loading...

martes, febrero 19, 2013

Otra herencia de Granier: se ‘esfuman’ mil 300 mdp de la Secretaría de Salud

Armando Guzmán / Apro

En la Secretaría de Salud (SSA) de Tabasco se han detectado desvíos por mil 300 millones de pesos, 200 millones del presupuesto estatal y mil 100 millones que la federación envió, mismos que nunca ingresaron a las arcas de la dependencia, denunció Liborio Correa López, coordinador de Administración y Finanzas de la dependencia.

Por su lado, el secretario de Planeación y Finanzas (Seplafin), Víctor Manuel Lamoyi Bocanegra, reveló que, hasta ahora, la deuda pública de Tabasco suma ya más de 15 mil millones de pesos.

Correa adelantó que por la desaparición de los mil 300 millones de pesos promoverán procedimientos legales en contra de los extitulares de la SSA, Luis Felipe Graham Zapata y Carlos de la Cruz Alcudia, así como del exdirector Administrativo, Adalberto Vázquez Gómez.

“Cada quien será responsable de la parte que les corresponde, incluidos sus administradores”, sentenció Correa López, quien anunció que se solicitará una auditoría especial para analizar a fondo los desvíos financieros en la SSA.

Lamoyi Bocanegra explicó, a su vez, que entre la deuda pública de largo plazo, más otros pasivos con la federación y proveedores, el monto supera ya 15 mil millones de pesos, 5 mil más de los 10 mil millones que el exgobernador Andrés Granier Melo aseguró que era la deuda del estado.

Dijo que esta información se tendrá que presentar al Congreso del estado a más tardar el 20 de febrero, en apego a lo establecido en la Ley de Ingresos y, posteriormente, se informará a los tabasqueños sobre cómo se encontraron las finanzas del estado, mientras que la  Secretaría de la Contraloría se encargará de los procesos administrativos y penales que se desprendan de esta situación.

“La Secretaría de Finanzas está revisando el monto de los pasivos y cuál es la situación de las finanzas públicas; Contraloría se encargará de lo demás”, manifestó.

Asimismo, indicó que para afrontar la difícil situación económica que vive Tabasco, en breve el gobernador Arturo Núñez emitirá un decreto de austeridad que buscará contener gasto superfluo en la administración pública.

Aseguró que no se prevé adquirir otro empréstito, sino incrementar los ingresos a través de una mejor recaudación, pero sin aumentar  impuestos a los tabasqueños.

“La situación no está para aumentar gravámenes”, dijo y estimó que para el ejercicio 2013 se espera recaudar alrededor de 3 mil millones de pesos en impuestos.

Informó que el pasado fin de semana se reunió con funcionarios de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) en la Ciudad de México, donde planteó algunas necesidades de Tabasco, a efecto de que empiecen a bajar los recursos federales al estado.

En ese sentido, observó que la SHCP ya publicó las reglas de operación de varios fondos del Ramo 23 –entre ellos, el Fondo Metropolitano–, “y justamente estamos trabajando con Hacienda para que Tabasco sea de los primeros estados en acceder a los recursos”, enfatizó.
loading...