimiento Progresista, que postuló a Andrés Manuel López Obrador, está reuniendo pruebas para demostrarlo. Podrían constituir uno de los elementos por los que se exija la anulación de las elecciones. Soriana es una empresa que tiene a la venta una parte de sus acciones en la Bolsa Mexicana de Valores.

Lavado de dinero

El Banco de América tiene una larga historia en México, inició sus operaciones con una oficina de representación en 1954. Hasta fecha reciente poseía una cuarta parte de las acciones de Santander, pero la revendió al propio Santander. Está autorizado para operar en México como grupo financiero, banco y casa de bolsa. De acuerdo con una información publicada por The Wall Street Journal, una banda de traficantes ha venido usando cuentas del Banco de América para lavar dinero procedente del tráfico de drogas, usando como fachada un negocio de caballos de carreras, de acuerdo con una investigación de la Oficina Federal de Investigación (FBI). Es el segundo banco más grande de Estados Unidos. Sus vínculos con el cártel fueron revelados por un agente de la FBI ante una corte federal de Texas el mes pasado. De acuerdo con el agente, el negocio hípico tenía cuentas en sucursales del banco en Charlotte, Nueva Carolina. No existe en el expediente ninguna acusación contra la sucursal del banco en México. Según la declaración del agente de la FBI, el negocio de caballos de carreras era operado por José Treviño Morales, pero la agencia sospecha que sólo es un encubridor, un prestanombres. Treviño Morales es un ciudadano estadunidense que es hermano de uno de los capos de Los Zetas y supuestamente ha venido lavando dinero en cuentas del Banco de América y una cuenta personal separada. El agente de la FBI describe en su declaración jurada que cuando menos una docena de transacciones por más de un millón y medio de dólares fueron depositadas o retiradas de dos cuentas bancarias del Banco de América desde 2009. Ya se está haciendo costumbre que los mexicanos nos enteremos de estos sucesos porque los descubren las autoridades de Estados Unidos o de otro país. Aquí por alguna razón las ocultan con celo.

El PAN no impugnará

El PAN no acompañará a los partidos del Movimiento Progresista en su recurso para impugnar la elección presidencial. Reconoce que no fue lícita, pero es legal. En otras palabras, se siente cómodo en el papel que siempre tuvo antes de sus 12 años de gobierno. ¿Cómo dicen que se llama a esa función?

e@Vox Populi

Asunto: los impuestos de Soriana

En el informe anual de Organización Soriana, tomado de la Bolsa Mexicana de Valores, en la página 73, Balances generales consolidados al 31 de diciembre de 2011 y 2010, se aprecia cómo a finales de 2011 adeudaba 8 mil 275 millones de pesos de impuesto sobre la renta. ¿Esto se lo perdonará el PRI por ayudarlo en la compra de votos?

R: Podría hacer eso y mucho más. Habría que ver también si Soriana ha venido siendo favorecida con un esquema tipo Walmartgate: facilitarle todo para su expansión.

Asunto: no pagan en Tlalpan

A las autoridades de la delegación Tlalpan: Por favor, que ya le paguen al personal contratado como promotores. Según esto, el pago es al mes. Oigan: ya estaremos a 10 de julio, y no hay noticias. De por si es bajo el salario y con tanta demora. El contrato dio inicio el primero de junio; debieron pagar el primero de julio. Y nos acercamos a la caja y los pagadores nos informan que no hay fecha. Qué bueno que el Distrito Federal está en manos del gobierno de izquierda, ¡que si no! Y esta situación ha sido una constante durante los tres años de gobierno de Higinio Chávez.

Promotores de la delegación Tlalpan.

PD: Luego se asustan porque los compas venden su voto por frijoles y sopa.

R: Caray, parece que el paso de Higinio Chávez por Tlalpan está dejando una mala huella. Ha permitido que se levanten construcciones como hongos.

Twitter

Cambio título a Telmex requiere que cumpla con condiciones de acceso y costo a su red, como sucede en el resto del mundo. Estamos MUY lejos.

