loading...

martes, junio 04, 2013

Góngora Pimentel ofrece excarcelación a su expareja

MÉXICO, D.F. (apro).- El expresidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Genaro David Góngora Pimentel, ofreció desistirse de la acción penal que mantiene contra Ana María Orozco Castillo, la mujer con la cual procreó dos hijos y quien desde mayo de 2012 se encuentra en la cárcel de Santa Martha Acatitla, acusada de fraude.

De acuerdo con información difundida esta mañana por Carmen Aristegui en Noticias MVS, dos abogados del exministro se entrevistaron con Orozco Castillo para plantearle, entre otros asuntos, su excarcelación y un aumento de la pensión alimenticia para sus hijos David e Ulises.

La reunión con los dos abogados –cuyos nombres no fueron revelados– y la expareja de Góngora Pimentel versó sobre cuatro aspectos, entre ellos promover la excarcelación de Orozco Castillo, desistiéndose de la acción penal, y dejarle la guardia y custodia de David y Ulises.

Asimismo, incrementar el monto de la pensión alimenticia, reducida luego de una apelación del exministro, y el desistimiento de la apelación que interpuso la mujer después de que se redujera la pensión a sus hijos, por petición de Góngora, quien se negó a destinar 35% de su sueldo a los menores.

No obstante, sigue en pie una práctica de psicología a los dos menores, que se les aplicará el próximo 14 de junio, por un presunto maltrato familiar.

El pasado 24 de mayo, el expresidente de la SCJN envió una carta a Carmen Aristegui en la que ofreció una disculpa a su expareja, familia e hijos, “si en algo les he fallado”, pero también se defendió de las acusaciones de Orozco Castillo, quien aseguró que el exministro utilizó su influencia con los jueces para encarcelarla el año pasado por un presunto fraude, luego de que ésta presentara una demanda de pensión alimenticia para sus dos hijos, la cual impugnó.

“Reconozco que me dejé llevar por mis emociones de desconcierto”, indicó Góngora en la misiva, en referencia a una “situación que en ese momento mis hijos vivían al lado de su señora madre”.

No obstante, sostuvo que jamás ha faltado a su deber de padre y siempre ha estado pendiente de las necesidades de sus hijos.

Además, aseguró que apoyará a la autoridad ministerial “para que en el momento procesal oportuno, Ana María se reincorpore al hogar con nuestros hijos y les brinde toda la atención, el amor, el cariño y comprensión que ellos se merecen”.

Añadió:

“Dicen que las cosas pasan por algo y esta experiencia sin duda trajo enseñanzas para ambos padres, me refiero a Ana María y a mí. Es bueno examinar el pasado rubro por rubro, y no llorarse las mentiras sino contarse las verdades –como decía el gran Mario Benedetti”.

Ese mismo día Ana María Orozco aceptó las disculpas del exministro.

“Acepto sus disculpas, me da gusto que reaccione favorablemente”, dijo vía telefónica en la primera emisión de Noticias MVS, desde el penal de Santa Martha Acatitla, donde se encuentra recluida desde el año pasado por un presunto fraude del que la acusó Góngora, tras poner a su nombre la casa que el exministro dio a sus dos hijos.
Orozco Castillo manifestó a estar dispuesta a tener “buena comunicación y armonía” con Góngora Pimentel, en beneficio de David y Ulises.

“Probablemente Genaro y yo lleguemos a un buen acuerdo“, dijo esa mañana, pero advirtió que eso no indicaba que no existieron “irregularidades fuertes” de funcionarios públicos, en referencia a un presunto tráfico de influencias.
loading...