loading...

miércoles, diciembre 05, 2012

Pintor cancela su Facebook ante polémica por retrato de Calderón

Apro

Dos días después de que Felipe Calderón entregó la banda presidencial a Enrique Peña Nieto en el Congreso, el pintor español Santiago Carbonell escribió en su página de Facebook algunos comentarios personales sobre su más reciente obra artística: el retrato del último inquilino de Los Pinos que actualmente luce en la Galería de los Presidentes de Palacio Nacional.

Sin embargo, el texto que subió a la red social y que provocó inmediatas reacciones desapareció 19 horas más tarde sin ninguna explicación.

He aquí algo de lo que escribió el artista, quien radica en la ciudad de Querétaro desde hace 15 años, y antes vivió en Guayaquil, Ecuador.


“Muchas veces como artista, tienes que hacer cosas que a lo mejor no son muy de tu agrado, y te cuestan mucho. Otras amorosas que fluyen sin fatigas. Son los gajes del oficio. Realizar tu trabajo con tu mejor esfuerzo y la mayor honestidad.

“Que quede claro que pintar a alguien, no es ensalzarlo (de eso sabia Goya un rato). Pintar no es mas que embadurnar color sobre una superficie.

“El pensamiento político de un artista es mejor adornarlo con la palabra, que es mas clara y precisa.

“Siempre pensé que los retratos de gobernantes es un atavismo monárquico, un poco reñido con el ideal republicano, pero aun así hay tradiciones que perviven sin que nadie se detenga a preguntarse el porqué de ello. Este es el caso del retrato de los presidentes de México que adornan Palacio Nacional. En este caso me toco a mi pintarlo”.

Calderón develó la pintura el último día de su gestión, el pasado 30 de noviembre en la Galería de los Presidentes de Palacio Nacional, fundada por Manuel Ávila Camacho en 1945. El cuadro tuvo un costo de 754 mil pesos, según el Portal de Obligaciones de Transparencia del Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos (IFAI).

Antes de bajar su página, Carbonell explicó los detalles de la composición, desconocidas al menos hasta el lunes por el propio Calderón.

Además de las líneas y claroscuros que pintó con la intención de destacar el rostro del expresidente sobre “grandes sombras que van cayendo y armonizando el cuadro”, explicó los simbolismos que plasmó en el lienzo:

“En la parte izquierda de el cuadro, en la zona de sombra se dibuja la vertical de una puerta semiabierta, (la puerta trasera ¿de entrada o de salida?..) Sobre la pared de fondo hacia la derecha, un poco ajada, cuelga con clavo solitario. Por encima una estampa recién desdoblada de un paisaje reseco y triste, adornado con un melancólico generador de energía eólica.

“En primer plano en el pedestal, diseñado originalmente en el tiempo de Porfirio Díaz, destaca el numero 200(Bicentenario) En su parte inferior apenas visible una hilera de hormiguitas recorren hambrientas su camino en busca de unas migas de pan caídas al azar (Gracia Márquez termina su gran novela con el ultimo Buendía devorado por hormigas. Dalí las metamorfosea con el paso del tiempo). Encima, La esfera de oro, símbolo del poder, (un pantocrátor Bizantino)”, explicó el pintor de origen español.

Y luego reveló el significado de la escultura del busto de José María Morelos y Pavón que mira fijamente al exmandatario panista. En la cabeza, apenas perceptible un pequeño hundimiento que, refirió el autor, es la marca de un balazo.

“La escultura del padre de la patria, Morelos, mira escrutador al personaje, tratando de ver sus intenciones, o ponderando su actuación. En la cabeza de la escultura destaca la redonda marca de un balazo.

“En la parte inferior izquierda se recorta en la sombra un enchufe, y un cable roto descansa en el suelo. Pegado al pedestal un foco fundido duerme en el suelo sin saber bien que hacer”, señaló Carbonell y declinó a dar más explicaciones de los simbolismos que imprimió a su obra que lo mismo ha recibido duras críticas que felicitaciones.

