loading...

miércoles, junio 11, 2014

Resurge nombre de Gil Díaz en caso Oceanografía

Esto luego de que Amado Yáñez implicó a su socio Martín Díaz Ávarez -supuesto familiar de Gil Díaz- en el presunto fraude contra Banamex.

24 Horas

El nombre del ex secretario de Hacienda, Francisco Gil Díaz, resurgió en la investigación del caso Oceanografía, luego de que el dueño mayoritario de esta empresa, Amado Yáñez Osuna, implicó en el supuesto fraude millonario cometido contra Banamex a Martín Díaz Álvarez, quien se presume cercano al ex funcionario federal.

Martín Díaz Álvarez es el principal socio de Yáez Osuna, y fue señalado por éste como el controlador “posesivo” de las operaciones de Oceanografía y como el responsable de haber conseguido los créditos millonarios ante Banamex, mismos que fueron denunciados como fraudulentos.

“Lo único que sé es que Martín Díaz Álvarez tenía relación con Emilio Granja, José González y Francisco Gil Díaz, ex secretario de Hacienda en el gobierno del presidente Vicente Fox y consejero de Banamex, quien según Martín Díaz Álvarez presumía que era su tío”, dijo Yáñez Osuna en su declaración ante la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO).

“Martín Díaz Álvarez consiguió para Oceanografía el fondeo de la empresa, del capital de trabajo requerido de las operaciones, éste consiguió las líneas de factoraje, las cuales se usarían cediendo los contratos de Pemex y se fondearían con las operaciones de factoraje, por lo que se suscribieron los contratos respectivos.

Desde el pasado 6 de marzo, 24 HORAS publicó que la historia detrás del fraude de Oceanografía tiene un personaje en común, Francisco Gil Díaz, ex secretario de Hacienda.

Él fue miembro del consejo de Banamex-Accival antes de que Vicente Fox lo nombrara parte de su gabinete en el año 2000, y consolidó una relación estrecha con Roberto Hernández, director de Banamex desde su privatización en el gobierno de Ernesto Zedillo hasta su renuncia en 2009.

Ya como secretario, Gil Díaz participó en la venta del banco mexicano al conglomerado estadunidense Citigroup, en una transacción por 12 mil 500 millones de dólares, en la que se dispensó el pago del impuesto sobre la renta –del orden de tres mil millones de dólares-. Esto ocurrió el 21 de mayo de 2001.

En esos años surgió a la luz pública la crisis económica de una empresa que sostenía contratos con Pemex desde 1996: Oceanografía, de Amado y Darío Yáñez Correa, Samuel Yáñez Chaparro, Alberto Duarte Martínez, así como Amado Omar y Carlos Daniel Yáñez Osuna.

Tres meses después, fue el propio Amado Yáñez quien revivió el nombre de Gil Díaz en el caso Oceanografía, pues vincula a su principal socio, Martín Díaz Álvarez,  con el ex secretario de Hacienda de Vicente Fox.

“A partir de que llegó Martín Díaz Álvarez a la empresa, éste manejó directa, celosa y posesivamente las operaciones que Oceanografía realizaba con Banamex”, declaró Yáñez Osuna en la indagatoria UEIORPIFAM/AP/115/2014.

En su declaración, Yáñez Osuna reconoció sólo 480 millones de dólares en créditos de factoraje obtenidos en Banamex, de los cuales, dijo, ejerció 446 millones en distintos momentos. Sin embargo, rechazó que haya presentado documentos falsos.

“Nunca se presentaron facturas falsas de Pemex ante Banamex para acceder al financiamiento… Ningún pago se ha dejado de realizar. Sé que el 29 de enero de 2014 se realizó el último pago a Banamex por ese concepto por un monto de 48 millones 226 mil dólares”, explicó.

loading...