loading...

sábado, diciembre 15, 2012

Tiran busto de Juan Camilo Mouriño en Campeche; en su lugar ponen una cabeza de cerdo

Rosa Santana / Proceso

Integrantes del Frente Campesino Independiente Emiliano Zapata (Freciez) derribaron hoy el busto del exsecretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño Terrazo, que se encuentra desde 2008 en el Paseo de los Héroes.
Los campesinos justificaron su acción con el argumento de que se trata de un monumento a la “corrupción”, el “latrocinio” y la “impunidad”.

En el pedestal, los manifestantes colocaron una cabeza de cerdo y comenzaron a bailar una danza regional, al mismo tiempo que gritaban “fuera los gachupines”.

La singular protesta, que formó parte de la conmemoración del 125 aniversario del asesinato del caudillo maya Jacinto Canek, bajó de intensidad cuando elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP) llegaron hasta la plaza y amagaron con detener a los agresores, entre ellos a Luis Antonio Che Cu, líder del FRECIEZ.


En el pedestal, los campesinos escribieron con aerosol la siguiente leyenda: “¡Viva Jacinto Canek”.

Durante la protesta, Che Cu dijo que llevan cuatro años de trámites burocráticos y manifestaciones para pedir a las autoridades que retiren el busto. ,”Este español nada hizo por Campeche, y su monumento sólo representa el saqueo, la corrupción y la impunidad”.

Prosiguió:

“Él no puede ser considerado un héroe. Él nada hizo por Campeche. Lo único que nos pueden decir de él es que desde los cargos públicos que alcanzó sólo los utilizó para que se beneficiaran él, su familia y sus amigos con contratos ilícitos y saqueos a los recursos del pueblo.

“En cambio, los indígenas que a lo largo de la historia han luchado y dado sus vidas por esta nación, están en el olvido. Por eso hoy queremos reivindicar a Jacinto Canek, un verdadero héroe campechano, en el aniversario de su asesinato, ordenado por la casta divina que hoy, a 251 años de ese suceso, sigue en el poder”.

Posteriormente, los campesinos, quienes desde hace varios años demandan la regularización de sus tierras, cargaron el busto de Mouriño, lo arrojaron en la cama de una camioneta y lo fueron a dejar al patio central del palacio municipal.

Desde ese lugar, exigieron a la alcaldesa, la priista Ana Martha Escalante Castillo, cuñada de Juan Camilo Mouriño (cuya viuda, María de los Ángeles, preside el DIF municipal), que retiren su monumento y en su lugar erijan uno en honor al campechano José Cecilio de los Santos Uc, más conocido como Jacinto Canek, quien en 1761 fue asesinado en la plaza pública de Mérida tras encabezar un alzamiento indígena contra el dominio español.

Los campesinos, que en los últimos cuatro años han arrojado huevos y hasta sangre de puerco en el monumento exigiendo su retiro, advirtieron que si lo reinstalan lo volverán a derribar cuantas veces sea necesario.

Y advirtió que tomarán otras acciones para exigir a la autoridad cambien el nombre del fallecido político y empresario a las avenidas y calles que lo llevan, “porque es un insulto para los campechanos”.

A pesar de las amenazas de los campesinos, el secretario del Ayuntamiento, Román Moreno, dijo que el busto se reinstalará en su pedestal del Paseo de los Héroes.

Enterada de la noticia, la madre de Juan Camilo Mouriño, María de los Ángeles Terrazo Blanco escribió en sitio de Facebook:

“Estoy esperando la respuesta de las autoridades, no quiero que vuelvan a colocar el busto, quiero que se haga justicia. ¿Puede cualquiera tirar mobiliario de la ciudad y no pasa nada? No le demos motivo a los ches cus para seguir violando la ley, no necesitamos la familia Mouriño ningún busto nuestro hijo es y será lo mejor que nos ha pasado en la vida y no necesitamos nada para recordarlo”.

En tanto, en conferencia de prensa, la cúpula panista estatal exigió al gobernador Fernando Ortega Bernés, a la Secretaría de Seguridad Pública estatal y a la Procuraduría General de Justicia del Estado proceder legalmente contra Che Cu e investigar “quién está detrás de él en estos actos vandálicos”.

Eduardo Romero García, secretario general de la directiva estatal del PAN, arremetió contra el “seudolíder Che Cu”, de quien dijo “sigue incurriendo en actos vandálicos, sin que ninguna autoridad ejerza control, es verdaderamente lamentable y vergonzoso que siga pasando por alto las fechorías que este delincuente y quisiéramos saber quién está detrás de estos actos”.

