loading...

viernes, diciembre 07, 2012

Sin zanjar diferencias, paristas liberan planteles de la UACM

Apro

La entrega de los cinco planteles de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) –falta la Unidad Administrativa– se vio empañada por las pugnas entre los consejeros que apoyaron el paro y los afines a la rectora Esther Orozco.

Estos últimos reprocharon a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) que avalara la sesión realizada el pasado 29 de noviembre en el Museo de la Ciudad de México, y afirmaron que el único Tercer Consejo Universitario legalmente reconocido es el instalado el pasado 22 de agosto.

Al mediodía de este viernes miembros del Consejo Estudiantil en Lucha (CEL) iniciaron la entrega de formal de instalaciones, luego de 101 días de paro, con el plantel San Lorenzo Tezonco. Ahí estuvieron presentes funcionarios del Gobierno del Distrito Federal, diputados locales, representantes de la Comisión de Derechos Humanos (CDHDF) y consejeros universitarios que apoyaron el paro.

Tras un recorrido por las instalaciones, al que no se permitió la entrada de los medios de comunicación, la comisión de coadyuvantes en el proceso de entrega-recepción determinó que hay condiciones para que se reanuden las clases el próximo lunes en todos los campus de la institución.

Manuel Granados, presidente de la ALDF, quien estuvo a la cabeza de la comisión, aseguró que no se encontraron mayores desperfectos en los salones del plantel, sólo detalles propios del paso del tiempo.

Asimismo, consideró que el plantel está en condiciones aptas para recibir a los cinco mil alumnos que, dijo, cursarán el resto del semestre del 10 de diciembre al 22 de febrero de 2013.

No obstante, en un comunicado, la rectoría de la UACM informó a la comunidad universitaria que tendrá que esperar a que se emita el aviso oficial para la reanudación de labores una vez que haya condiciones adecuadas para ello.

Después de San Lorenzo Tezonco, fue liberado el plantel Centro Histórico, luego Cuautepec, Del Valle y Casa Libertad. Sólo quedó pendiente la entrega de la sede administrativa ubicada en Eugenia y División del Norte.

Los planteles quedaron bajo resguardo de cada coordinador, conforme a la normatividad de la UACM.

En un comunicado, la rectoría informó que en los próximos días se rehabilitarán los espacios para que la comunidad universitaria –integrada por 14 mil 900 estudiantes y mil 810 trabajadores–, se reincorporen a sus actividades “a la brevedad posible” para lo que, confirmó, se emitirá un anuncio oficial próximamente.

Celebró que finalmente se hayan reabierto los planteles “luego de más de tres meses de numerosas negociaciones”, en las que participaron el GDF, la ALDF y la CDHDF.

Y conminó al grupo que mantiene tomada la sede administrativa a entregarla en las próximas horas, “a fin de reanudar completamente las actividades universitarias” al tiempo que llamó a la comunidad universitaria a “asumir los retos que vienen por delante hacia el fortalecimiento de nuestra universidad”.

Por separado, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera consideró una buena noticia la reapertura de planteles de la UACM y afirmó que su gobierno seguirá siendo respetuoso de la autonomía universitaria.

Sin embargo, en otro comunicado, miembros del Tercer Consejo Universitario afines a la rectoría denunciaron la “flagrante violación” de la autonomía universitaria por parte de “algunos legisladores” que avalaron las acciones de “un grupo de profesores y consejeros paristas que se autodenominan ‘Consejo Universitario legítimamente instalado el día 29 de noviembre’ en el Museo de la Ciudad de México”.

Afirmaron que con esa acción se pretende “imponer y someter a la comunidad universitaria a un Consejo, no solo ilegal, sino inexistente en la normatividad de la UACM y con lo que se estarían usurpando las atribuciones del Máximo Órgano de Gobierno” de la institución.

En el comunicado sostuvieron que la ley de la UACM establece “categóricamente” la existencia de un único Consejo Universitario, “el cual fue legalmente instalado el 22 de agosto de 2012”.

Por ello, expresaron su rechazo a la participación de “autoridades externas” a la Universidad que “avalan actos carentes de toda legalidad y que minimizan la solución del conflicto a la sola recuperación de los planteles, con lo que parece ignorarse que la raíz del conflicto es la falta de normatividad” en la institución.

Los consejeros rechazaron la posibilidad de “acatar ‘acuerdos’ emitidos por el grupo de Consejeros paristas que de manera ilegal han sesionado a partir de la noche del 29 de noviembre a la fecha, pretendiendo que sean asumidos por los miembros de nuestra universidad y en especial por la administración”.
loading...