Desde la tarde de ayer hasta este mediodía, cuando bajó su página, los comentarios de Carbonell tuvieron respuesta en las redes sociales. En 19 horas, acumuló 99 “likes” y 86 comentarios a favor y en contra.

Aquí algunos ejemplos:

Felipe Martín Del Campo García: “Excelente pintura, pésima ética”.

Roberto Ram: “Si no era de tu agrado, te lo regresamos pero devuélvenos nuestros 800 mil pesos descarado!!! Al cabo que el desagrado de lo obtenido por las partes es mutuo!!!”

César RivGar: “Muy respetable tu opinión y si ganas bien, por algo será. Felicidades!”

Oscar Zempo: “En México tampoco es de nuestro agrado Felipe Calderón y también nos costó mucho! Que lo sepa el mundo!”

Josè Portadiux: “Ojalá y te dure ese dinero porque el dinero con el que te pagó el expresidente esta manchado con sangre y sudor de muchos mexicanos Felicidades por tu ética echada a la basura”.

Rodrigo Cabrera: “hagamos cuentas en el sexenio de Calderón hubieron más d 80 mil muertos y usted cobro 800 mil por el cuadro. Esto da a 10 por persona. Eso vale para usted la vida. 10 miserables pesos….”

Irene Hernández Torres: “a leguas se nota la grandeza de tus obras, lastima de modelo!!!”

Fernando Ele-Ve: “Explicación no pedida, culpabilidad manifiesta. Disfruta tu dinero de sangre”.

Percy William Gibson: “En lo particular se me hace un trabajo esplendido. Felicidades, Sr. Carbonell por pintar a Mi PRESIDENTE CALDERON tan bien. Es excelente trabajo, aunque no lo hayas gozado como yo lo estoy haciendo”.

Juan José G. Rufrancos: “La verdad que tus líneas denotan muy poco carácter y falta de madurez moral, prostitución se llama entonces lo que hiciste. Que pena honestamente. La próxima vez piénsalo dos veces, así evitas justificarte después con el orgullo del tibio. Por cierto, excelente trabajo, éste y toda tu obra, FANTÁSTICA”.

Héctor Aguilar: “Si, en efecto, es un trabajo exquisito (quien soy yo que tengo problemas para dibujar un borreguito en una caja para criticar la técnica de alguien experto), lo más rescatable, sin embargo, es la simbología que Santiago imprime, y lo que a mi parecer, hará que esta obra trascienda el tiempo, como un camino de hormigas por el bosque”.

Cecilia Rivero: es un excelente trabajo…y es solo eso…un trabajo encomendado que había que realizar y por el cual recibiría un pago. A mí en lo personal su trabajo sr. carbonell siempre me ha gustado, felicidades”, opinaron algunos usuarios de la red social.

A las 13:00 horas, el perfil del pintor ya no estaba disponible en Facebook.

De acuerdo con los datos del Portal de Obligaciones de Transparencia del IFAI, el contrato para realizar el cuadro fue firmado por la Presidencia de la República el pasado el 30 de agosto por adjudicación directa y tenía poco menos de dos meses de vigencia.

El pintor español realizó el trabajo entre el 15 de agosto y el 10 de octubre del presente año. También le hizo un retrato a Ernesto Cordero, actual presidente del Senado, para la galería de exsecretarios de Hacienda.

Además del cuadro de Carbonell, la Presidencia de la República firmó otros dos contratos para igual número de retratos de Calderón, pero ésos los pintó Hartwig Fermin Lugo Rhode.

Uno fue de medio cuerpo y costó 174 mil pesos y el otro fue un medallón al óleo por 69 mil 600 pesos. En total, la Presidencia gastó 997 mil 600 pesos en retratos de Calderón.

El cuadro de cuerpo completo fue develado por Calderón durante la cena que ofreció en Palacio Nacional en compañía de su familia y algunos miembros de su gabinete. Fue colocada al lado de la del expresidente Vicente Fox.
loading...