Paco Gil @FcoGilDiaz

Resulta que fue la prole, tan vilipendiada por la hija de Peña Nieto, la que a la postre daría el triunfo al PRI: http://bit.ly/MV5FCP

@JohnMAckerman

Soriana emprenderá acciones legales contra Ricardo Monreal

Apro

La empresa Soriana anunció hoy que emprenderá acción legal en contra de Ricardo Monreal Ávila, coordinador de la campaña presidencial de Andrés Manuel López Obrador, por involucrar la cadena de supermercados en una presunta operación política, en colusión con el PRI, para comprar votos a favor de Enrique Peña Nieto, en los pasados comicios.

Entrevistado por CNN Expansión, Humberto Fayad Wolff, director comercial corporativo, adelantó que están ponderando incluso la posibilidad de presentar una queja formal ante organismos de derechos humanos.

“Estamos revisando todas las estrategias posibles desde del punto de vista legal, denuncias ante derechos humanos y todo lo que pueda proceder porque estamos muy indignados con una situación que se está manejando a base de mentiras”, dijo.

Fayad Wolff aclaró que de entrada procederán legalmente en contra del exgobernador de Zacatecas.

“No soy abogado, pero de que vamos a tomar todas acciones específicas que se puedan considerar, las vamos a tomar, primero contra el señor Ricardo Monreal, sin duda; estamos analizando cómo ha estado incurriendo en mentiras y calumnias, y por tanto, qué es lo que procede. Primero con él y luego contra quien resulte responsable.

“No vamos a permitir que estás cosas se estén manejando con esa desfachatez, con esa tranquilidad y que no haya consecuencias”, remachó.

El pasado viernes 6, la periodista Carmen Aristegui dio a conocer en su noticiario de MVS Radio documentos que vinculan a los gobernadores de los estados de México, Nuevo león, Coahuila, Sinaloa, Guerrero, así como el municipio mexiquense de Metepec, con la contratación de al menos 5 mil millones de pesos en paquetes de despensas con la Organización Soriana entre 2009 y 2012, de los cuales 4 mil millones fueron gastados por el gobierno del Estado de México. La mayor parte de dichos recursos se ejercieron cuando Peña Nieto estaba al frente del gobierno estatal.

Y ayer López Obrador informó que se compraron 5 millones de votos en la leección, una buena parte de ellos a través de las tarjetas de Soriana.

Peña ganó, pero el proceso estuvo repleto de anomalías: PAN

Apro

“(…) La aceptación de que los votos fueron bien contados no significa que el proceso fue equitativo y ejemplar. Por el contrario, existe evidencia importante de inequidad severa y de faltas graves”, concluyó el PAN en su balance de la elección presidencial.

El presidente de ese partido, Gustavo Madero, advirtió que el proceso electoral se caracterizó por el rebase de topes de campaña, la poca regulación de las aportaciones privadas a los partidos, mecanismos paralelos de financiamiento y compra de votos.

También: la promoción de los candidatos fuera de los tiempos establecidos, la injerencia de los gobiernos estatales y municipales, y la relación poco transparente entre los medios y los partidos.

“El Partido Acción Nacional ha sido el primero en denunciar de manera institucional estos hechos que afectan la equidad de la elección aportando información y pruebas. Seguirá haciéndolo como es su obligación. Por eso, con la misma autoridad moral que nos da el reconocimiento a las instituciones electorales federales, les exigimos que lleven las investigaciones de estos hechos hasta sus últimas consecuencias legales”, expresó el también senador Gustavo Madero.

El presidente de Acción Nacional llamó a la refundación del organismo y adelantó que se hará una evaluación para comprender los malos resultados que tuvo este instituto político, que fue relegado a la tercera fuerza partidista.

Genera polémica en redes sociales la entrevista de EPN con CNN

Jenaro Villamil / Apro

La entrevista que dio el candidato presidencial priista, Enrique Peña Nieto, a la cadena televisiva estadunidense CNN, generó una intensa polémica en redes sociales por las “pausas dramáticas” del político, que fueron criticadas como expresión de sus “limitaciones intelectuales”, de su incapacidad para improvisar sin teleprompter o de su escaso conocimiento del idioma inglés.

En defensa del exgobernador del Estado de México, otros usuarios de las redes sociales señalaron que no se trata de pausas por incapacidad, sino para permitir la traducción simultánea de esta entrevista con Fareed Zakaria, que se trasmitió el pasado sábado 7.

