loading...

miércoles, febrero 06, 2013

The Guardian’ se desdice y se disculpa por vincular a Peña con Televisa

Proceso

El diario inglés The Guardian emitió este martes un comunicado conjunto con Televisa en el que se disculpa por una serie de publicaciones que aseguraban que la televisora apoyó a Enrique Peña Nieto en su carrera por la presidencia de la República.

Semanas antes de los comicios de 2012, el periódico publicó que Televisa vendió un plan de acción a Peña Nieto para posicionarlo en sus programas de noticias y de espectáculos, al mismo tiempo que pactó con Vicente Fox en 2006 para atacar a Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial en ese año, a través de programas como El Privilegio de Mandar.

En un extenso reportaje, firmado por Jo Tuckman, se afirmó que ambas estrategias fueron ideadas por Alejandro Quintero, vicepresidente de Comercialización de Televisa, a través de su empresa “pantalla” o broker, denominada Radar Servicios Especializados, tal como lo había documentado Proceso desde octubre de 2005, cuando se dio a conocer el “Plan de Acción 2005-2006” para encumbrar a Peña Nieto, a cambio de un convenio por 693 millones de pesos por ese primer año.

El reportaje también confirmó que fue Yessica Delamadrid, a nombre de Radar Servicios Especializados, la responsable de ambas operaciones. The Guardian destacó que Delamadrid era amante de Peña Nieto en ese entonces. Ella tuvo un hijo con el exgobernador mexiquense que falleció a los meses de haber nacido, tal como ya reconoció el aspirante presidencial del PRI.

Posteriormente The Guardian publicó cinco documentos que utilizó en su reportaje. Se trataba de cinco hojas sin membretes ni firmas. El diario reconoció en aquel entonces que no pudo comprobar la originalidad de los documentos, aunque explicó que, al corroborar lo publicado con el trabajo de campo, se llegó a la conclusión de que la información coincidía.

Los documentos publicados precisaban los pagos de Peña Nieto a Televisa por concepto de diferentes servicios de publicidad, que incluían spots, notas, tiempo en televisión y publireportajes.

Días después, el periódico británico asestó otro golpe contra el entonces candidato del PRI a la presidencia de la República: “Es un hecho que Televisa lo respalda”, reveló el diario basándose en un reporte del sitio de filtraciones diplomáticas Wikileaks.

“Es un hecho ampliamente aceptado, por ejemplo, que el monopolio de la televisión Televisa respalda al gobernador y le proporciona una extraordinaria cantidad de tiempo de emisión y otros tipos de cobertura”, indicó The Guardian basado en el cable diplomático.

Los funcionarios de Estados Unidos sospechan que Peña Nieto paga a medios y encuestadoras para influir en los resultados de las elecciones de julio próximo.

The Guardian advirtió esos días que ningún político quiere enfrentarse al poder de las televisoras debido a que les resulta desfavorable en términos electorales.

Sin embargo, este martes en un comunicado con los logotipos de ambas empresas, el periódico británico señala que acordó resolver amistosamente sus diferencias con Televisa.

En el documento se indica que desde un principio The Guardian aceptó que no fue posible confirmar la autenticidad de los documentos recibidos. La autenticidad de dicho documento fue cuestionada por algunos sectores de la prensa mexicana y desmentido públicamente por Televisa.

“No obstante, The Guardian pensó que sus artículos planteaban una cuestión de interés público sobre la relación entre Televisa (como la principal empresa radiodifusora de México) y algunos candidatos a puestos de elección. The Guardian publicó los artículos de buena fe en base al material proporcionado por su fuente confidencial”, agrega el comunicado.

Comunicado completo

Boletín de prensa

No. T014

5 de febrero de 2013

GRUPO TELEVISA S.A.B (una empresa constituida bajo las leyes mexicanas)

- y -

GUARDIAN NEWS AND MEDIA LIMITED

Televisa es la compañía de medios de comunicación más grande en el mundo de habla hispana (con base en capitalización de mercado) y es uno de los principales participantes en la industria de entretenimiento a nivel mundial. Las actividades del Grupo incluyen la transmisión de señales de radio y televisión (terrestre, por cable y satelital), así como la producción y distribución internacional de programas de televisión, películas y revistas. De hecho, Televisa es líder en la producción de programas en español en el mundo. Además, como la principal televisora de México, Televisa opera cuatro canales nacionales de televisión abierta.

The Guardian es uno de los principales periódicos de Gran Bretaña y llega a un número importante de lectores en el mundo a través de sus ediciones en línea en www.guardian.co.uk y www.guardiannews.com. Es el quinto diario más leído en la web y su periodismo de investigación y cobertura internacional le han concedido una reputación global.

A partir del 7 de junio de 2012, un mes previo a la competida elección presidencial en México, The Guardian publicó una serie de artículos centrados en acusaciones contra Televisa derivadas de documentos proporcionados por una fuente confidencial en México.

Desde un principio, The Guardian aceptó que no fue posible confirmar la autenticidad de los documentos recibidos. Uno de estos documentos ya había sido publicado en 2005 por un periodista mexicano. La autenticidad de dicho documento fue cuestionada por algunos sectores de la prensa mexicana y desmentido públicamente por Televisa.

No obstante, The Guardian pensó que sus artículos planteaban una cuestión de interés público sobre la relación entre Televisa (como la principal empresa radiodifusora de México) y algunos candidatos a puestos de elección. The Guardian publicó los artículos de buena fe en base al material proporcionado por su fuente confidencial.

En particular, los artículos de The Guardian levantaron (entre otras) sospechas de que en 2005, Televisa había vendido cobertura informativa a algunos partidos políticos y candidatos.

Dada la coyuntura, semanas antes de la elección presidencial de 2012, estas acusaciones fueron ampliamente retomadas -y generaron controversia- en México. Las acusaciones de parcialidad informativa hechas por The Guardian fueron remitidas al Instituto Federal Electoral (IFE) como parte de una amplia queja promovida por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), el partido político de uno de los principales contendientes a la presidencia.

Desde el principio, Televisa negó pública y tajantemente las acusaciones de sesgo informativo. También negó la autenticidad de los documentos poseídos por The Guardian. Bajo estas acusaciones, Televisa definió que no tenía más opción que presentar formalmente una demanda legal en contra de The Guardian.

El 16 de agosto de 2012, el IFE declaró infundada la queja del PRD. La apelación en contra de dicha resolución fue desechada por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) el 28 de agosto de 2012. The Guardian acepta que tanto el IFE como el TEPJF resolvieron que las acusaciones hechas por el PRD sobre supuesto sesgo informativo en la cobertura de Televisa del 2005 al 2012, fueron declaradas sin fundamento.

The Guardian reconoce la preocupación de que sus artículos hayan sido interpretados (especialmente en México) como si Televisa fuera culpable de una conducta indebida. The Guardian no tuvo la intención de sugerir que estos documentos constituían una prueba concluyente de parcialidad o sesgo informativo por parte de Televisa. The Guardian reconoce que Televisa y sus periodistas buscan mantener los más altos estándares editoriales y comprende que lo publicado haya causado profunda molestia.

The Guardian acepta que las autoridades electorales resolvieron que la cobertura televisiva de Grupo Televisa cumplió con las estrictas normas electorales mexicanas y neutralidad política. En consecuencia, The Guardian aclara gustosamente cualquier involuntario malentendido.

The Guardian y Televisa han acordado resolver amistosamente sus diferencias sobre la base de esta declaración conjunta.
loading...