También pidió al ayuntamiento que presente una denuncia penal en contra Che Cu y sus seguidores por el daño que causó “al patrimonio municipal, a la imagen urbana y el orden público”.

“Exigimos a las autoridades de Secretaría de Seguridad Pública, que despierten, que actúen cuando deben de actuar porque simplemente se limitan a ser simples espectadores, y esa no es la función de las autoridades que deben de velar por la seguridad de los campechanos”, añadió.

Y demandó que “se aplique la ley de una vez por todas, que despierten las autoridades de seguridad, la ciudadanía está cansada de que solo se ejerza el poder y la autoridad para unos, y no para todos por igual”, porque, dijo, “es lamentable que un vándalo actúe en contra de una persona que trabajó por Campeche y por los campechanos”.

Recordó que el 30 de noviembre de 2009 el PAN presentó una denuncia contra Che Cu, que entonces también atacó el monumento, por daños en propiedad ajena, alteración de la imagen urbana y el orden público, “sin que hasta el momento se haya ejercido acción penal en contra de dicho sujeto”.

“El busto fue colocado por el gobernador Fernando Ortega Bernés, mismo que tiene la obligación y facultad de salvaguardar el orden público y monumentos del estado”, señaló, e insistió:

“Exigimos al gobernador que se aplique la ley, de no hacerlo será cómplice por ser omiso en la impartición de justicia y garantizar el estado de derecho dentro del estado”.

Sostuvo que no se dan por satisfechos con que el ayuntamiento reinstale el busto, “¡por supuesto que no!, creo que ningún campechano está satisfecho con que se reinstale y queden impune los actos vandálicos”.

“Exigimos todo el peso de la ley para quienes lo realizaron”, dijo, y aunque añadió que resulta sospechoso que la autoridad haya presenciado los hechos y no haya actuado contra los responsables, evadió decir de quién se sospecha.

Por su parte, el coordinador de la bancada panista en el Congreso local, reconoció que no acudió a la comparecencia del secretario de Obras Públicas, Jorge Luis González Curi, programada para hoy en el Congreso local, con motivo de las negociaciones para el presupuesto 2013, por acudir a la conferencia de prensa del PAN.

Recordó que recientemente la bancada panista exigió en la tribuna legislativa a las autoridades proceder contra el líder campesino, que en esa ocasión había sitiado el palacio federal, y “nuevamente vuelve a ocurrir un hecho que afecta, no a los panistas como a veces se quiere dar a entender, no es el monumento o el busto de Juan Camilo Mouriño”.

“Este tipo de atropellos afecta a muchos a campechanos que seguramente estuvieron cerca el día de hoy, y seguramente tuvieron temor de lo que estaba ocurriendo. Esto es un delito”, opinó.

Y lamentó “que la autoridad no actúe”.

–Che Cu argumentó que ese busto es un monumento al latrocinio, la corrupción y la impunidad…, inquirió la corresponsal.

–Él no tiene ninguna autoridad para destruir eso, Che Cu no tiene ninguna autoridad, no es nada como para decir si es o no es eso…”, intervino ofuscada la exdiputada federal Nelly Márquez Zapata, quien fue coordinadora de campaña de Felipe Calderón y de Josefina Vázquez Mota en el estado.

“Ó sea, una autoridad, con permiso y de acuerdo con el señor gobernador, se instaló ese busto, y obviamente con la autoridad municipal, y hoy viene y dice…, ósea que cualquier ciudadano puede venir a decir… cual o tal persona, o apellido… es delincuente o es ladrón que cometió un acto, y por eso van a quitar un monumento. ¡Me parece que no tiene bases el ciudadano Che Cu!”, añadió.

“Además ahí estaba la policía en ese momento, debieron haberlo detenido, investigar y ver qué es lo que estaba pasando. Entonces sí hay complicidad con la autoridad de seguridad en estos actos y da mucho que pensar”, prosiguió enojada.

“De quién, yo no sería capaz de decir quién, pero hay que investigarlo. Ahí estaba la autoridad”, insistió, y arremetió:

“Entonces yo voy ahorita y destruyo el monumento a Colosio o hago en la avenida Colosio ¿y no me va a pasar nada?”

Esta noche la directiva panista acudió a la PGJE a interponer otra denuncia formal en contra de Che Cu y sus seguidores.

(Con un video Juan Manuel Herrera)
loading...