En todo caso, quienes vieron el video a través de Youtube quizá pensaron que se trató de un problema de conexión. No fue así. Peña Nieto dejaba un lapso entre varias frases, mientras argumentaba de esta manera en torno del combate al narcotráfico:

“Personalmente no estoy a favor de legalizar las drogas, no me convence el argumento. Lo que buscamos con esta nueva estrategia es un ajuste de lo que se ha hecho hasta ahora, no un cambio radical”, puntualizó.

Quienes vieron la entrevista a través del link de CNN defendieron al presunto ganador de las elecciones presidenciales, diciendo que no se trataba de apuntador, sino de las pausas para dar tiempo a la traducción simultánea.


“Yo pienso que la traducción y el apuntador es lo de menos…vean la cara de terror de EPN… no está preparado para este papel de presidente”, fue otro de los comentarios que se ventiló en las redes sociales.

El candidato no utilizó telepromter, aclara CNN

Ante las críticas por las vacilaciones de Enrique Peña Nieto durante la entrevista para CNN International, la cadena de televisión aclaró que el candidato presidencial no utilizó telepromter ni fuente de audio alterna, más que la del equipo técnico de la cadena.

En un comunicado de tres párrafos, CNN International ofreció detalles sobre los aspectos técnicos de la entrevista que el exgobernador del Estado de México concedió al periodista Fareed Zakaria.

Aclaró que el virtual candidato ganador fue invitado el domingo 8 en el programa “Fareed Zakaria GPS” y que la entrevista “fue grabada por el equipo de CNN, utilizando equipo técnico de la cadena”.

Explicó que no hubo teleprompter y que Peña Nieto escuchó al presentador mientras hacía las preguntas en inglés desde Nueva York, a través de IFB Interrupted Feedback (transmisor inalámbrico).

“No hubo ninguna otra fuente de audio utilizada. Las respuestas del señor Peña Nieto fueron en español y traducidas al inglés por medio de un traductor para el Dr. Zakaria y para nuestra audiencia internacional que no habla español, y fueron palabras propias del señor Peña Nieto sin asistencia alguna”, puntualizó.

Además, aclaró que no se exigieron condiciones para realizar la entrevista y las preguntas no fueron reveladas con anticipación a Peña Nieto.

Vaticinan organizaciones humanitarias un incremento de la violencia con el regreso del PRI

Gloria Leticia Díaz / Apro

Organizaciones de derechos humanos vaticinaron que el regreso del PRI a la Presidencia de la República no sólo incrementará los niveles de violencia, sino también el número de violaciones a las garantías individuales.

Agrupadas en la Campaña Nacional contra la Desaparición Forzada, 63 organizaciones de derechos humanos nacionales y 13 internacionales consideraron que con Enrique Peña Nieto como presidente se dará continuidad al programa de seguridad de Felipe Calderón, que ha dejado por lo menos “70 mil personas ejecutadas y 10 mil desaparecidas”.

Pero no sólo eso, agregaron, también subeiron de tono las agresiones contra defensoras y defensores de derechos humanos, luchadores sociales y periodistas, y también contra diversos movimientos populares y del pueblo en general.

En un documento difundido este lunes, resaltaron que “por tercera ocasión” se registró “un proceso electoral plagado de irregularidades”, dirigido a imponer “los intereses empresariales e internacionales”.

Luego de señalar que mientras estuvo en el poder “el PRI cometió las más graves y aberrantes prácticas violatorias a los derechos humanos”, las organizaciones humanitarias aseguraron que el exgobernador del Estado de México “no sólo dará continuidad, sino que profundizará la actual política de seguridad del gobierno de Calderón, lo cual significa otros seis años más de una guerra, que en los hechos no es contra la delincuencia , sino que va dirigida en contra del pueblo, sus organizaciones sociales y de derechos humanos, una guerra que ha bañado de sangre al pueblo de mexicano”.

Sin mencionar al general colombiano Oscar Naranjo, a quien Peña Nieto presentó como su asesor en seguridad nacional, las organizaciones civiles advirtieron que de continuar la “política de guerra, bajo el asesoramiento de un extranjero, tendrá como consecuencia para nuestro país el incremento de violaciones a los derechos humanos, entre ellas la desaparición forzada de personas”, delito que, según los registros civiles, creció durante la actual administración panista.

