loading...

lunes, junio 09, 2014

Increpan a Peña en España; ‘asesino’, le gritan

Alejandro Gutiérrez / Apro

El presidente Enrique Peña Nieto fue recibido este día por el rey Juan Carlos I de Borbón con todo el protocolo de una visita de Estado, la última en la que el monarca funge como anfitrión tras anunciar su abdicación el pasado lunes 2.

Pero con lo que no contaba el mandatario mexicano fue con la recepción que le dieron manifestantes pertenecientes a distintos grupos de apoyo a las bases zapatistas y a las víctimas de la represión de Atenco. Le gritaron “asesino”, lo responsabilizaron de ordenar la represión de mayo de 2006, le exigieron que ponga fin al acoso en las zonas zapatistas y le dieron la “malvenida”, no la bienvenida.


Además le demandaron la pronta solución al asesinato del “compa Galeano”, un zapatista asesinado en mayo pasado en Chiapas y cuyo nombre adoptó el ahora portavoz del EZLN, como una forma de honrar su memoria.

Los reclamos de los activistas españoles alcanzaron a Peña hasta el evento organizado por el diario El País en el Teatro Real, con el tema “México, reformar para crecer”. Cuando el mandatario mexicano iba a iniciar su intervención, dos jóvenes que se colaron al auditorio, le gritaron “asesino” ante el azoro de empresarios españoles y mexicanos y el ministro de Asuntos Exteriores español, José Manuel García-Margallo.

Antes de que la fuerza pública interviniera y los sacara del recinto, Luis y Beatriz –así se hicieron llamar– alcanzaron a recetarle otro epíteto al presidente mexicano: “Ignorante”. Tres elementos del Estado Mayor Presidencial arroparon al mandatario, mientras unos 10 efectivos de la policía desalojaron a los jóvenes que recordaron la represión de San Salvador Atenco, en donde policías mexiquense abusaron de una decena de jóvenes detenidas.

Luis relató a Apro luego del incidente que fueron llevados a un anexo del teatro donde un militar mexicano, presuntamente del EMP, quiso fotografiarlos, pero ambos se cubrieron el rostro. Lo que sí no pudieron evitar fue la denuncia por alteración del orden público que les costará una multa. Pasada una hora, fueron liberados.

“Protestamos por la grave violación de los derechos humanos en México”, dijo, “porque los periódicos lo ponen como un país ejemplar, y nosotros sabemos que hay cosas magníficas, pero precisamente la política del gobierno económica y en derechos humanos no parece ejemplar”, dijo Luis.

Prosiguió:

“Esa imagen que nos venden como un país modélico no es real, queremos mandar un mensaje de solidaridad los movimientos sociales de México, y al pueblo mexicano que no es como unos quisieran plantear. No es nada contra el pueblo de México”.

En una de las mantas que portaban, se leía: “Peña Nieto Presidente de México ‘malvendido’, represor, corrupto, expoliador”,

Luego del incidente, Peña Nieto abordó el tema de la seguridad y presumió que la comisión de delitos ha disminuido un 25%, aunque también aceptó que es un problema aún no resuelto.

También aseguró que “México es un país que está en transformación” y subrayó que “se ha decidido a cambiar todo aquello que no le permitía crecer”.

El presidente de El País, Juan Luis Cebrián, ofreció una disculpa al mandatario mexicano por el desaguisado.

“Permítame que me disculpe por el incidente al comienzo de su intervención. El presidente Peña Nieto es un demócrata y estamos en una democracia, y en esta democracia nuestra, últimamente proliferan las manifestaciones más o menos populares, algunas no menos queridas por la otra parte, pero nosotros creemos en la democracia participativa y que el presidente de México venció limpiamente en las elecciones democráticas y como tal merece respeto y nuestra adhesión como ciudadanos españoles”, dijo.

El evento fue patrocinado por empresas y bancos con fuerte presencia en México, como Acciona, BBVA, Iberdrola, Indra y Telefónica, así como por Ferrovial que aspira a entrar al país para participar en las licitaciones del Plan Nacional de Infraestructuras de Peña Nieto.

El foro mantuvo un tono en extremo complaciente hacia el gobierno de Peña Nieto, quien se detuvo en explicar las bondades que aseguró tienen sus reformas, impulsadas en este año y medio de gobierno.

Prisa, el grupo que edita el diario español, es uno de los consorcios que, junto con el empresario mexicano Roberto Alcántara (Immmsa) y los hermanos Luis y Anuar Maccise (Grupo MacMedia), buscan participar en la apertura de dos cadenas de televisión abierta que licitará el gobierno de Peña Nieto.

En su intervención, el mandatario mexicano sostuvo: “Muchas de las reformas se habían postergado durante décadas y ahora se ha decidido abordar temas que parecían intocables. Es propio de una democracia madura”, apuntó.

Al igual que su secretario de Hacienda, Luis Videgaray, aludió que el llamado Pacto por México estuvo inspirado en los Pactos de la Moncloa que España alcanzó para iniciar el proceso de transición democrática.

Juan Luis Cebrián le dijo al presidente mexicano que “igual que los pactos por México se inspiraron en los Pactos de la Moncloa” le recomendará a los políticos españoles que ahora ellos se inspiren en los pactos por México para conseguir nuevos acuerdos.

En su intervención, Videgaray resaltó que las reformas estructurales harán que la economía de México salga del lento crecimiento que le mantienen estancado.

En la tarde, Peña Nieto recibió las llaves de Madrid en el ayuntamiento de esa ciudad, que le entregó la alcaldesa Ana Botella.

Y en la última actividad del día, participó en la cena de Estado que le ofreció el rey Juan Carlos en el Palacio Real, en la Plaza de Oriente, donde el mandatario mexicano brindó por el rey Juan Carlos, por haber encabezado el proceso de transición de los españoles y ser un factor de unidad.

Durante el día, el monarca impuso a Peña Nieto el Collar de la Orden de Isabel la Católica, la segunda distinción en importancia que concede el gobierno español. A su esposa, Angélica Rivera, le otorgaron la Gran Cruz de la misma orden.
loading...