En materia de desaparición forzada, detallaron que de enero de 2011 a febrero de 2012 se documentaron 30 casos entre luchadores sociales. Dicho dato –añadieron– revela que “en solo un año se desaparecieron más defensores de derechos humanos que en los cinco años anteriores, lo cual evidencia que esta práctica, lejos de erradicarse, se incrementa cada vez más ante la impunidad que prevalece en todos los casos”.

Según los organismos, las evidencias sobre la respuesta de los gobiernos priistas a los movimientos sociales son indicadores de lo que podría ocurrir durante la administración de Peña Nieto, quien como gobernador dio el mismo tratamiento que sus correligionarios.

Además, recordaron las masacres de Acteal, Chiapas; Aguas Blancas y El Charco, Guerrero, y las represiones en Atenco, Estado de México, y Los Loxicha, en Oaxaca.

“Fue con el PRI que se instauró en nuestro país la práctica más aberrante y atroz que puede existir: la desaparición forzada de personas como mecanismo para generar terror y para destruir a los movimientos sociales. Fue bajo el gobierno priista, durante el periodo conocido como la guerra sucia, que se cometieron más de mil 500 desapariciones forzadas en contra de luchadores sociales, crímenes que hasta hoy permanecen impunes”, puntualizaron.

Tras reconocer al movimiento estudiantil #Yosoy132, las organizaciones que integran la Campaña Nacional contra la Desaparición Forzada avizoraron “un escenario de mayor violencia y de violaciones a los derechos humanos”, y se pronunciaron por mantener la “justa demanda de presentación con vida de los detenidos-desaparecidos del país y el respeto a los derechos humanos”.

La Campaña Nacional está formada por los comités de Familiares de Detenidos-Desaparecidos “Hasta Encontrarlos”, Monseñor Romero; Cerezo; Familiares y Amigos de Secuestrados, Desaparecidos y Asesinados en Guerrero; Taller de Desarrollo Comunitario, y Federación Latinoamericana de Asociaciones de Familiares de Detenidos-Desaparecidos.

Dichas organizaciones anunciaron que pese a las adversidades que se avecinan con el regreso del PRI al frente del gobierno federal, continuarán su exigencia y brindando apoyo “en lo que se requiera a los movimientos populares, organizaciones sociales y organizaciones de derechos humanos”.

En Soriana la democracia está a precio de supermercado

#YoSoy132: cuando su vida es muy suya

Luis Hernández Navarro

Son cerca de las 12 de la noche. Es martes 3 de julio. En el entronque de Tlalpan y Periférico, en la sede del Instituto Federal Electoral, decenas de jóvenes enseñan a los automovilistas una pancarta en la que se lee: #YoSoy132. México votó. Peña no ganó.

Días antes, el lunes 25 de junio, el movimiento difundió un video en YouTube titulado Seis días para salvar a México, en el que pide a los ciudadanos cambiar al país. Nada más, nada menos.

Allí se afirma: Queda poco tiempo. Este es nuestro pasado, de represión y oscuridad. Pero también es el pasado de un pueblo que lucha y ha tomado las riendas de su destino, #Yosoy132 es heredero de esta historia, y asumimos esta tradición con orgullo y responsabilidad. ¡Es hora de cambiar a México!

Quien se propone salvar a México no es un partido político, sino un movimiento de jóvenes universitarios. No tienen líderes visibles, sino representantes y voceros de sus instituciones educativas electos de manera rotativa. Nacieron antes de las elecciones del 1º de julio, exigiendo la democratización de los medios y cuestionando la pretensión de imponer como presidente de la República a Enrique Peña Nieto. Toman sus decisiones en asambleas.

No dan tregua. Parecen incansables. Cada día, desde hace más de dos meses, toman las calles, realizan asambleas, debaten, reflexionan, organizan conciertos, protestan, denuncian y difunden sus mensajes en las redes sociales, hasta el punto de hacer de sus tuits trending topics.

El miércoles 4 de julio, después de más de ocho horas de discusión, se declararon en rechazo al proceso de imposición del candidato Enrique Peña Nieto para ocupar el cargo de la Presidencia de la República. Rechazaron un proceso electoral viciado de origen, con instituciones deliberadamente incapaces de prevenir y sancionar las incontables anomalías.

El 6 de julio, el movimiento efectuó una manifestación frente a la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) para pugnar por la democratización de los medios de comunicación. Demandaron participar en el proceso de las concesiones. Simultáneamente desmadrosos y serios, los estudiantes ingresaron en la Cofete tocando jaranas e interpretando coplas relativas a la antidemocracia de la telecracia. Finalmente se reunieron con el titular, Eduardo Pérez Motta.

Óscar O’Farrill sintetizó el sentimiento de indignación hacia el poder fáctico del monopolio televisivo existente entre miles de jóvenes: “Lo que más me enoja –dijo al periódico Reforma– es la manipulación que existe en este dupolio; que se pronuncien por un partido, que le hagan toda la campaña a Peña Nieto, al PRI, que no den contenido de valor para la ciudadanía, que le sigan dando atole con el dedo a la gente”.

La energía social y la inventiva que despliega la protesta es viento fresco en el aire viciado de la política nacional. Los universitarios han formulado más de 30 demandas asociadas con la democratización de los medios de comunicación. Un día antes de las elecciones del 1º de julio y un día después miles de jóvenes tomaron las calles de la ciudad de México y de otras urbes. En la capital, miles de vecinos del centro se sumaron espontáneamente a las marchas, indignados por la inequidad del proceso electoral y la coacción y compra de votos en favor de Peña Nieto.

El movimiento sostiene que la información es un derecho y como tal los organismos públicos requieren hacer todas las gestiones necesarias para garantizar que ésta llegue fidedigna y de la manera más veraz posible.

La festiva irreverencia juvenil, su pretensión de cambiar al país sin pedir permiso a los de arriba, ha generado múltiples reproches de comentaristas y políticos que juzgan un despropósito su vocación transformadora y su desobediencia. Como si fueran padres enojones que se meten a las fiestas de sus hijos para reconvenirles por su mal comportamiento, han pasado de los consejos a los regaños y de allí a las calumnias.

De la misma manera en que muchos adultos piensan que la rebeldía de los jóvenes es resultado de la mala influencia de sus amigos y no producto de la conciencia de su propia condición, los comentócratas acusan a los universitarios de estar manipulados por la izquierda electoral. Suponen, en un acto de profundo desprecio e ignorancia, que los estudiantes no son capaces de pensar y decidir por sí mismos.

Pero el movimiento es ajeno a la lógica de acción de partidos y políticos. No se sujeta a ellos, ni a su agenda ni a sus tiempos. Ha definido su propio espacio de intervención y sus demandas. A pesar de su bisoñez, ha demostrado tener enorme madurez. Expresa el gran descontento en un amplio sector de la juventud universitaria con los medios de comunicación electrónicos y con el régimen político.

A quienes pusieron en duda su sobrevivencia pasados los comicios del 1º de julio, les respondieron con un vigoroso plan de acción que se desenvolverá durante las próximas semanas. Ni Enrique Peña ni las televisoras tendrán tregua. De hecho, de tiempo atrás ya habían contestado al cuestionamiento cuando en sus marchas portaban carteles preguntando: Y tú qué harás el 2 de julio? o afirmando: ¡Esto empieza el 2 de julio!

Parte de la prensa se ha dedicado a destacar las diferencias que existen en el movimiento, cuando lo verdaderamente relevante y significativo son las coincidencias que día a día alcanza. Que en una movilización social tan masiva, heterogénea y políticamente ambiciosa se presenten contradicciones es lo más natural del mundo. Lo novedoso es que sus integrantes puedan procesarlas creativamente y mantengan la unidad sobre lo esencial.

Los jóvenes universitarios tienen prisa por cambiar al país. ¿De dónde proviene esa urgencia? De no querer vivir en un país indigno. De no tener tiempo para esperar. Su vida no es fácil, pero es su vida y es muy suya, y es una, y pasa volando.

Milenio distorsiona noticia en más de una ocasión, miente sobre Anonymous y #YoSoy132


¡Y así le hizo Milenio con sus chingadas encuestas, las cambiaban cada que querían de acuerdo a su conveniencia y a la de sus patrones Televisa y Peña Nieto! Que asco de medio de "comunicación"...

¡Gana USD con Neobux, prueba la nueva sección de ENCUESTAS!